Reglas para la superviviencia de la historieta (o Decálogo del gafapastismo ilustrado)

Interesante, polémico y provocativo el artículo que publicaba Vicente Verdú en Babelia la semana pasada: Reglas para la supervivencia de la novela. Una reflexión que, resume rápidamente, establece que la novela actual debe buscar una vía propia que la diferencie de otros medios, incorporando los nuevos recursos narrativos de la que denomina la “comunicación fragmentada” (los blogs), evitando que pueda ser trasladada a otros medios como el cine o la televisión, huyendo de los géneros clásicos y acercándose al espacio interior del individuo y a su visión de la realidad como fuente única de inspiración, pero sin olvidar nunca el humor como referente ineludible de la inteligencia. Diez puntos que retan claramente al debate y que se conforman, curiosamente, como una especie “Biblia de Gafapastismo” que tiene multitud de puntos de contacto (en tanto son discutibles y aplicables o no) con la historieta.
Sirva como ejemplo el primero de los puntos de su decálogo de mandamientos: la huída de la traslación a otros medios. Precisamente la historieta se ha convertido en una especie de inmensa barra libre para los productores cinematográficos, donde encontrar “inspiración” para sus nuevos “megahits”. ¿Es malo que esto se produzca? Depende de la visión que se quiera dar. Verdú plantea la necesidad de establecer la literatura como un medio diferenciado, que ofrezca satisfacciones alejadas de las que ya ofrece el cine y la televisión. Compara en cierta medida el papel actual de estos dos medios con el de la novela popular del siglo XIX. Si en ese momento la literatura popular servía como único mecanismo de evasión para vivir otras vidas, ese papel es ahora propiedad de otros medios. Una opinión interesante, pero que en el caso de la historieta lleva a otros matices y planteamientos: el tebeo ha sido parte fundamental de la cultura popular de este país, medio de evasión obligado para muchas generaciones. Era la “TV de los pobres”, como bien se dice. Y quizás, un poco en la línea de la reflexión de Verdú, el abandono y olvido del tebeo por parte del público podría tener mucho que ver con esa sustitución de roles en los medios que comenta. Aquellos que usaban el tebeo para evadirse, hoy son fieles teleadictos, que encuentran en este medio lo que el tebeo proporcionaba con más inmediatez y posibilidades. Es posible. Sin embargo, hay que añadir en el caso de la historieta que la actual proliferación de adaptaciones tiene una doble acción: por un lado, la indudable promoción que se está haciendo de la historieta. Es incuestionable que el aumento de ventas que está viviendo el tebeo está íntimamente relacionado, entre otras cosas, con la avalancha de películas basadas en tebeos que estamos viviendo. Pero, por otra parte, en el caso particular del género de superhéroes puede provocar una traslación entre medios, dejando sin sentido la publicación en papel frente a la espectacularidad alcanzable en cine y televisión.
Más discutible es su llamada al abandono de los géneros y la búsqueda de caminos de realismo basados en la vida. Pese a que, personalmente, no voy a negar que a priori me interesa mucho más una historia de corte costumbrista o autobiográfico que otra de género, la furibunda proclama contra ellos me sorprende. Pero, paradójicamente, el tebeo vive un proceso de dicotomización radical entre esos dos conceptos. Hoy por hoy, el auge de la narración costumbrista (eje fundamental del llamado “gafapastismo”) se establece como una especie de contrario obligado al género, estableciendo una suerte de elección forzada entre ambas opciones.
¿Por qué ese odio al género?¿Por qué esa defensa a ultranza de lo biográfico?
Admito y me atrae, desde luego, el razonamiento de Verdú: la realidad es fruto más que suficiente de historias como para buscarlas fuera de ahí. Y debo reconocer que me interesa mucho más lo que le pasa a mi vecino que a un kryptoniano. ¿Pero es válida siempre la referencia autobiográfica? ¿Hasta qué punto la vida de otro es siempre interesante? Me decía Carlos Giménez que a él no le interesaba leer cómo un chaval se hacía pajas viendo a la vecina de enfrente, porque eso lo hemos hecho todos. Y es verdad. ¿Interesa realmente lo que todos hemos hecho alguna vez? Evidentemente hay que matizar: el argumento, así expuesto, sólo tiene una respuesta negativa. No aporta nada, es cierto. Sin embargo, la historieta siempre tiene a su favor ese contexto formal gráfico que hace posible que existan otros valores apreciables. Me puede interesar lo que cuentan y, también, porqué no, cómo lo cuentan. En mi caso, no tengo problemas en admitir mi mayor sensibilidad y atracción por las historias de la vida cotidiana. No me interesan los héroes épicos, sino aquellos que nunca serán héroes. O como leí una vez, no existen los héroes, sino los actos heroicos, que pueden ser protagonizados por cualquier anónimo.
Pero el problema es, aceptando que la realidad puede ser muy rica y generar historias de todo calado y variedad…¿Anula eso la existencia de los géneros? Fantasía, ciencia-ficción, terror, negro… ¿Deben ser olvidados y sustituidos por un mayor verismo realista y cotidiano? Aquí, desde luego, entro en contradicción con Verdú y no llego participo de su razonamiento. Asumir que el género es un recurso que da lugar a obras estereotipadas es, a mi entender, confundir la estructura formal que da un género con los objetivos de su uso. Una historia de género, de cualquiera, puede ser tan eficaz en la transmisión de una reflexión como la realidad. Incluso, si se me apura, permite ciertos recursos simbólicos que son imposibles desde la representación fidedigna de la realidad. Por mucho que la realidad supere a la ficción, como enuncia Verdú, siempre existe ese pequeño reducto de lugar para la materia de lo que están hechos los sueños.Es verdad que – y supongo que es donde Verdú pone el acento el género se ha quedado desvirtuado por un uso exacerbado y sin motivo alguno. Muchos géneros, como la ciencia ficción, se han convertido en instrumentos vacuos, en carcasas sin alma donde la obra no aporta nada más allá del andamiaje formal, sea con grandes efectos especiales o con nombres rimbombantes. Una insipidez argumental que, por desgracia, se intenta esconder tras la excusa de ser “productos de entretenimiento”, asumiendo que entretener a una persona sea promover el encefalograma plano. Entretener, la evasión de toda la vida, no presupone que el lector sea imbécil. Se puede perfectamente contar historias hagan pasar un buen rato y que, además, no se resignen a no intentar transmitir nada más. Si Milton Caniff o Eisner conseguían historias entretenidas que, además, contaban más cosas…¿Por qué no se puede hacer hoy? En ese sentido, me temo que ese mandamiento del decálogo de Verdú que anima a evitar las estructuras prefabricadas no deja de ser un acta de rendición ante la fuerza de una componente industrial que parece decidida a calificar de forma sistemática a sus clientes como idiotas.
Ambas expresiones, la ficción y la realidad, pueden convivir en una sociedad que reclame productos culturales que sean algo más que un soma mediático. Que sean verdadero “alimento para el espíritu” sin renunciar a que parte de ese placer puede ser, simplemente, pasar un buen rato.
Pero, y Verdú aquí da en el centro del problema, ninguna de estas opciones debe suponer un relajo de la calidad y exigencia del creador. El autor debe cultivar su lenguaje y debe aspirar a ir siempre más allá de lo ya creado. Igual que Verdú defiende la necesidad de cuidar la expresión y el lenguaje, el uso de la forma, tan fundamental en la historieta. Un aspecto que, en el caso de la historieta, debe traducirse como la investigación continuada y en profundidad en la narración y en los recursos narrativos, en conseguir que estilo gráfico y narrativo se articulen en una unidad indivisible y perfecta. No es conseguir un dibujo de perfección renacentista, una composición cinematográfica o unos diálogos de calidad literaria, sino que todos sean componentes de un mismo lenguaje que se imbrican de forma necesaria, cada uno en función del otro.
Ilustración de Fermín Solís.

85 Comentarios en “Reglas para la superviviencia de la historieta (o Decálogo del gafapastismo ilustrado)

  1. PapáCairo on 23 Noviembre 2007 at 14:05 said:

    Verdú propone un futuro monolítico y aburrido y no sé si llega a traspasar esa delgada línea que separa la iluminación de la tontería.

    “Hoy por hoy, el auge de la narración costumbrista (eje fundamental del llamado gafapastismo) se establece como una especie de contrario obligado al género, estableciendo una suerte de elección forzada entre ambas opciones”

    Hasta que llegan los Sfar, los Blain, los David B y nos demuestran lo contrario.

  2. Javier Trujillo on 23 Noviembre 2007 at 15:33 said:

    ¡Qué barbaridad!

    Para empezar, el crítico teorico, analista o como lo queráis llamar, no está para marcar lo que se debe o no se debe hacer, lo que está bien o mal, o el camino que ha de llevar cualquier arte… está para analizar y/o criticar las obras y caminos, que los creadores, esos que se machacan cada día y se arriesgan sin rubor a mostrar su trabajo, van desarrollando en su necesidad de búsqueda.

    ¿Se nos va la cabeza?

    ¿Es que el terror no es un género con tale obras maestras como cualquier obra costumbrista?

    Por otro lado, el citado "gafapastismo" (¡que palabra!) se autoproclama progresista, y no hay mayor evocación del conservadurismo artístico que el costumbrismo, de cuyo uso se abusó cinematográficamente en los años 60 en España.

    ¡Por dios!

    El arte irá por donde el publico, los creadores y la tecnología marque, no por donde un santo sanedrín, o un concilio papal tebetero quiera marcar, que la tierra no es plana, que el sol no da vueltas a la tierra.

    Yo pateo el suelo y digo: ¡Y sin embargo se mueve!, y luego si queréis me condenaís!

    )X-(

  3. Álvaro on 23 Noviembre 2007 at 15:58 said:

    Eeehhhh, Verdú es escritor. Y no se está marcando lo que hay que hacer, sion analizando y proponiendo, son dos cosas diferentes.

    Sólo una cosa Javier: ¿porqué el costumbrismo es conservador? No tiene porqué. Fíjate que Picasso o Juan Gris tienen entre sus obras cosas tan costumbristas como los bodegones. Y si nos ponemos así, la fantasía se lleva haciendo desde hace miles de años… El hecho de que lago se hiciera en un momento dado no anula nada. Porque si nos ponemos así, en el tebeo está prohibida la fantasía y la aventura, que fue la base de la producción de tebeos de los años 40 y 50…

  4. PapáCairo on 23 Noviembre 2007 at 16:05 said:

    Verdú propone un futuro monolítico y aburrido y no sé si llega a traspasar esa delgada línea que separa la iluminación de la tontería.

    "Hoy por hoy, el auge de la narración costumbrista (eje fundamental del llamado

  5. Coincido en parte con Javier y en parte no. Es decir, si que creo que inicialmente el crítico o el teórico debe hacer obras de estudio y crítica, de análisis si que quiere, pero es libre de considerar el lugar en que su ámbito de estudio se encuentra, hacia donde se dirige y hacia donde cree él que debería dirigirse, estableciendo sinergias, ahondando en fortalezas y debilidades que revaloricen su ámbito concreto de estudio.

    De todas formas y en relación del artículo, huir del género de los supers porque se puede trasladar al cine me parece echar piedras sobre el propio tejado, dejamos de lado la posibilidad de que entren nuevos lectores que tal vez se sientan interesados por otras formas y manifestaciones del cómic que no sean aquellas por las cuales entraron inicialmente.

    Yo soy ávido lector de cómics en general, si bien es cierto que prefiero el costumbrismo, y el realismo, de vez en cuando no está nada mal, leer obras mucho menos sesudas que sirvan como canita al aire, como simple divertimento.

    De ahí que reivindicar el gafapastismo (joer que palabro) como sumum cultural intrísecamente opuesto a otras manifestaciones del cómic me parece algo fuera de lugar…

  6. Javier Trujillo on 23 Noviembre 2007 at 16:11 said:

    Sí álvaro, ¿vas ahora a ser abogado del diablo?

    Un patrón establecido en 10 puntos, es una declaración excátedra de lo que está bien o mal, según él como crítico, como ideologo, no como creador, que eso se establecería con el ejemplo de su obra.

    Aquí esta ejerciendo como manipulador mediático de opiniones, y lo que está postulando es profúndamente conservador, savonaroladista y anatemizante.

    Justo la actitud que un progresista, abierto al avance de las tecnologías y la libre creación no debería tomar.

    (:-O

  7. No demonizemos Javier, establecer 10 puntos no implica que lo que caiga fuera de esos 10 puntos sea incorrecto, erroneo o en esencia dañino para una corriente concreta.

  8. Javier Trujillo on 23 Noviembre 2007 at 16:20 said:

    Por otro lado, las obras costumbristas no son más sesudas, ¿de dónde ha salido semejante idea?

    ¿Es poco sesuda El resplandor, o Blade Runner?

    No existe el realismo costumbrista, no existen obras de la vida real, porque persé, al ser obras realizadas y tamizadas por el filtro y la mano del creador, son ficción.

    ¿Ya hemos olvidado la declaración de intenciones de Rene Magritte con

  9. Javier Trujillo on 23 Noviembre 2007 at 16:22 said:

    No… sólo representa la muerte de la narrativa, según él,

    como para la iglesia salirse de los mandamientos era el fin de los tiempos…

    ¡Vaya, si eso lo escribe una firma contraria ideológicamente, ya veríamos como os parecía!

  10. Javier Trujillo on 23 Noviembre 2007 at 16:31 said:

    álvaro, ningún estilo es más progresista o sesudo por definición, pero hay una corriente de opinión establecida, que intenta propragar como una verdad clara, que el costumbrismo es intelectual y más progresista… y es categóricamente falso. La sóla idea de contraponerlo sistemáticamente como única opción ante el género supeheróico es una barrabasada.

    Vale, pues yo propongo la "tercera vía", como Toni Blair, hombre!

    El género como transmisor cultural y social.

    A ver quién me dice a mí que eso no puede funcionar.

    :-)

  11. Tomás on 23 Noviembre 2007 at 16:32 said:

    Me temo que cada uno de los puntos del "decálogo" del señor Verdú podrían ser refutados sin que uno se despeinara, pero lo que me parece impresentable es un tono que me parece que sólo demuestra su ignorancia y su apego a lo rancio ya la distinción entre "alta" y "baja" cultura: "guionistas a granel", "la fantasía" como "recurso estereotipado", lectores que "no habían salido de la provincia", "la ficción (…) pertenece a los tiempos anteriores al capitalismo", "el estilo en tercera persona es hoy el colmo de la falacia, la hipocresía, la cursilería, el amaneramiento", "Muchos leen y suponen que están leyendo literatura (…) cuando, en realidad, prestan su atención a (…) largos bocadillos de cómic", en fin, para qué seguir.

    Seguiré siendo un cateto, pero por lo que a mí respecta, las opiniones del Sr Verdú las voy a olvidar en cuanto termine de escribir esto.

  12. Javier Trujillo on 23 Noviembre 2007 at 16:36 said:

    Te digo de verdad que ya me canso de esta situación tan triste.

    O "gafapastismo" o "épicasuperheróica".

    Me niego a aceptar semejante radicalización, además eso sí que es negativo para el tebeo.

    ¡Qué no!, ¡Qué se pueden hace género, con mensajes y español, además!

    :-DDD

    ¡EA!

  13. Javier Trujillo on 23 Noviembre 2007 at 16:42 said:

    Y lo que más me duele, álvaro, es que opiniones así de retrógradas aparezcan en un periodico del nivel y progresismo como El País.

    Aunque por otro lado, demostraría su amplitud de opiniones.

    Pero si ese es el criterio del progresismo intelectual actual, no es progresismo, ni es actual, y dudo mucho que sea intelectual.

    Tiene la batalla perdida, como siempre, el consevadurismo la ha perdido ante el progreso.

    ¡Qué triste, hombre!

  14. A mí lo que me resulta curioso, es que la mayoría de seguidores del costumbrismo, y de la realidad frente al género, son los que luego tiran por los suelos el humor de los morancos, o los programas tipo "Gran Hermano" o "Diario de Patricia".

    Yo como seguidor de todos los géneros, (incluido el costumbrismo) opto por ignorar las opiniones de gente tan radical. A mi me gusta por igual Blueberry, Alita, Dragon Ball, Spider-man, Persépolis, Maus, y cualquier historia que esté bien contada, por muy descabellada, o por muy real que sea.

  15. Fue leer lo de decálogo y ya directamente me entró la desgana. Este decálogo viene a ser la misma cantinela de "alta cultura" y "cultura basura" que tiene ya más de 40 años.

    Como ejemplo de género que sirve para algo más que para pasar el rato propongo dos ejemplos: El cuerpo negro de Dominique Manotti (género negro, tan realista o más que el costumbrismo) y Milenio negro de J.G. Ballard (ciencia-ficción aunque a los críticos inteligentes y sesudos no se lo parezca porque piensan que toda la ciencia-ficción es igual que Star Wars y similares).

    Por cierto, en el cole me enseñaron que el costumbrismo es un subgénero dentro de otro género mayor llamado realismo, ¿no da miedo?

  16. Muerto y anón on 23 Noviembre 2007 at 17:16 said:

    Yo estoy del lado de Mircea Eliade, que ya solucionó este viejo problema (reproducido ahora en la blogolandia de los tebeos mediante el sello egipcio de los epígrafes 'gafapastismo' y 'pijamero') cuando le mentó la madre a la crítica literaria francesa de su tiempo leyendo a la par la literatura de quiosco y el Joyce integral.

    [Ya ni esto me revive pero me sentaré aquí a ver el partido de futbol. Hace tiempo dieron uno muy bueno en otro blog… Rutu Modan contra The Autorithy, el partido del siglo dijeron.]

  17. Muerto y anón on 23 Noviembre 2007 at 17:18 said:

    Y que alguien queme todas las salas de cine. Ya no sirven para nada y aunque Nanni Moreti haga algo no me dejarán verlo.

  18. Y quememos la obra de artistas como Dalí, o Goya, o El Bosco, que son todos unos fantasiosos.

  19. Pingback: Yo también creía que no lo haría « Borracho soy aún peor

  20. Se hacen pocas obras de arte, maestras e indiscutibles. eso hay que tenerlo en cuenta, y después enfocar.

    La cosa no está en una supuesta separación de lo genérico versus el género costumbrista (lo escribo así, muy conscientemente, y sobran explicaciones). Tener un género es un punto de partida, un reto. O un mero punto de apoyo, sin más. El verdadero logro está en hacer algo nuevo con el género, lo que no quiere decir que la mayor parte de autores simplemente utilizan unos códigos, como si fueran notas, variándolas en un pentagrama. Muchas veces lo que resulta es agradable, melódico, grato. Pues bien. Otros, muy pocos, inventan el dodecafonismo, pero eso, claro, ocurre con cuentagotas. Papacairo habla de Sfar. Bingo. Moore hace veinte años, Oesterheald hace cuarenta, Eisner hace sesenta…

    Lo magistral lo es por forma y por fondo, y no abunda. Así, nos conformamos con lo bueno, o lo notable, y le damos nuestras cinco estrellas.

    La exigencia con un medio nace en la exigencia con el baremo. No con el género o su supuesta falta.

  21. Muerto y anón on 23 Noviembre 2007 at 17:58 said:

    El mito es el futuro porque ha sido el pasado.

    El mito mira desde la taza del water del piso compartido de un jubilado o la estrella aquella llena de anillos de ese otro fin del universo, porque al mito lo que le gusta es el hombre. ¡Jopeta, tita Teresa, al mito se la suda la representación de sus contenidos! Canicas y pelotitas de plástico brillantes o zafiros y esmeraldas son lo mismo para el mito.

    Es que es muy cabrón, se repite con mil aliños como las acetunas. Y esto es bueno pues cuando vuelve hacerse así con lo ya conocido algo nuevo se trasciende la intersección de lo interior y lo exterior (tan útil para que los gonogos escapen de los leopardos pero francamente tonta para establecer contacto con el mundo material que nos rodea, y no lo digo yo que ahora hasta lo dicen por televisión), copyright-matraca plotinoibnarabica.

    No existen géneros y no géneros, sino ordenes de representación literarios: un ejercicio, una experimentación, un hacer continuo de las emanaciones literarias.

    ¡Todo es imaginación!, en la imaginación la imagen y en ella la magia. ¿Lo demás? Literatura, letra, retahíla de ripios y monsergas bien estudiadas.

    [¡Viva Platón, redios!]

    Mensaje de la Fundación contra el bulo de la drogadicción del Alan Moore.

  22. Muerto y anón on 23 Noviembre 2007 at 18:04 said:

    Quememos LAS SALAS DE CINE, no el cine. ¡Gili!

  23. Dos matizaciones:

    "Te digo de verdad que ya me canso de esta situación tan triste.

    O gafapastismo o épicasuperheróica.

    Me niego a aceptar semejante radicalización, además eso sí que es negativo para el tebeo."

    El problema, me parece, se engorda con esta dicotomía absurda que parece perpetuarse. Ya lo hemos comentado más veces por aquí, pero cuando en el cómic se habla de género nos estamos refieriendo casi exclusivamente al género de superhéroes. Visto lo cual, enfrentar "superhéroes" con todo lo que se suele englobar bajo el término "gafapasta" (Peeters, Mazzucchelli, Satrapi, Seth, Ware, Spiegelman, etc.), es tan absurdo como plantear una polémica entre el género de la novela gótica y la poesía. Simplemente estamos hablando de categorías terminológicas incompatibles. Lo "gafapasta" no es un género, ya está bien.

    Dos. El decálogo de Verdú me parece inaplicable al cómic (independientemente de su modernidad o monolitismo), sencillamente, porque la novela le saca a éste muchos cuerpos de ventaja (en términos cronológicos, cualitativos, cuantitativos, etc.). El cómic está intentando llegar a un grado de consolidada madurez, la novela lleva mucho tiempo regalándonos obras maestras. No están las viñetas, aún, en situación de rechazar cruces (o préstamos) interdiscursivos, ni experimentaciones (sean éstas genéricas o no). La historieta está todavía creciendo y, en ese sentido, cualquier "empujón" hacia adelante es válido (incluido el de las adaptaciones cinematográficas y sus consecuencias mercadotécnicas).

    Disculpad el rollo.

  24. Vaya artículito de Vicente Verdú! Bueno, me niego a pensar que Verdú esté abjurando de la ficción en la literatura (que necesariamente implica un grado de fantasía) porque eso sería cargarse la novela de un plumazo. Porque si algo es la novela, es ficción. Eso por definición. Don Quijote, como primea novela en sentido moderno, es ficción. Como lo es Madame Bovary, Fausto, Cien años de soledad y tantas, tantas otras. Pero una cosa es hablar de "referirse a la realidad" y otra, negar la ficción. Es una aseveración tan vaga que se coge con la punta de los dedos, porque todos los escritores, en mayor o menor medida se refieren a la realidad, a los que les rodea, precisamente porque su expresión artística reside en sus propias experiencias.

    Me recuerda mucho este artículo provocador de Verdú a la polémica en los 60 sobre apocalípcticos e integrados en referencia a la cultura de masas. Nada nuevo bajo el sol, entonces. O sí, porque Verdú propone buscar un camino estético propio de la literatura para evitar los "contagios" de otros medios y con ella mantener su propia supervivencia. Y en esas opiniones es donde encuentro la coherencia de su opinión. En la propuesta de cambiar hábitos "fast food" por "slow food" ofreciendo al consumidor un producto que requiere un acercamiento radicalmente distinto al que le propone el videojuego, el cine, incluso el cómic. Interesante, pero futil.

    La literatura, como la lengua, está en constante evolución y el "contagio" con otros medios no solo es beneficioso sino deseable. No olvidemos que la literatura tiene unos cuantos miles de años de historia y no creo que debamos ser excesivamente apocalípticos ante la situación actual. Sin contagios no existiría "La tía Julio y el escribidor" fantástica e hilarante novela de Vargas Llosa que se basa en las radionovelas. No existirían las novelas del argentino Manuel Puig "Boquitas pintadas" ni "La traición de Rita Hayworth" que adaptan el melodrama como género principal. No existiría la retroalimentación que ha existido y existe entre las novelas llamadas de género negro (novelas a secas que diría Vázquez Montalbán) y el cine negro. Y tantas otras…

    Y más aún. Sin fantasía, sin ciencia ficción nos quedamos sin Ray Bradbury, sin Philip K. Dick (y el que crea que sus obras tratan del año 2478 están bastante equivocados, porque su materia de análisis es la realidad, la influencia de las drogas, el paso del tiempo, la memoria…cosas muy reales), sin Assimov (y su Fundación que no es otra cosa que la Caída del Imperio Romano, obra que también escribió este autor de "ciencia-ficción"), sin Tolkien (que siendo filólogo aplicó técnicas muy reales, filológicas, constatables, para la creación de sus lenguajes en "El señor de los anillos"), sin H.G.Wells y los contagios con la radio que nos dejaron perlas para posteridad como el programa de Orson Wells…y paro.

    Por tanto, creo sinceramente, que el señor Verdú es una persona muy inteligente, que haciendo uso de un dominio del lenguaje más que notable, se ha reído de todos nosotros con un artículo que buscaba ciertamente lo que ha conseguido: provocar.

  25. Vaya chapa que acabo de soltar!! Sorry…

  26. PapaCairo on 23 Noviembre 2007 at 19:44 said:

    Provocar es muy facil Jorge, generar debate es mas complicado.

    La suma de la perogrullada con la tonteria convenientemente aderezada con unas gotitas de contradiccion no me aporta nada. :-(

  27. PapaCairo,

    Pero el artículo de marras ha motivado 25 comentarios con lo que sí se ha generado algún debate ¿no?

  28. salvador on 23 Noviembre 2007 at 21:16 said:

    Todo es extrapolable y lo mismo que tenemos Sfar, Blain y Morrison ellos tienen Bergman,W.Allen y Amenabar.

    O la música, por decirlo de alguna manera, Sfar dibuja tan mal como Dylan canta…

    Yo creo que en todos los campos de cultura pasa lo mismo y se quejan de lo mismo.

    Y cada uno de nosotros entramos en la música, cine, literatura, comic según lo que busquemos.

    Más claro el agua.

  29. PapaCairo on 23 Noviembre 2007 at 21:22 said:

    Mas o menos todos los comentarios dicen los mismo y yo ahi no veo debate, el debate es otra cosa, o eso me parece a mi.

  30. Puff!! UAU! O_O Pero me pillas en día espeso. Si la llama sigue viva en otro momento.

  31. Qué rollo! ¿Pero de verdad alguien ha podido leerse esto hasta el final? Con la de cosas verdaderamente interesantes que hay que leer por ahí. Cómics intranscendentes por ejemplo.

  32. Javier Trujillo on 23 Noviembre 2007 at 22:35 said:

    Por cierto, álvaro, ahora estoy experimentando con los comentarios al estilo "descompresing storytelling", es decir, a ráfagas cortas, en lugar de mis largos soliloquios.

    ¿No quedan mal eh?

    Un saludo a todos.

    :-D

  33. Pues si resulta que el tipo ese es muy inteligente, y lo único que quiere es provocar, pues no me parece tan inteligente, menudo rollo ha tenido que soltar para tocar las bolas a la gente.

    Con que hubiera dicho "los que leen ficción son gilipollas, los que leemos realidad somos superguays y tenemos el pene muy grande" hubiera bastado.

    Lo único que me ha demostrado ese tipo con ese artículo es que la progresía está mas cerca de lo retrógrado de lo que la gente se piensa.

    Por cierto, yo tampoco veo mucho debate por aquí.

  34. Breixo on 23 Noviembre 2007 at 23:09 said:

    En mi opinión el éxito de géneros como la autobiografía y el reportage en el cómic , a parte de por ser novedad y beneficiarse del prestigio de lo actual, se debe a que han sido los únicos que han desarrollado con fortuna la no-ficción en viñetas (ya se sabe:basado en hechos reales). Quizás con el tiempo veremos ensayos "tout-court" pero, a excepción de "Understanding comics" y el "Kafka" de Crumb", aún no se ha avanzado lo suf¡ciente en esa dirección.

  35. ¿Eres jovén y te gusta la cultura, arte, ciencia o humanidades?

    He iniciado un proyecto de crear un foro enfocado a los jóvenes intelectuales o que simplemente les guste y quieran compartir conocimientos de:

    Bellas Artes, Ciencia, Música, Sociedad y todo lo relacionado a la cultura

    Para ser miembro solo debes cumplir con estos simples 3 requisitos:

    1.- Debe gustarte e interesarte alguno de estos temas: Bellas Artes, Literatura, Ciencia, Música, Sociedad y todo lo relacionado a la cultura.

    2.- Saber escuchar las opiniones de otros usuarios e intentar de mantener un punto de vista neutral, sabemos que no todos piensan de la misma forma y queremos ser una comunidad utópica donde la opinión de cada uno cuente y se respete.

    3.- Tener ganas de compartir y aprender conocimientos de otros jóvenes como tú :D

    La dirección del foro es la siguiente:

    http://iq.3l0g.com/

    y te puedes unir al foro entrando en:

    http://iq.3l0g.com/index.php?action=register

  36. Pedro Camello on 24 Noviembre 2007 at 3:12 said:

    "la realidad es fruto más que suficiente de historias como para buscarlas fuera de ahí. Y debo reconocer que me interesa mucho más lo que le pasa a mi vecino que a un kryptoniano. ¿Pero es válida siempre la referencia autobiográfica?"

    Joer álvaro, según esa premisa muchos deberíamos huir en masa de los cómics y la literatura y refugiarnos en el cine y la TV, ¡pero es que yo prefiero el cómic como medio!

    Además, personalmente, estoy en un momento en que ha llegado a asquearme la referencia autobiográfica, que no me parece otra cosa que un ejercicio narcisista y onanista que no me explico a quién puede interesarle (aparte del susodicho, claro).

    En fin, si ese es el futuro, ¡huyamos a las colinas!

  37. Álvaro on 24 Noviembre 2007 at 10:31 said:

    Pedro: sólo es una expresión de gustos, no una invitación genérica a que todo el mundo lo haga… :)

  38. El famoso artículo no va errado en ciertos puntos, como lo de intentar buscar aquello que es exclusivo del medio literario, o lo de la degustación inmediata, sin esa ansiedad continua de llegar al final de la historia. Lo que da rabia es la actitud despectiva hacia el resto de medios de expresión.

    Por otra parte, se nota que el hombre no está muy puesto en cine y comics, pues cantidad de autores de ambos medios hace mucho que están creando obras que se ajustan su "elitista" decálogo literario.

  39. un semi-Off-Topic.

    El proximo jueves, en el canal 33 catalán , a eso de las 23 h, entrevistarán a Max con motivo del premio nacional en el programa de tertulia literaria "L'hora del lector".

    Television de catalunya tiene un servicio de visonado online, así que podrá verse por internet en :
    http://www.tv3.cat/3alacarta/

  40. La propuesta puede ser valida siempre que se entienda como tal -y sólo como tal- es decir como una mera propuesta y sin ningún dogmatismo. Entonces puede servir como punto de partida para la busqueda de nuevos caminos, lo que no implica, o no debe implicar- el abandono de toda la tradición anterior (cosa que ni siquiera es en verdad posible). Porque digo yo, que todo lo que sea ampliar horizontes, bienvenido sea. Eso sí, si empezamos con dogmatismos, con eso no vale, aquello es una mierda y lo otro esta tan visto que ya sólo le gusta a los idiotas, entonces vamos listos.

    La forma de entender que a mí me agrada en general es esa que no admite límites, que todo le sirve; que no olvida sus raices pero sin renunciar a subvertirlas siempre que pueda. Lo cual es tan obvio que no merece la pena ni escribirlo.

  41. La forma de entender el arte que a mí me agrada en general es…

    Me quedé atras al sujeto objeto de mi reflexión.

  42. Pedro Camello on 24 Noviembre 2007 at 16:24 said:

    "Pedro: sólo es una expresión de gustos, no una invitación genérica a que todo el mundo lo haga

  43. Javier Trujillo on 24 Noviembre 2007 at 16:25 said:

    álvaro, hay conceptos que creo que se están manipulando propagandísticamente o se desconocen absolutamente.

    Vamos a ver,

    Autobiográfico… autobiográfico, o biográfico, daría igual bajo mi punto de vista, porque se basaría en la trancripsión "verista" de la vida de un tipo, son… vamos a ver… las biografía sobre Hitler de Allan Bullock, o las de Julio Cesar, Alejandro Magno, Napoleón por sus biógrafos, o de Gandhi y Luter King, o, qué se yo, de Jim Morrison de los Doors, en fin, muy poco que ver con el costumbrismo "gafapasta", que si os empeñáis en usar el témino, y os sentís orgullosos, va a haber que usarlo para definir el tema.

    Por otro lado el costumbrismo… el costumbrismo tradicionalmente es lo más conservador y antiprogresista que ha existido. En pintura, me hablas de los bodegones de Picasso… ahí amigo, ¿ya creías que te iba a dejar escapar vivo eh?, cualquier género costumbrista es muy poco vanguardista. La más grande obra que tiene Picasso es El Guernica, que es puro género de guerra, en este caso, como en La cruz de Hierro de Pekimpah, usado como mensaje antibelicista. Pero es que además, amigo mío, Picasso, lejos de centrarlo en el fácil recurso del momento, de la noticia centrada en el día y el lugar, evoca los conceptos clásicos del arte, para rejuveneciéndolos con su estilo personal y crear una obra de mensaje universal, que trascienda a los ejemplos puntuales, al tiempo y al lugar, es decir, al espacio.

    Los bodegones suelen ser puros ejercicios de técnica y estilo, y los retratos, las "biografias" de la pintura, son puros ejercicios de venta económica para la gloria del ego del ratratado, que es el que los pagó.

    Hombre, costumbrista es "El angelus de Millet", realmente una apuesta muy "arriesgada" ¿verdad?. Los bodegones flamencos, igualmente. La lista sería interminable.

    Eso para empezar.

  44. Javier Trujillo on 24 Noviembre 2007 at 17:11 said:

    Por otro lado, ni la narrativa autobiográfica o la costumbrista, hace referencia a la vida real, en absoluto. Cualquier personaje solidamente costruido en una obra de fantasía, está sacado de uno de la vida real, y cualquier narración costumbrista, esta filtrada y manipulada por el autor, porque no existe la objetividad real, eso, dicen, que es cosa sólo de dios. Y ya sabes lo que penasamos tu y yo de eso. ;-D

    Obras maestras como el Guernica, son puro género, utilizado habilmente como transmisor de valores universales. Así ocurre con el 1984 de Orwel, o con 2001, Una odisea del espacio de Kubrick, obras que sin duda, hay que catalogar forzosamente como intelectuales, pero de género.

    He aquí, que acabo de darme cuenta de la diferencia entre

  45. Álvaro on 24 Noviembre 2007 at 19:19 said:

    Me lo voy a tener que hacer mirar… creo que estoy de acuerdo contigo Javier!!!! :)

  46. Javier Trujillo on 25 Noviembre 2007 at 12:43 said:

    ¡Vaya, álvaro!,

    ¡esto me tranquiliza, estaba ya un poco preocupado, porque me parecía tan evidente…

    Ufff!

    Un abrazo, admirado álvaro.

    :-D

  47. Javier Trujillo dijo: "Sí, porque

  48. Álvaro on 25 Noviembre 2007 at 16:52 said:

    El problema, me temo, no está en el propio término "gafapasta", sino en esa sensa por la que está yendo nuestra sociedad donde la palabra intelectual es sinónimo de insulto.

    Y eso sí que es terrible, porque es asumir la estulticia como estado natural del individuo, escondiéndolo tras la supuesta supremacía del entretenimiento. De ahí a las sociedades del soma, de 1984 o, peor y más cercano, al "cuando oigo la palabra cultura saco la pistola" del fundador de la Gestapo, sólo hay un paso.

  49. Estos ebates me perecen absurdos. ¿salvar al historieta? ¿de qué? La historiesta no necesita ser salvada de nada ni de nadie. Vive un gran momento. Estos mesnjes apocalipticos tipo "la novela ha muerto" me prece una soberana chirrada. El comic costumbrista, el comic de fantasía… mentras sea bueno, da igual la temática. no comprendo pr qué le damos tantas vueltas a las cosas, sinceramente.

  50. Javier Trujillo on 25 Noviembre 2007 at 18:03 said:

    Ya álvaro, pero es que ahora hay "intelectualidad" de consumo, de pose, de tribu hurbana con clase.

    Vamos a ver, aquí de lo que se trata es de difundir la cultura, el intelecto, el arte… no estereotipado por la moda del momento, sino por la calidad de la forma y el fondo, y por la coherencia del mensaje y su costrucción formal. Estamos hablando de la obra genuina, original, auténtica y sólidamente integra.

    Ahora, y simpre ha ocurrido, ojo, hay mucha pose de lo más "in", de lo más pijo, de lo que más mola… y eso es más falso que el cartón piedra de las superproducciones de los 50. Se cae en menos de 10 años, y los mismos que lo jalean, después renegarán de ello. Si ha pasado con los intelectuales al uso de hace 20 años. Si nos metíamos al Bergman entre pecho y espalda, pensando, que intelectual soy, que hasta me cuesta ver y seguir con interés esto. pero, veo que lo voy capatando… aquella del proceso del cancer en una agonía, el costumbrismo de las familias de norteeuropa… y… ¡vaya, donde esté Blade Runner con su análisis del ser ante la muerte, o "La noche de los muertos vvivientes" con su mensaje subterraneo, que se quite Bergman, que no hay quén se lo trague.

    En aquellos años era lo más de lo más. Y visto hoy…

    Qué no, que la obra con base cultural y mensaje intelectual no es la que está sometida a la influencia de una moda pija que mola, qué no, que son las obras sólidas, sean de temas clásicos o vanguardista, sean formalmente rompedoras o brillantemente académicas. Las obras son brillantes e intemporales o bandazos de una moda pasajera.

    No hay obras gafapastas vanguardistas o épicas clásicas, hay obras que transmiten, o rollos infumables, sean modernos o no.

    Habría que cortar en seco y empezar de nuevo sin estas consideraciones estereotipadas, sin el esto es afin a mi tribu o no, eliminando los "nacionalismos excluyentes", los mios o los adversarios, y comenzar a ver las obras como arte, no como propaganda de uso para unas u otras corrientes.

    Hay que sumar, no restar, multiplicar, no dividir, esa es la forma de crecer, sin ponerle barreras al paisaje.

    Es en lo que yo creo.

    Un saludo. ;-D

  51. Álvaro on 25 Noviembre 2007 at 19:31 said:

    Hombre, ahí me has tocado la moral, que yo soy begrmaniano a muerte, desde El Séptimo Sello a Fanny y Alexander (qué delicia de película), pasando por Fresas salvajes. :)

    Que una cosa no quita lo otro… Que me gusta muchísimo Blade Runner, pero para reflexiones sobre la muerte, hay muchas y, me temo, mucho más interesantes sobre ese tema-por lo menos para mí-, desde la impresionante Frankenstein hasta Las invasiones bárbaras, apsando por El hijo de la novia, La balada de Narayama, Million Dollar Baby o mi vida sin mí, por poner sólo algunos ejemplos.

    Lo que no quita que Blade Runner sea una obra maestra. No caigamos en el juego de siempre (y que es, en el fondo, el rpoblema de la dialéctica gafapasta-pijamero): descalificar una obra para valorar otra.

  52. libreria moebius on 25 Noviembre 2007 at 21:29 said:

    si seguimos el manifiesto a rajatabla, resulta que el cine español solo produce obras maestras

    jajajajajajajaja

  53. Javier Trujillo on 25 Noviembre 2007 at 21:58 said:

    Ya , y a mí me encanta Fanny y Alexander (para mi la mejor, sin duda) y el Septimo Sello, pero lo que te digo es que en su momento Bergman parecía el no va más, y con el tiempo, ha quedado entre muchos otros que eran de esa misma época y no se consideraban tan elevados. Y muchas obras siguieron su estela y son terriblemente malas, incluso algunas de Bergman mismo.

    Y Allen, usando la comedia, ha hecho maravillas intelectuales, no gafapastadas, creo yo.

    Ahora hay un tipo escandinavo, que no me acuerdo del nombre, y no me voy a poner a buscarlo, que tiene una pelicula llamada La Celebración, que es genial. Una familia de alto nivel se reune para celebrar el cumpleaños del padre, en un Hotel de su propiedad. Se intuyen ciertas tensiones familiares ocultas, típicas entre los miembros de una misma familia, pero vaya, a media película, se levanta el hijo mayor para pedir un brindis, y lo pide por su padre contando algo que nadie sabe, que su padre abusaba de él cuando era pequeño, y su madre lo sabía y se callaba. Menuda bomba y menudo fin de semana familiar. Hasta el jefe de cocina se pone de su parte, que conocía la historia desde el princip

  54. Javier Trujillo on 25 Noviembre 2007 at 22:03 said:

    El cine español es super costumbrista y pleno de obras maestras sí, moebius, según el manifiesto… quitando, Tesis, Abre los ojos, 28 días después, El horfanato, El día de la bestia, Los otros… en fin, todas esas que a mi me gustan, pero que como son del género de terror y no transmiten y no son sensibles, son para alcornoques como yo mismo.

    :-DDD

  55. A mi me ha gustado el post y me gusta porque genera polemica.

    No es un problema de géneros, es un problema de como se usan los generos.

    no hay generos mejores o peores, hay autores mejores y peores.

    TODOS tenemos preferencias y nos tira una cosa mas que otra. Pero parece que tenemos que andar convenciendo al resto de que nuestras decisiones son mas legitimas que las de los demas.

    si te gustan los superheroes porque te pones palote viendo los colores o el dibujo…pues genial, coño. Cada uno busca la felicidad como quiere.

    Lo que pasa q es mas facil tirar a los extremos, seguir el manual unos y otros y evitar el mal trago de pensar que las cosas no son blancas o negras, que no es obligatorio despreciar lo que hacen o les gusta a los demas y que nadie nos ha pedido clasificar las obras es esas dos estupidas y pueriles carpetas que nos hemos inventado para evitarnos ser un poco mas criticos y analiticos con las cosas que nos rodean.

    Lo que pasa es que los prejuicios y los complejos tiran mucho.

  56. Por ejemplo, a mi me interesa mucho el costumbrismo fantastico. Es decir, meter elementos extraños en situaciones cotidianas.

    Por ejemplo: ¿El angel exterminador es costumbrista o fantastica?

  57. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 0:19 said:

    ES UNA OBRA MAESTRA.

  58. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 0:21 said:

    Me gusta Medem.

    Esa línea la ha seguido siendo fiel a su originalidad.

    Por ejemplo, La Ardilla Roja.

  59. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 0:24 said:

    Me voy a ver una película ahora mismo, que me he motivado.

    VIDOCQ, que ya la ví en el cine, pero la voy a volver a ver, que tengo que estudiarla un poco.

    Un saludo a todos.:-D

  60. Álvaro on 26 Noviembre 2007 at 1:16 said:

    Vidocq… pues oye, como que me pareció un truñete. La típica película francesa de efectos especiales, es decir, que se pierde en la producción y se olvida del guión….

    Muy flojita.

    Donde esté el Sherlock Holmes de la Granada TV, que se quiten los Vidocqs… :)

  61. Muerto y anón on 26 Noviembre 2007 at 2:28 said:

    Yo no voy a ser menos, y como no tengo DVDs de esos me meteré en la cama imaginando que Fermín Cabal va a estrenar la adaptación teatral de Los Señores del acero.

    Cuando pierda el control de las imágenes puede que lo proyecte neuroticamente hacia una adaptación comiquera de ¡Esta noche, gran velada!

    Ningún manual, ninguna escuela, se pone deacuerdo en fijar un mismo tiempo en las posiciones invertidas como la shirshasana… ¡De ahí el delirio, la locura y la hinchazón craneal! Dos tallas más de sombrero y pesadillas nocturnas aseguradas.

  62. Tambien, volviendo un poco al tema de las tendencias y los generos, me da la sensacion de que ahora esta mal visto asumir o afirmar que uno quiere hacer o le gustan las obras intelectuales. Parece que es una palabra teñida de pretenciosidad y aires de superioridad. y que decirla es querer estar por encima de los demas. Y de pronto afloran complejos de individuos que se sienten (misteriosamente) atacados.

    ¿acaso es malo querer contar historias que se basen su fuerte en elementos mas realistas, o sociales, en personajes y sus relaciones y no en el simple espectaculo pajillero?

    Yo entiendo que muchas, demasiadas veces algunos autores quiere camuflar las carencias narativas o artisticas con fomulas mas "personales" y acaba siendo eso, una formula, vacia.

    Ahora parece un pecado admitir que te gustan obras reflexivas, que te hagan meditar sobre el mundo en el que vives y el rollo palomitero o de simple entretenimiento, al no "pecar" de pretencioso, es el que esta mejor visto.

  63. PapáCairo on 26 Noviembre 2007 at 11:30 said:

    Suena un poco raro eso de que

  64. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 11:31 said:

    Pues sí, VIDOCQ es interesante visualmente, pero le falta ritmo y profundidad. Sin embargo, ambientalmente tiene muchos puntos de estudio para aprender.

    Hombre, intelectuales y/o culturales son 2001, Una odisea del Espacio, 1984 de Orwell, El planeta de los Simios (la primera original), Un Mundo Feliz de Aldoux Huxley, La naranja Mecánica, Ran de Kurosawa, Blade Runner, Solaris de Trakowski, Derzú Uzala de Kurosawa… y ninguna me parece costumbrista.

    Ahora bien, si las conversaciones con la hija de mi vecino, o con la ex-novia de mi hermano que ahora me pone a mí, o con el kioskero de la esquina que ha visto cambiar a lo largo de los años nuestra calle y sus residentes con el paso de los tiempos, y me cuchillea todos los secretos de cada uno, si es a eso a lo que le llamáis intelectual y sensible… intelectual no es, desde luego, y sensible… como las telenovelas, pasteladas.

    Me va más la idea de la peli esa de Ben Kngsley, que era torturador de la dictadura chillena, y se acerca a la casa de una torturada, Sigurney Weber, que le reconoce por la voz y le apresa para aplicarle la misma medicicna, aflorando todo el drama pasado a la superficie.

    Es que a mi las pasteladas que se han puesto de moda en el tebeo no me gustan nada, de nada. Me parecen como telenovelas sensibleras o esos telefilmes que empiezan con "basado en una historia real"… cuando empiezan así, me digo… veras que telenovelón.

    Mistyc River, o Locos en Alabama, me van mucho más.

    O El cazador.

    Con más garra, hombre!

    Un saludo.

  65. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 11:35 said:

    Ah!, la otra que me dekó impactado anoche es una japonesa de terror psicológico, Anomalía, muy distinta el terror de niños fantasmas japoneses al uso, o tecnológicos. Es algo como Tesis, más dura y filmada con un estilo visual vanguardista tipo Kietlowsky, muy preciosista y ténico, que choca y se contrapone muy bien al terrible tema de fondo, la tortura enfermiza.

    Un saludo.

  66. PapáCairo on 26 Noviembre 2007 at 11:45 said:

    EL cazador tiene sus cositas…

  67. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 12:07 said:

    Pue eso, Papácairo, o esta que se llama… "Defensa", la del rafting… que tenga garra y fuerza, no pasteladas… es que a mi me va el Heavy Metal de los Zeppellin, vamos, que prefiero "La escalera hacia el cielo" o una balada Heavy de los Scorpions, que es romántica pero con garra y fuerza, a Camilo Sesto… que es… eso, una pastelada. O el sombra aquí y allá, y en tu fiesta me colé de Mecano, que es el tono de algunos tebeos de ahora.

    No me van, no, lo he intentado, pero no.

    Un saludo.

  68. PapáCairo on 26 Noviembre 2007 at 12:36 said:

    Defensa es una gran película. Como curiosidad, Hermann toma prestado al niño del banjo y lo saca en

  69. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 12:50 said:

    Es que El Cazador son dos películas, la del tema de fondo, y la de la boda, y se de destroza el ritmo y la "secuencialidad" que dicen los tebeteros.

    Un final muy de comic ¿eh?… mmm…

    Eso me recuerda a Thelma y Louis, que es de las que me gustan, nada pastelera, con fuerza y garra.

    Sin duda el final también sería muy de cómic… menos mal, si lo hacen de cine made in Hollywood con final feliz… la estropean.

    Un saludo :-D

  70. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 13:05 said:

    Otra, "Memento", ¿costumbrismo desmemoriado?

    no… género e intelectual, explica muy bien (y me viene estupendo este tema para redundar en que no existen Obras de La Vida Real) como funciona la memoria y la percepción humana, fragmentando y discriminando lo percibido en recuerdos seleccionados por lo que "se desea interpretar", alejado de lo denominado como "real".

    Otra más, "Identidad", un estupendo ejercicio de género thriller, con psicopersonalidades distanciadas pero coincidentes, género e intelectual, sin duda.

    Y otra española, "El metodo", ¿queréis fondo social?, pues ahí está, y por cuatro euros, que es una obra de teatro filmada, pero nada de costumbrismo pastelero.

    Nada de pasteladas… nada.

    Vale, que ya me he explicado demasiado, hasta estoy pesado…

    :-D

  71. no me deja de sorprender la capacidad de ofenderse que tiene la gente y de atacar lo que no entienden por culpa de sus propios complejos de inferioridad.

  72. Cornelio on 26 Noviembre 2007 at 13:48 said:

    Pues a mi el decalogo de Vicente Verdu me parece una apologia miserable de la novela realista del siglo XIX. Que por un buen motivo esta muerta. Propone una especie de retorno a la epoca mas cavernosa de la ficcion, su aplicacion en el mundo del comic me parece tan dudosa como en el de la literatura.

  73. PapáCairo on 26 Noviembre 2007 at 13:54 said:

    Carlos, no se si lo dices por mí, pero vamos creo que me has leído mal, no sé…

    El Cazador, final "de cómic" (SPOILER):

    Un red neck ex combatiente decide volver a Vietnam desde su América profunda para buscar a su mejor amigo, se las ingenia no sabemos cómo para colarse en el Saigón de la desbandada, allí encuentra así como de casualidad a su amigo que se la juega a diario a la ruleta rusa desde hace ni se sabe cuanto pero el percutor siempre da en vacio salvo cuando llega De Niro y se enfrentan: Tachann, De Niro gana (la Baraka supongo). Muchas casualidades ¿no?

  74. No, no, Papa Cairo, hablo en general. No hablaba tanto por vuestros comentarios como haciendo una observacion de una relectura de todos los comentarios y del propio post de álvaro.

    simplemente me asombra el hecho (de unos y otros) de que la gente no pueda obviar lo que no le gusta y tenga que atacarlo o ningunearlo para reafirmarse. Parece que tengamos que justificar los prejuicios para limpiar el pecado de tenerlos. Los prejuicios son normales, vaya. Hay temáticas o generos que no nos gustan, no nos entran, y no pasa nada.

    Pero me parece muy infantil meterlo todo en un mismo saco y criticarlo porque sí. Ni el costumbrismo es mejor por el hecho de serlo ni la ciencia ficcion es mejor por el hecho de serlo. como he dicho antes, si no hay talento detras es solo una vasija vacia.

    Kubrik es un genio, al menos para mi. Y ya no es que haga fantastico o terror, es como lo hace.

    Lo que sucede, es que he notado mucho ataque al genero costumbrista o autobiografico porque sí, porque "quieren ir de listos". noto un cierto resquemor y envidia por parte de algunos grupos hacia obras como MAUS, Persepolis, Piong Yang… y no entiendo porque, la verdad. ¿les molesta que tengan exito?¿Les perjudica?¿piensan que la gente es tonta y no tiene criterio? No, se… solo hecho de menos una actitud mas critica hacia las cosas y menos de manual, solo eso.

  75. Javier Trujillo on 26 Noviembre 2007 at 14:52 said:

    Kubrick, por ejemplo, tenía por norma no repetir dos veces una historia con el mismo género como decorado.

    Un maestro.

    El resplandor… de las pocas veces que es mejor ver la peli que leer a King.

    Eclipse, otra. Me encanta.

    Un relación humana, con historia oculta, pero con fuerza y caracter.

    La tienda.

    Si hay muchas…

    Un saludo a todos. (:-D

    Pd: ¿Vendrás a Expocómic, álvaro?

    Un abrazo.

  76. PapáCairo on 26 Noviembre 2007 at 15:07 said:

    De acuerdo pero con una apostilla: el

  77. Belano on 26 Noviembre 2007 at 16:49 said:

    Yo no coincido con algunas de las cosas que dice Verdú, pero casi coincido menos con las cosas que dicen que dice Verdú. El texto está resultando polémico (me temo que esa era su pretensión primera) y ha dado lugar a una cascada de respuestas (en blogs, pero también en prensa, véase si no el artículo de Juan Bonilla hoy en El Mundo). Y analizando esas respuestas encontramos interpretaciones contradictorias del mismo texto que lo origina todo.

    Así, por ejemplo, yo no creo que haya decididamente una llamada al abandono (mucho menos un odio) del género. Lo que entiendo que Verdú defiende es que la literatura debe trascender la pura literalidad de la prosa y buscar un valor más allá de la peripecia que se narra. Así pues, no se trataría de prescindir de las historias género, sino de buscar formas específicamente literarias de narrarlas y de no hacer radicar el interés de la historia en la mera sucesión de hechos que conducen a un final.

    Si se lee en sentido contrario, el decálogo de Verdú (netamente irónico en gran parte de su contenido, me temo; Verdú es demasiado inteligente para proponer un texto de estas características "en serio") lo que es realmente es un alegato contra cierta forma de hacer literatura, lineal, plana, (mal) influenciada por el cine, centrada en la anécdota y no en lo esencialmente literario, que es la plabra.

  78. No he leido todos los posts uno por uno, pero me parece que se está haciendo referencia más a películas que a cómic, pero, al fin y al cabo, de lo que se habla es escribir BUENAS historias y BIEN contadas; es decir, guiones BIEN hechos (sean libro, cómic o película).

    Sobre gustos no hay nada escrito, pero creo que habría que trabajar en pos de dar la apariencia, no entre nosotros, sino a los editores, bibliotecarios, docentes, nuevos lectores, etc. de que pueden haber cómics con una base sólida. Yo opino que habría que buscar buenos escritores, aunque no sean específicamente de cómic, para crear obras MAESTRAS.

    Creo que hay pocos guionistas de comic, específicamente, que den la talla de una obra literaria-no-comic, y ya no digamos de los "autores completos". Hay que respetar el trabajo de todos aquellos que trabajan en crear sus propias historias, pero yo trabajaría EN EQUIPO con gente ESPECIALIZADA en esa materia.

    Una película no la hace una sola persona, el guionista hace soñar, el de fotografía hace magia, el director le da su toque maestro (y se lleva el protagonismo, todo sea dicho)… Cada uno es una pieza especializada en su función; cuando cada uno hace su función adecuadamente, el resultado es una gran obra.

  79. PapáCairo on 26 Noviembre 2007 at 17:30 said:

    El problema está en que casi nadie sabía que verdú era tan inteligente :-)

  80. Belano on 26 Noviembre 2007 at 17:49 said:

    La llamada al humor y la ironía que el propio decálogo recoge es una buena pista.

  81. Belano on 26 Noviembre 2007 at 17:49 said:

    La llamada a la ironía que el propio decálogo recoge es una buena pista.

  82. Belano on 26 Noviembre 2007 at 17:52 said:

    ¿Lo pongo otra vez? Sorry.

  83. PapáCairo on 26 Noviembre 2007 at 17:59 said:

    Si por favor :-)

  84. De acuerdo con lo que ha dicho Belano. No se puede expresar mejor.

  85. Pingback: Luistradlin’s Weblog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation