Feliz cumpleaños, maestro

Uno es ya, por desgracia, de la vieja escuela, más que nada porque a la escuela a la que fue ya es vieja, pero le quedan manias y costumbres que son difíciles de superar. En esa época, a los maestros, les teníamos que hablar con un sonoro Don delante. Tratamiento obligado en unos casos y merecido en otros, pero que me ha llevado a seguir pensando en que a los maestros hay que hablarles con Don. Por eso, cuando pienso en Manuel Darias, me sale con naturalidad eso de Don Manuel Darias, porque este señor cumple este mes nada más y nada menos que treinta y cinco años de magisterio continuado para todos aquellos que queremos hablar de tebeos. Desde su página dominical del Diario de Avisos (que, por fin, se puede leer en internet), allí, en la lejanía insular canaria, ha venido dictando lecciones de sabiduría tebeística, traducida en amenos artículos que transmiten amor a los tebeos por cada una de sus palabras.
Pero, sobre todo, ha reflejado como pocos que trasladar el tebeo al gran público es una labor anónima, donde el protagonismo personal debe ser dejado en segunda fila para dar importancia a lo único que la tiene: los autores y sus obras. Darias se ha ganado el respeto de la profesión continuadamente porque siempre ha dejado claro que lo primero era y es el tebeo.
Y ese espíritu es el que nos debe guiar siempre cuando escribimos sobre tebeos.
Feliz cumpleaños, maestro
. Que cumplas muchos más y que lo celebremos todos leyéndote. Y leyendo tebeos, claro. :)
(Y a ver si este año se lleva el merecidísimo Premio a la Divulgación del Salón – si Toni Guiral le deja, que menudo par de monstruos tenemos, por fortuna, en esto de la divulgación del tebeo-).

2 Comentarios en “Feliz cumpleaños, maestro

  1. BBarron on 16 enero 2008 at 19:09 said:

    Felicidades:)

    Sí que sería un justo reconocimiento ese Premio a la Divulgación del Salón, sí.

    (Y no estaría mal que el Gran Premio del Saló recayese en un veterano, por ejemplo ángel Puigmiquel o Antonio Pérez Carrillo).

  2. y que me haya tenido que enterar por aquí… qué vergüenza oigan

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation