Between the cocoon and the Comics Code Authority

No puede ser más claro Dirk Deppey en Journalista!:

“No es un secreto que la industria de los cómics de Nueva York tiene un problema a la hora de atraer nuevas lectoras… pero tampoco es un secreto que la industria de los cómics de Nueva York tiene un problema atrayendo nuevos lectores, punto. Es en este momento la única porción de la gran industria de los cómics aquejada de este problema hasta ese extremo: desde los webcomics hasta los cómics más artísticos pasando por los editores de manga y las nuevas líneas de comics comerciales publicados por editores tradicionales de libros, los comics en general han comenzado por fin a ser atractivos de nuevo para la gran mayoría del público norteamericano.”

El interesantísimo artículo “Between the cocoon and the comics code authority” es un excelente resumen y puesta en negro sobre blanco (electrónico) de la realidad de la industria americana actual del cómic de superhéroes, incapaz de adaptarse a los nuevos tiempos y exprimiendo hasta el límite unos esquemas absolutamente caducos. Lo que en principio es una reflexión sobre la dificultad de la industria tradicional para captar lectoras, pronto da en el clavo de la insostenible situación actual de las dos grandes, anclados por un lado en proveer de historias a un grupo de lectores fieles, pero ya talluditos y peinando canas (como define Deppey, “the hardest of their hardcore superhero fans”) pero sabiendo que necesitan producir nuevos productos atractivos para los jóvenes lectores, que no valen con simples “retcons”, sino que necesitan un profundo cambio de rumbo si quieren mantener sus fructífereas franquicias cinematográficas y generar lectores en el futuro.
De hecho, ya lo he comentado por esta página alguna vez, no es un problema de que los niños y niñas ya no lean tebeos, sino que no leen tebeos de superhéroes. El éxito brutal, arrasador del manga en los USA, la cuna del género, es meridianamente claro y revelador. Los niños y niñas leen tebeos, y en grandes cantidades, solo que ya no leen tebeos de superhéroes. Lo resume Deppey en una contundente frase: “Como los chicos, las chicas no leen cómics de superhéres; tienen cómics para ellos, con variedad de géneros y niveles de edad, y no están interesados en aburridos clichés narrativos que fueron agotados décadas antes.”
No puedo estar más de acuerdo con la visión de Deppey, que coincide punto por punto con muchas de las ideas que expresado por aquí: el problema radica fundamentalmente en la incapacidad de la industria de innovar y atraer nuevos lectores. No son capaces de extraer enseñanzas del éxito del manga, sino que tan sólo se dedican a clonar ideas sin entrar realmente en la base del problema.
Un excelente artículo.

20 Comentarios en “Between the cocoon and the Comics Code Authority

  1. Discutible.

    Un lector de 40 años si que es consciente de que los comics de superhéroes se repiten y se repiten, pero uno de 9 años no. No es causa por tanto para dejar de leerlos.

    Yo creo que lo que sucede es que el manga tiene el respaldo indiscutible de las series animadas para televisión. Y lo uno trae lo otro.

    También es una forma de llevarle la contraria a los padres o a nuestra cultura, refugiándose en la japonesa.

    Nuestros nietos volverán a Marvel y juntos joderemos a los niñatos de ahora.

  2. Anonimous Prime on 5 febrero 2008 at 13:56 said:

    No digas tonterias, si un niño de nueve años quiere empezar a leer una serie de superhéroes, ¿por donde empieza? ¿por el primer número de kirby de hace treinta años?

    No vayas a decir que el manga lo inunda todo, porque ahora mismo todos los niños pequeños que conozco están saturados de spiderman, llevan disfraces, carpetas, muñecos y no tienen ni puta idea de quien es el personaje, ni han leido un comic suyo en la vida. Tan sólo es el merchandising (¿se escribe asi?) producido a raiz de una pelicula… Así que menos echarle la culpa a que los bombardean por todos lados con el manga (que tambien)

    Si hasta hay un robot cuentacuentos de spiderman por el amor de Dios…

    Y eso sin entrar en la absurda espiral que Dc y Marvel imponene a base de megaeventos y crossovers, porque entonces a ver quien es el guapo que sigue una serie y es capaz de enterarse del argumento si no compra los tropecientos numeros que hay al margen.

  3. radar on 5 febrero 2008 at 14:32 said:

    El apoyo del anime al manga queda compensado por el de los cartoons a Marvel y DC. Aquí en Europa se verán menos, pero en los USA hay bastantes series que en un momento u otro son emitidas; desde Spider-man hasta Batman Beyond (se llamaba así).

    Hace poco he terminado de leer el genial libro de entrevista de Miller/Eisner, y los grandes ya hablaban en el 2001 del agotamiento de la fórmula del tebeo de continuará aplicado a personajes propiedad de editoriales. Solo lleva al anquilosamiento argumental y a la parálisis del personaje.

    Si Asterix tiene éxito entre los ninyos es porque no han de leerse los tomos anteriores para saber qué ocurre en uno en concreto. Si el manga tiene éxito es porque se sabe (o se supone, pero ese es otro tema) que es una historia cerrada, lo que permite que sea abarcable aunque dure cuatro anyos.

  4. Respecto a los comics de superheroes lo normal es que los crios no los lean, pues ya no se hacen para niños, sino para treintones y cuarentones.

    Hace 50, 40, 30 años los comics de Marvel eran para niños, ahora ya no.

  5. completista on 5 febrero 2008 at 15:30 said:

    >No digas tonterias, si un niño de nueve años quiere empezar a leer una serie de superhéroes, ¿por donde empieza? ¿por el primer número de kirby de hace treinta años?

    Por el mismo por el que empezamos tantos: por el primero que pillas.

    Lo de conseguir el número uno de cada colección y completarla es más adelante, cuando te vuelves friki

  6. Miguel on 5 febrero 2008 at 15:31 said:

    Estoy de acuerdo con Prime, a mi los superheroes no me atraparon en la infancia, era de bruguera a tope, asterix, tintin y algun spirio. AHora que he retomado el tema, resulta inaccesible, solo me he comprado el batman de miller que sin duda es un gran comic, pero no me veo con fuerzas para adentrarme en otros superheroes, por temática y por lo farragoso y complejo en el sentido de confuso de ese mundo. Por otro lado existen propuestas a mi gusto más interesantes, en la bd, las tiras comicas, las llamadas novelas graficas, los clásicos etc etc

  7. x-ternon on 5 febrero 2008 at 15:51 said:

    Pero también es verdad que editoriales como Image hacen tebeos de todo tipo (también superhéroes) y no venden mucho y que los intentos de Marvel y DC por expandirse tampoco han dado muy buenos resultados, tradicionalmente DC lo ha intentado más pero actualmente Marvel publica también cuentos y novela clásicos y tiene algunas licencias fuera de sus personajes como esa de los vampiros

  8. Llevo leyendo comics de superheroes desde hace mas de veinte años. Nunca he coincidido con el señor Alvaro Pons y siempre me ha parecido que en todos sus escritos mostraba un nada disimulado recelo hacia el genero de pijamas, pero ahora debo darle la razon. A el y a Deppey, claro.

    Tengo la sensacion que los comics de superheroes sufren un estancamiento generacional, y desde hace algo mas de una decada se escriben tan solo para un sector de lectores fieles que llevan siguiendo las historias de sus heroes desde hace años. Es ese lector tipo que podemos encontrarnos por ejemplo escribiendo en los Comicboard's, devoto de autores clasistas como pudieran serlo Busiek o Bagley, que rie los chistes de nerds y geeks que escribe Peter David, que por inercia siguen comprando mensualmente las series de sus heroes a pesar de no estar conforme con los autores o las historias que estos cuentan, y que de inmediato se alzan en armas, tan pretenciosamente criticos ellos, ante cualquier atisbo de evolucion o maduracion que suponga un cambio reseñable en los personajes que adoran. Se convierte todo en un circulo vicioso, donde las historias de hace diez años vuelven a relatarse bajo un supuesto halo de modernidad transgresora, que no es mas que el doble de violencia, tacos, sangre y de carne, y parece que ya hay nada mas que contar.

    Tanto Marvel como DC necesitan que sus personajes vuelvan a empezar de cero y sean, de nuevo, como antes, accesibles para todas las edades, y no solo para los frikis barrigones que se pasan el dia frente el ordenador acariciandose la perilla…

  9. Juanan Cruz on 5 febrero 2008 at 16:56 said:

    y no podria ser que se hicieran esos tebeos para enganchar a los chavales sin tocarnos los cojones a esos cuarentones que parece que somos lo peor del negocio? o sea, ya se que somos en comic book como esa gente que se compra mil veces la balada del mar salado o cualquier chuminada de tintin y no os parece tan mal… si a las mujeres no les gustan los superheroes me parece genial, estan en su derecho… pero que las editoriales no intenten darles superheroes, que publiquen algo que les interese,ais podran atraerlas, pero si yo no quiero comprar esa cosa estoy en mi perfecto derecho.

    Me parece idiota insultar a los unicos compradores fieles sin encontrar un recambio de lectores pero vamos, ellos verán… eso si, nosotros solo compramos lo que nos apetece comprar, no condicionamos el mercado por el hecho de que nos guste un cierto tipo de material.

    El problema es de las editoriales que no son capaces de atraer otro publico aparte de los lectores de manga y punto.

    Los lectores compramos lo que nos apetece y punto…

    Ah, tengo perilla pero nada de barriga, compañero :-) un respeto que para 3 idiotas que leemos tebeos nos tenemos un cariño que no veas…

  10. El problema no es comprarse mil veces la Balada del Mar Salado, no hay nada de malo en volver a esas historias que fueron escritas en su momento y tanto nos entusiasmaron. El problema es exigir que nos cuenten siempre la misma historia, pretender que Corto Maltes siga viviendo su balada en el mar salado, y que no viva otras aventuras. El problema es lamentarnos que en los Vengadores no sigan Capitan America, Iron Man y Thor, enfrentandose por decimoquinta vez al Conde Nefaria, y que no aceptemos un cambio de rumbo en sus historias, una nueva perspectiva mas abierta al publico general, como la que esta ofreciendo en estos momentos Brubaker en su Capitan America, o Bendis en sus Mighty Avengers, serie que si me parece hecha para contentar a todos los lectores, jovenes y no tanto.

    Y lo de la pasion por el manga no la entiendo, y no la comparto, pues me parece que ocurre exactamente lo mismo que en el genero de superheroes. Comics la mayoria de los que nos llegan infantiles que repiten tramas, y pocas obras podriamos destacar. Lo que mas me sorprende es el recordar, puede que me equivoque, que Pons criticara positivamente Naruto, cuando esta serie no deja de ser mas de lo mismo, una copia de las estructuras de Dragonball, y con historias que se repiten

  11. Anonimous Prime on 5 febrero 2008 at 18:08 said:

    Hay una cosa que parece que nadie analiza cunado se habla de comics de superhéroes, y es que no son obra de un mismo autor.

    Cuando la obra es producto de un sólo autor (o equipo de trabajo), la serie va donde a él le apetece. Puede que tenga presiones editoriales y exigencias por parte del público, pero sólo él decide por donde discurre la historia.

    Un solo autor hace que los personajes crezcan, que evolucionen a la vez que el propio autor va aprendiendo y mejorando. Nuevos retos en la vida del autor darán nuevos matices a la historia que escribe, y si siente que ya no puede avanzar más con la historia, tarde o temprano terminará con ella.

    Esto no ocurre con unos personajes que son propiedad de una entidad corporativa, que siempre se plegará a gustos y modas del público, y que no dudará en dar marcha atrás cuando el producto no funcione.

    Los diferentes dibujantes, guionistas, etc que contrate no darán una visión global de conjunto, sino una especie de remedo donde cada cual que meta mano querrá hacer lo que él siempre quiso ver en tal historia o en tal personaje, en resúmen, cada mano nueva que pase por esas series hará lo que le salga de la punta, rompiendo, deshaciendo y volviendo a escribir sin ningún tipo de prejuicio en destrozar lo que el anterior incilino se preocupó de construir, y como los personajes no le pertencen no son mas que un encargo, donde si la jode tampoco pierde gran cosa, lo peor que puede pasar es que la editorial le de una patada en el culo y traiga a otro a ver qué ocurre.

    El resultado lo estais viendo, poco cariño hacia los personajes y mucho efecto especial que lo único que termina es jodiendo la marrana y agotando la gallina delos huevos de oro.

    Marvel y Dc deberían seguir con sus personajes para ese público fiel, pero crear nuevas líneas y nuevas historias que toquen otros gustos géneros y edades si lo que quiere es no terminar en quiebra (porque ahora mismo están salvando el culo a golpe de pelicula)

  12. Rafa on 5 febrero 2008 at 18:15 said:

    Al final, uno acaba leyendo Marvel más por costumbre, por nostalgia, que por otra cosa. Total, si te quedas con tus tres o cuatro series favoritas, que el lo que ahorra hago yo, con dedicarle un ratito al mes a los súper lo tienes hecho. Pero lo de innovar… Si es que con tantos años y tantas incongruencias a las espaldas, no me extraña que no se pueda. Y por oro lado, Marvel trata a sus autores como funcionarios, el prodcuto no es suyo -porque, ay, amigos, los súper son primero un producto y luego un personaje de tebeo- En fin, que la calidad se resiente.

    Respecto al manga, a España nos llega mucho manga para adolescentes de dudosa calidad, repetitivo y basado en cuatro esquemas, pero al menos, los chavales lo leen porque está destinado a ellos, no como los tebeos de súpers, que yo creo que, salvo algunas excepciones, sí que son para gente de más edad.

    Pero a mí, personalmente, no me preocupa la salud de los súper. Porque el comic de autor -ya sea bd, underground, ya sea novela gráfica o como lo queramos llamar- goza de una salud explendida.

  13. guidoguerra on 5 febrero 2008 at 18:16 said:

    Estoy completamente de acuerdo con el comentario de Alberto (nº 4)

    El grave problema de las majors norteamericanas, entre las que incluyo también a Image, se resume en mi opinión con una simple palabra:

    Endogamia.

    Y todos sabemos lo que ocurre en poblaciones reducidas que practican la endogamia, independientemente de que a los miembros de dicho reducto les guste o les satisfaga lo que ellos hacen, o por muy voluntario (y uso la palabra voluntad en toda su extensión de matices) que esto sea.

    El manga, a groso modo, y las comparaciones son odiosas, se toma más en serio a sí mismo y a sus autores y lectores a los cuales presenta un producto (sí: un producto) de enorme atractivo y variable calidad que conecta mucho más con las tendencias actuales del gran público.

    ¿O es que me van a decir que el Akira de K. Otomo, por ejemplo, no es más atractivo (gráfica y temáticamente hablando, para empezar) que el plomazo sensiblero de Marvels (Busiek/Ross)?

  14. Espontaneo on 5 febrero 2008 at 18:23 said:

    problemas, un montón…

    "el genial libro de entrevista de Miller/Eisner, y los grandes ya hablaban en el 2001 del agotamiento de la fórmula del tebeo de continuará".

    Genial el libro. Pero, cuando lo leí pensé que si el continuará es una formula agotada para pasar a transformarse en novelas de superheroes franquiciados es un error-horror.

    Yo pienso que no, que el continuará puede funcionar ,pero en una historia nueva que no sepamos que nos deparará, en un camino nuevo que recorrer.

    En los superheroes-franquicia se ha llegado a un límite.

    Lo de la continuidad ha pasado a ser una estafa directa.

    Marvels sería una historia maravillosa si pudieras prestárselo a cualquiera y no tuviera que saber muchas cosas. al final a dos velas.

    Una novela debería funcionar por si misma. La clave son los autores. Las editoriales trabajan con los personajes como marcas para no tener que lidiar con autores. Supermán no pide que le suban el sueldo y si te parece poco a quien le toca por dibujarlo siempre habrá algún fan dispuesto a convertirse en pro.

    Un continuo rejuvenecimiento de los creadores, de usar y tirar, como gasolina para un motor.

  15. Adriculocipriculo on 5 febrero 2008 at 18:59 said:

    Me parece que lo más importante es la entrada de nuevos dibujantes y nuevos guionistas. No se trata sólo de escuchar a la gente joven con buenas ideas. Los superhéroes siempre despertarán curiosidad, pero se les puede humanizar aún más ligándolos a la actualidad… Alguien recuerda la reciente serie del Capitán América y Guantánamo. Me parece que de este modo quizás se podrían hacer algunas cosas. De hecho, habría que analizar por qué triunfa el manga e intentar aplicar alguna de esas líneas al cómic americano. (Lo desconozco). A mi me engancharía un Capitán América investigando sobre el 11-M, no en plan renovada visión de Roberto Alcazar y Pedrín reconvertidos en héroes democráticos, pero intentar aportar algo. No sé se trataría de pensar. Las historias están ahí.

  16. Espontaneo on 5 febrero 2008 at 19:01 said:

    "por qué triunfa el manga e intentar aplicar alguna de esas líneas al cómic americano"

    ya que nos ponemos, intentémoslo con el español…

  17. Caracrater on 5 febrero 2008 at 20:15 said:

    sin ánimo de ofender, ya desde niño me atrajo mucho mucho mas los argumentos, las variedades de género, los diversos estilos, en resumidas cuentas la riqueza del comic europeo que el superheroico. Y siempre he pensado que ha sido tanta la saturación que ha habido de este último género que muchos niños por entonces era lo único que conocieron y siguieron.

  18. ¿Algo nuevo? ¿Pero de verdad existe algo nuevo bajo el sol?

    Las historias son siempre las mismas. Cambia algo el grafismo, el lenguaje, pero a fin de cuentas es más de lo mismo.

    Hace 20 años yo creía que Mortadelo y Filemónn estaban agotados como fórmula. Ahí los tenéis aún, enteritos.

    Con el comic de superhéroes pasa lo mismo. Parecía que con Wachmen se acababa todo, que era el punto y final. Mentira. Dudo que la fórmula se agote.

    Corto Maltés no es más que otro superhéroe, con su vestimenta característica y sus superpoderes poéticos o mágicos. Es cuestión del papel que lo envuelve.

  19. radar on 6 febrero 2008 at 13:25 said:

    La diferencia entre Mortadelo y Spiderman es que en el caso del primero no nos venden que es una historia de un personaje "vivo", con cambios "trascendentales" en su vida. Los álbumes europeos, con una cadencia anual (con suerte) y larga permanencia en las librerías, no tienen ese problema de pretender contar una historia completa. Siempre depende de la decisión del autor, y en casos en que la propiedad pertenece a una editorial (Spirou es el caso, creo) pues se admite la atemporalidad del personaje, sin pretender cambios radicales de su entorno. Como un Mortadelo más matizado, pero también sin principio ni final.

    El error que se comete en el comic de superheroes es pretender que las colecciones se dirigen a algún lado. En realidad vagan y remolonean, con miedo de proseguir en el desarrollo de cualquier ser pretendidamente vivo: madurar, reproducirse y morir.

    Y esto no lo salvan nuevos creadores, como se decía antes, sino con nuevas políticas editoriales.

    La Continuidad, el valor anyadido de los comics entre los 60s y los 80s, ha acabado por ser su tumba. Más les valdría que se quitasen la máscara (las editoriales, digo) y comenzasen a crear sin complejos historias tipo Mortadelo. Es su vocación y así tendrían las manos libres para todas las locuras que quisieran. Al final del número, se apretaría al Reset…

  20. Gatasombra on 6 febrero 2008 at 13:28 said:

    El problema que tienen (tenemos) las lectoras con el género de superhéroes es que no es gráficamente bonito. Tan superficialmente triste como eso.

    ¿Que no? Que pongan a Jo Chen( http://jo-chen.com/main-data/jo.html <– la portadista de Runaways) a dibujar Lobezno y veréis si las mujeres leen superhéroes o no…venga hombre, si una de las fanbases más grandes en internet es Devil May Cry, la saga del tio bueno sin guión.

    (Si,ya, hay -habemos,espero- señoras que nos leemos las letritas y decidimos en función de cosas que no son lo bueno que esté el prota masculino;pero no somos mayoría,ni siquiera en internet).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation