La pasión por los libros: Fun Home

Se pueden decir muchas cosas de Fun Home. Como gran obra que es, las lecturas son múltiples y algunos se centrarán en el descubrimiento de la propia sexualidad de la autora. Otros, en la relación entre ella y su padre. Los habrá que destacarán la particular relación entre ellos dos y cómo la homosexualidad tiende lazos que le permiten entender a la autora las actitudes de su padre. También es posible que muchos lectores se queden con la parte autobiográfica, con la lúcida y pausada reflexión que hace Bechdel sobre su infancia y juventud…
Como digo, es una obra con gran cantidad de facetas, pero a mí me ha impresionado otra cosa de Fun Home: la pasión por la lectura. Desde que abrimos el libro, desde la primera viñeta, hay un personaje con un libro abierto. Prácticamente en cada página encontraremos a alguien leyendo. En primer plano, en segundo plano; participando de la acción o no, pero siempre con un libro en las manos. Y, a medida que vamos leyendo, vamos comprendiendo que es algo más que una pose o la reivindicación de la lectura. El propio espíritu de lo que vamos leyendo es la literatura. A medida que avanzamos, Bechdel nos va descubriendo su mayor y mayor dependencia de la literatura y, a la vez, descubrimos que esos libros empiezan a tomar protagonismo, hasta que, casi sin darnos cuenta, son los vehículos de los pensamientos de la autora. En un momento dado, la autora comienza a reescribir su vida en referencia a libros que marcaron su vida, y va entendiendo que su influencia ha sido algo más que filosófica, que forman parte de su vida. Scott Fitzgerald, Colette, Camus, incluso Tolkien, van convirtiéndose en los verdaderos escritores de la vida de Bechdel y, entonces, aparece la verdadera idea que sobrevuela el libro: como en aquella entrañable canción de Vainica Doble, con la que comenzaba un antiguo programa literario de televisión, “todo, todo, todo está en los libros”. Para la autora, nuestras vidas no dejan de ser un rompecabezas de párrafos que ya han sido escritos. Como si de un volumen de la Biblioteca de Babel se tratara, nuestro destino ya está marcado. No escrito en único libro, sino en los miles de libros que en el mundo han sido. Y así, vemos como el suicidio del padre de Bechdel no es más que leer a Camus, que el descubrimiento de la sexualidad de la autora está en las páginas de Colette o que la relación entre sus padres no deja de ser una versión actualizada de El marido ideal de Wilde.
Su diario, que nos acompaña por toda la historia como una voz en off que permite reflexionar a la autora, no es más entonces que el resultado de un cúmulo de referencias literarias.
La literatura no imita a la vida: la literatura es la vida.
Una empresa compleja, casi un desafío, que la autora resuelve brillantemente, pero añadiendo un ingrediente que consigue hacer todavía más importante y difícil su empeño: la honestidad. En Fun Home no hay análisis freudianos sobre familias disfuncionales ni melodramas exagerados sobre infancias tristes. Hay reflexión y sinceridad. Toneladas que contagian al lector y que le acompañan en este viaje en el que la autora intenta entenderse a sí misma y nos descubre, en ese camino, su vida, su padre y la literatura.
Una obra extraordinaria que sólo tiene un problema: la espantosa portada elegida por la editorial para la edición española. Y me quedo corto, porque semejante atentado contra la vista puede echar atrás a muchísimos potenciales lectores.
Afortunadamente, no hay nada que una buena hoja de periódico no pueda envolver… (4)

32 Comentarios en “La pasión por los libros: Fun Home

  1. liroli on 8 abril 2008 at 1:33 said:

    discrepo sobre la cubierta. es cierto que si todo el libro es a 2 tintas y una de ellas es verde, lo logico (y normal) seria mantener cierta continuidad en la cubierta, como las otras ediciones. pero el uso de este naranja fosforito lo encuentro extrañamente atractivo. la ilustracion de la cubierta es sensacional y, no me negara nadie, el libro se deja ver.

    creo que de lo muy chillon que es, la gente puede acercarse a verlo, aunque sea por curiosidad.

  2. Caramelo on 8 abril 2008 at 2:48 said:

    La entrañable canción de Vainica Doble no es de Vainica Doble y era más bien cursi. No hay que hacer tanto caso de google, oh master.

  3. Bonita reseña, y muy interesante.. al menos a mí me has despertado el interés por encontrarlo y leerlo, que no lo conocía.

    Un saludo!

  4. Excelente reseña, ya lo tengo encima de toda la pila de pendientes para ponerme con él de inmediato.

    Y estoy de acuerdo con Lilori. A mí la cubierta naranja no me desagrada. Me resulta atractiva y el libro como objeto resulta atractivo y sugerente.

    Impacientes Saludos.

  5. álvaro on 8 abril 2008 at 9:36 said:

    Caramelo: era entrañable…y cursi, como casi todas las cosas entrañables. No me extrañó ver en Google que se le adjudicara a Vainica Doble, porque recordaba aquella canción de "con las manos en la masa" y me pareció lógico. ¿sabes tú quien la cantaba?

  6. Fran Sáez on 8 abril 2008 at 10:07 said:

    Reconozco que ese tipo de cancíones eran puro chicle, pero a ver quien se resistía a un

    "cine, cine, cine /

    mas cine, por favor /

    que toda la vida es cine /

    que toda la vida es cine/

    y los cuentos,/

    cine son.

    Saludos nostálgicos!

  7. Jesús G. on 8 abril 2008 at 10:15 said:

    Me ha despertado la curiosidad, le daré una oportunidad al libro, a pesar de su portada (las otras dos opciones me parecen mucho más atractivas y también llaman la atención)

    Y sí, es de Vainica, siempre ha sido de suya.

    El señor Caramelo yerra.

    Saludos.

  8. John Space on 8 abril 2008 at 11:11 said:

    En cambio, yo no pude con este cómic. La narración se me hizo pesadísima, y los personajes muy inexpresivos (aunque no me ocurre lo mismo con Satrapi, vaya usté a saber por qué).

  9. Pues a mí me pareció una lectura interesante y que lo trata todo desde una perspectiva muy personal, sin caer en sensiblerías ni demonizaciones…

  10. Os dejo aquí lo que yo opino de este cómic, de lo mejor que he leído este año, sin duda alguna. Muy oportuna tu reseña Álvaro
    http://blogs.lavozdegalicia.es/comic/files/2008/0

  11. Otro detalle que me encanta (spoiler): como la autora va descubriendo que los momentos importantes de su vida no están relatados en su diario.

  12. Raul on 8 abril 2008 at 14:15 said:

    Gracias por la reseña, no lo conocía y parece una lectura apetitosa. Me apunto a los detractores de la portada patria, que más bien parece de un manual para montar una red wifi casera. ¿Qué programa de libros era ese? Aquí hay una lista de colaboraciones televisivas de Vainica Doble:
    http://www.geocities.com/SunsetStrip/Plaza/3288/

  13. Una obra de arte. La pedí a Mr. Amazon hace tiempo y, jo, que felicidad…

  14. Antonio J on 8 abril 2008 at 18:50 said:

    Yo estoy con John Space. El libro me pareció, sobre todo, bastante banal. Pero para gustos, ya se sabe…

  15. Antonio J on 8 abril 2008 at 18:51 said:

    ¿Aquello de "todo está en los libros" no era del pésimo Aute?

  16. Luis on 9 abril 2008 at 15:01 said:

    Un cómic enorme, el mejor que he leído este año. Con el último capítulo, se me hizo un nudo en la garganta que me duró todo el día. La última viñeta, por cierto, es igualita que la última de Metralla, una obra escrita y dibujada también por una mujer. ¿Casualidad? ¿Coincidencia? ¿Idéntica sensibilidad?

  17. Bochones on 9 abril 2008 at 15:03 said:

    Pues a mi se me atraganto bastante, me resulta un poco pesado y noto como que va metiendo las similitudes literarias con calzador ….

  18. Caramelo on 10 abril 2008 at 14:41 said:

    Tengo oído que "Todo está en los libros" es una letra de Jesús Munárriz, poeta y editor, musicada por L.E.Aute, y que desde luego era un tema mucho más largo de lo que podía oírse en la sintonía de Dragó. Pero no la cantaron las Vainica. Las voces no suenan a ellas en absoluto, pero es que una de las dos me lo dijo personalmente, no recuerdo si Carmen o Gloria.

  19. Anna Txe on 10 abril 2008 at 16:33 said:

    He disfrutado mucho con la primera lectura, y es que lo he devorado y evidentemente pide más.

    Un milhojas en todos los sentidos (lecturas y alta reposteria)

    Gracias por recomendarlo, seguro que se me habria escapado (esa portada, mi ignorancia)

  20. Crisisvisible on 10 abril 2008 at 17:10 said:

    A mí me tienen sorprendida las magníficas críticas de los blogs españoles. Cogí este cómic con mucha ilusión y motivada por tan buenas críticas y éxitos de ventas y sin embargo ha sido un fiasco. Las reflexiones tan intelectualizadas y el montonazo de comentarios vinculados a libros tan sesudos como En busca del tiempo perdido de Proust y Ulises de Joyce han hecho que me aburriera mortalmente y que me sintiera una inculta total. Me gustan bastante más sus tiras de "Unas bollos de cuidado", y eso que el personaje de Mo (alter ego de Alison Bechdel) es también un rato pesada con sus discursos políticos, pero al menos hay más personajes.

  21. álvaro on 10 abril 2008 at 17:56 said:

    Crisisvisible: contra gustos… :)

  22. por lo recuerdo de mi niñez, la canción "Todo está en los libros" en la versión que utilizó el programa "Negro sobre blanco" de Dragó, estaba interpretada por Rosa María León.

    A propósito, no se encuentra en todo Internet.

  23. bueno, el que dice Rosa María, quiere decir Rosa a secas.

    Y la como se ha dicho la canción original (no la del programa de Dragó) era de Aute. Aunque Rosa León no la cantó para el programa de Dragó, sino para uno de niños que es donde yo la escuché de criajo mucho antes, que no sé cuál sería, pero vamos por lo que yo sé podría ser hasta "Barrio Sésamo".

    Saludos

  24. OARLOS on 7 julio 2009 at 0:59 said:

    Lo acabo de leer y lo recomiendo. Los que lo tachan de pedante no creo que tengan razón, parece que no lo hayan leido… yo he disfrutado con su lectura, y se agradece que dure lo suyo, la misma abundancia de texto que debe frenar a algunos lectores. Al autor de la reseña se le olvida las referencias a Proust… autor principal en el comic. El personaje es un poco pedante, no el comic, ¿¿quién no tiene algún amiguete/a con ese mismo adjetivo?? "La pasión por la lectura"… le lleva a mezclar realizadad con ficción, tal y como también hacemos a menudo con la cinematografía. Cada uno tira de sus significados para dar sentidos a los significantes. Un saludo amigos!

  25. Ricardo on 18 agosto 2009 at 17:08 said:

    Es un cómic muy bien construido, dibujado y escrito. Es cierto que quien busque una historia con mucha acción, será mejor que no lo coja; en cambio, quien disfrute de la lectura por la lectura misma, de cómo se pueden narrar las cosas bien y de una manera personal, de cómo se pueden llenar tropecientas desbordantes y fascinantes páginas contando un suceso de una sola línea. Para mí, eso es arte y es talento. Y le habría dado más de un 4.

  26. Pingback: Fun Home, una familia tragicómica {Nº15 Miedo}

  27. Pingback: Imagínate que… « Blog de la E.O.I de Plasencia

  28. Pedro on 9 marzo 2014 at 19:29 said:

    Es pretencioso como el que más y la historia plana. Es un relato egoísta y aburrido, lento y que profundiza mucho menos de lo que presume.

  29. Pingback: Fun Home, una familia tragicómica | Arterego.es

  30. Pingback: Cómic del mes 7 | ¿Qué he hecho yo para leer esto?

  31. Pingback: ‘Fun Home’ de Alison Bechdel – Club de lectura

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation