Serpientes ciegas

serpientesYo soy de los que piensan que todo aquello que lleve la firma de Felipe Hernández Cava debería ser de compra y lectura obligatoria. Pocos guionistas de este sacrosanto país (y parte del extranjero) tienen la capacidad de Cava de promover la reflexión y el análisis combinando por un lado el género con la contextualización sociocultural. Una endiablada habilidad a la que suele unir un exquisito gusto a la hora de elegir dibujantes para sus proyectos (ahí es nada: Federico del Barrio, Auladell, Ricard Castells, Enrique Breccia… por sólo citar algunos), consiguiendo que todas sus obras sean un placer (y un reto) para el lector. Los protagonistas de sus obras siempre han sido personajes que exploraban un concepto tan elusivo como la motivación para seguir adelante en la vida, analizando cómo los ideales e ilusiones se formaban y entrelazaban para componer un discurso vital. Peter Parovic, Lope de Aguirre, Amorós… personajes que desafiaban las convenciones para escrudiñar a su alrededor en busca de las razones que llevaban a los seres humanos a comportarse como se comportan.
Sin embargo, si ya de por sí tenía razones más que sobradas para esperar con ansía Las serpientes ciegas, su nueva obra, esta vez se multiplicaban por un sutil cambio de mensaje que, a mi entender, lanzaba Soy mi sueño, la espléndida obra que firmó con Pablo Auladell. En aquella, detectaba en el discurso de Cava un giro hacia el descreimiento, un fondo de profunda decepción hacia las ideologías que se certifica plenamente en este álbum. Parte de una historia de búsquedas, que nos habla de Ben Koch, un idealista en busca de ideales, al que encontraremos en los inicios del Partido Comunista en unos Estados Unidos azotados por la depresión y seguiremos hasta la Guerra Civil española, escenarios perfectos para que Cava vaya enfrentando a su protagonista a los discursos programáticos, a las ilusiones quizás excesivamente ingenuas de los que abrazaban las ideologías en busca de una revolución que nunca llegó. Jugando con una estructura temporal paralela, vamos conociendo su historia, pero también la de la pérdida de su inocencia. Asistimos al abrazo de las ideas, a su formación y a su victoria, pero también a su perversión y derribo. En un análisis casi cruel, Cava parece plantear que las ideas son utopías destinadas a ser manipuladas y destrozadas por un ser humano incapaz de separarse de sus egoísmos y avaricias. Da igual la geografía y los momentos: la ingenuidad de quien defiende un ideal, muchas veces sin ni siquiera llegar a comprenderlo, será siempre derrotada por una perversión que es innata al ser humano. El diablo siempre vencerá, es el destino.
Un discurso amargo que sólo deja una salida: el ser humano siempre tendrá la debilidad de su humanidad, sólo el pensamiento crítico, la inteligencia y el sentido común deben ser las guías de nuestras ideas, intentando compensar esos lances de apasionada humanidad tribal inevitable. Una apuesta que, en buen ejemplo, el propio Cava pone en duda con un final tan sorprendente e inesperado como socarronamente acertado.
Una obra brillante en la que hay que destacar especialmente el trabajo de Bartolomé Seguí a los lápices, que abandona su tradicional blanco y negro para adentrarse en un color potente, lleno de sombras y matices, que juega con una paleta de tonalidades rojizas para transmitir una atmósfera agobiante y opresiva, calurosa como el infierno. El trazo vitalista y nervioso al que Seguí nos había habituado en sus obras de corte costumbrista, es sustituido por una pincelada dura, gruesa, que acompaña perfectamente a la historia de Cava en forma discreta, invisible, pero dando el plano adecuado, el ritmo perfecto y la composición necesaria. Un álbum excelente, en cuidada edición de Bdbanda (¡ay! Sólo un detallito para alcanzar la perfección: cuidado con ese bocadillo que se ha colado en francés). (4)

Enlaces
Un avance de la obra en el blog de Seguí.
Versión completa de la reseña de Soy mi sueño publicada en Babelia.

22 Comentarios en “Serpientes ciegas

  1. Hace una semana fui a por él casi exclusivamente y aún no había salido.

    Me convenció el dibujo y el comentario que a modo de avance daba le editorial.

    Ahora, veo tu reseña (Un 4!!) y claro, tengo que volver a por él con urgencia.

    Un saludo Álvaro.

  2. Javi on 18 febrero 2009 at 11:15 said:

    Yo lo ojeé y me ha gustado mucho el dibujo. Bueno, a mi Seguí me ha parecido siempre un excelente dibujante, y aquí va a un registro, por decirlo así, más pesado que el suyo habitual pero igualmente muy atractivo. La historia, por lo que leo, también muy interesante.

  3. Pingback: BDbanda » Blog Archive » Esta vez foi un lacón

  4. Salir salió por Navidad… cuando llega es otra cosa :-(

  5. Completamente de acuerdo con la reseña.

    El trabajo de H.Cava es brillante. No en vano posiblemente estamos ante el más brillante de nuestros guionistas. Y B.Seguí está espléndido, a la altura de la mágnifica historia.

    ¡Un gran tebeo, sí señor!

  6. y el tamaño nos permite ver el trabajo en toda su magnitud. Se disfrutaba en Bd banda a pesar de quedar muy encorsetado en un formato tan pequeño pero vuelve el cava de berlin, de sombras, del artefacto perverso y que ganas de ver lo que viene (lo he disfrutado mucho más que soy mi sueño que es demasiado críptico) pero que grande es (sigue siendo) Cava

  7. Las Serpeintes ciegas están distribuidos ya en las librerías, la distribución la lleva SD. Si alguien no lo recibió que lo pida a la distribuidora, gracias.

    BD BANDA

  8. caracrater on 18 febrero 2009 at 21:03 said:

    umm, lo he tenido esta mañana en la mano, fascinado por la buena pinta que tenía y a su vez, extrañado por no haber visto ningún comentario sobre ese comic.

    Me da a mí que va a caer en mi saca.

  9. Hace unos tres años me introdujeron en el mundo del comic, de la novela gráfica, y aún soy un bebé. Es por ello que vas de cabeza a los marcadores como página de obligada consulta (como en otros tiempos fuere la Espasa ;) )

  10. arturo on 20 febrero 2009 at 14:38 said:

    Pagina 1

    Primera viñeta: Nueva York, 1939

    Segunda viñeta: Mientras en Europa está apunto de desatarse una guerra de imprevisibles consecuencias, yo acabo de llegar a Nueva York.

    = redundancia. Si sitúas al personaje en Nueva York no hace falta repetirlo en la segunda viñeta. "Yo acabo de llegar" y ya está.

    Viñetas 7 y 8

    Mientras todos los personajes van hacia nuestro punto de mira, ¡atención!, hay dos a la izquierda enfrente de la tienda que ¡se ponen a hacer break-dance! andando hacia atrás.

    Y qué fríos los veranos de entonces no?, ¡con la gente tan abrigadita!

  11. adriculocipriculo on 25 febrero 2009 at 13:54 said:

    pero se ha publicado ya.

  12. Hoy en el AVE, me ha acompañado Serpientes Ciegas.

    En el pasado Ficomic entrevisté para Spain Cómic a Bartolomé Seguí y francamente fue un banquete descubrir esta obra a través de su autor, sin duda me había abierto el apetito pero el ejemplar que Seguí nos dejó para el programa en el stand de Galicia, estaba en Gallego y aunque sé que es solo cuestión de ponerse y descifrarlo… lo siento mucho pero no lo había podido gozar a gusto… o mejor dicho me faltaba conocer la obra de Cava.

    El caso es que ya ha caído en mis manos versión Castellana y me lo he devorado.

    El retrato de personajes atrapados en sus universos bélicos, a un lado y otro del Atlántico es exquisito. Red su nexo de unión es un soñador que realiza sus sueños y son tan simples como honestos (pena haberse cruzado con el maldito EGO d Curtis)

    Política, bandos, guerra civil, Gangster y Picasso son solo pequeñas pinceladas de su contenido además de X supuesto mucho ARTE!!!!

    Seguí nos habló sobre la elaboración de SERPIENTES CIEGAS en http://www.spaincomic.tv
    Espero os ilustre aún más esta "completa" obra

    Mil kiss and Thanx Alvaro

    Ro

  13. Pingback: Premio Nacional de Cómic Español para las Serpientes Ciegas de Felipe Hernández Cava y Bartolomé Seguí | Literatúrame

  14. Pingback: Espacio Libros » Felipe Hernández Cava y Bartolomé Seguí logran el Premio Nacional de Cómic 2009

  15. pedazo reseña, lo veré!

  16. Pingback: Ganadores del Premio Nacional del Cómic 2009 - Que Comic

  17. Pingback: Comics antiques: Des gagnants du Prix National du Cómic 2009

  18. Pingback: Libros Online » Felipe Hernández Cava y Bartolomé Seguí logran el Premio Nacional de Cómic 2009

  19. Pingback: Las serpientes ciegas | Blog Biblioteca de La Rioja

  20. Hola, no lo he leído aun, pero desde la critica y lo que se deja ver el mensaje del guion, estoy muy en desacuerdo con el planteamiento sobre las utopías ilusas que son devoradas por la naturaleza egoísta del hombre, como sino hubiera remedio contra lo inevitable. Casi como una justificación de que los hechos ocurridos durante y luego de la guerra y el actual sistema dominante son obra de la natural e inesquiva acción egoísta del hombre..

    El hombre puede que nazca egoísta si, pero luego desde el kinder se le enseña a compartir, a no robar, no pegar, etc… que esa educación luego se corte abruptamente para que este se adapte al sistema actual y mientras sea bombardeado por medios y conceptos que refuerzan el individualismo, no quiere decir de que si esos valores siguen enseñándose este individuo y otros puedan hacer cambios en pos de una sociedad mas justa, equitativa y solidaria.

    Dar por sentado que esos hombre murieron por ilusiones, da crédito a esta sociedad actual, enferma y destructiva, ademas de faltar el respeto a los héroes de la guerra, que murieron en defensa de la democracia, algo que España nunca volvió a recuperar.

  21. Pingback: Las serpientes ciegas « Perure Alfonso פירורי אלפונשו

  22. No he leído el comic aún, pero tengo una noticia para los fans de este cómic y otros más. Os recomiendo una cita de autores de cómic.El día 20 de diciembre a las 18:00 de la tarde en la biblioteca Pablo Neruda (Metro Ascao, línea 7, Madrid).

    Los invitados son:

    Juan Díaz Canales (Guionista de Blacksad)

    Felipe Hernández Cava (Guionista de Las Serpientes ciegas)

    Santiago García y Javier Olivares (Dibujante y Guionista de El Extraño caso del Dr.Jekyll y el Señor Hyde).

    Estaís invitados…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation