34 Comentarios en “Adiós a Rohmer

  1. JUAN CARLOS on 12 enero 2010 at 1:31 said:

    La vuelta de tuerca que los cómics necesitan es una "Nouvelle vague", volver la mirada hacia las relaciones personales, profundizar en el ser humano mediante el drama, conseguir que el lenguaje de los cómics deje el espectáculo y que los dibujantes se pongan al servicio de historias conmovedoras, de auténticos dramas. Menos Avatar y más sonrisas de CLAIRE y su rodilla.

    Como descarga de culpa digamos que es un mal general, y no sólo de los tebeos, la ausencia de buenos guiones. Un saludo.

  2. John Space on 12 enero 2010 at 1:34 said:

    Adiós, gran cuentacuentos.

  3. ¡Rohmer! ¡Qué bueno podía ser el cabrón! Algunas veces se ponía de un erudito que resultaba plúmbeo, pero a menudo captaba la ligereza de una conversación pillada a medias, luz y método de todas las historietas que en el mundo han sido. ¡Viva Le Rayon vert!

  4. Jenofonte on 12 enero 2010 at 2:08 said:

    Rohmer era mayor y fue muy prolífico, así que me duele menos. Pero la ausencia de Zulueta, justo cuando le volvían las ganas de dirigir de nuevo, resulta tristísima.

  5. luchino on 12 enero 2010 at 11:14 said:

    Yo también soy aficionado al cine de Rohmer, he visto casi todas sus pelis.

    Suscribo lo dicho por Juan Carlos en el primer comentario, más historias con personas de carne y hueso y menos efectos especiales…

  6. "Menos Avatar y más sonrisas de CLAIRE y su rodilla".

    Una cosa no quita la otra, creo yo. El día que aprendamos a juzgar el cine por lo que es, cine, y no de forma exclusivamente literaria (y el cine de Rohmer era intencionadamente muy literario, cosa que definitivamente NO es el espectáculo de Avatar, como tampoco lo era el espectáculo de El viaje a la Luna de Méliès), tal vez hayamos aprendido… ¿a juzgar a los cómics por lo que son, cómics, y no otras cosas (literatura, "películas para pobres")? No sé si me explico.

  7. Claro, Pepo, que las dos opciones son válidas. De hecho, en buena parte de La marquesa de O se solapan: es pura aventura, puro entretenimiento.

    A mi, y ya es una opinión personal, gastarse 500 millones de dólares para contarnos la misma historia de siempre… como negocio me parece bien (de hecho se ha demostrado rentable en un par de días), pero a los demás niveles me parece indecente. No quiero resultar capcioso ni demagogo (ay, creo que es demasiado tarde), pero subscribo esa idea de Rohmer de: yo no pido permiso para grabar en exteriores… porque nadie se entera de que estoy grabando.

    Creo que el cine debería ser MÁS esto ( no sólo, pero sí más): una buena historia, unos buenos actores… y Néstor Almendros de director de fotografía. Yo no necesito más para emocionarme ni sentir empatía ni para crecer como persona; de hecho, lo demás me distrae y si es torpe, me molesta.

    Eso sí, quien quiera ir al parque de atracciones, es libre.

    Un saludo.

  8. César on 12 enero 2010 at 14:03 said:

    A mi me parece mas triste que se haya muerto Tibet… Y me sorprende lo poco que se ha mencionado en el mundillo!!!

  9. "Eso sí, quien quiera ir al parque de atracciones, es libre".

    Así empezó el cine, como una atracción de feria. Y no estoy diciendo que el cine deba ser SÓLO eso, evidentemente, pero que tampoco esa concepción del cine (Avatar, 2010; Star Wars, 1977) excluye a la de Rohmer. En Avatar se han gastado muchísimo dinero, cierto, unos 400 millones entre producción y promoción. ¿Y cuántas personas han estado viviendo de esa producción mientras se hacía? Sumemos todas las personas que aparecen en los créditos de la película, y luego sumemos las personas que aparecían en los créditos de una de Rohmer. Sumemos igualmente la gente que vive de distribuir y proyectar Avatar en sus salas, etc. Si tuvieran que vivir sólo de las pelis de Rohmer (y equivalentes) ya no quedaría ni una abierta. Las cosas, como siempre, son complejas. La de Avatar es una concepción industrial del cine (como la concepción industrial del cómic que hay, salvando las distancias, en Marvel, en DC, en Dargaud, en Kodansha) frente a una concepción creativa y barata del cine (Rohmer y muchos otros).

    Descanse en paz Rohmer, por cierto.

  10. Absolutamente de acuerdo, Pepo. Es necesaria la industria para mantener todo el tinglado.

    Sólo estaba hablando de preferencias, pero está claro que sin blockbusters no habría salas, y sin salas etc.

  11. John Space on 12 enero 2010 at 15:42 said:

    Pepo, ya me hago una idea de cómo ves tú las artes: dinero, dinero, y dinero. Yo que tú emigraba a los EEUU y me convertía en el Millar español.

  12. Que fino analista.

  13. miguel on 12 enero 2010 at 17:35 said:

    simplemente felicitar a Toño y Pepo por el tono respetuoso y cívico de su debate, cosa que desgraciadamente, y sé que muy a pesar de Álvaro, empieza a ser raro por estos lares, así da gusto ,oigan.

  14. Jesús Cuadrad on 12 enero 2010 at 17:55 said:

    >>>…haya muerto Tibet… Y me sorprende lo poco que se ha mencionado…>>>

    No hay comparanza, hombre.

    Un creador es un creador.

  15. Víctor on 12 enero 2010 at 18:43 said:

    Dudo mucho que en el contexto cinematográfico actual puedan salir dos voces tan increíbles como las que mencionas. Toda una pérdida, vaya.

  16. Yo estoy flipando del poco enfásis que se le está dando a esta noticia en varias webs de cine muy populares. Alguien fundamental para cualquier amante del cine. El rayo verde, MI noche con Maud, La rodilla de Clara, La mujer del aviador, los cuentos de las cuatro estaciones… Hay tanta sutileza e inteligencia en el cine de Rohmer, y esa capacidad para representar lo invisible, que me sorprende la tibieza que estoy encontrando. Muy grande.

  17. César on 12 enero 2010 at 19:47 said:

    "Hay tanta sutileza e inteligencia en el cine de Rohmer, y esa capacidad para representar lo invisible, que me sorprende la tibieza que estoy encontrando. Muy grande."

    Es que gran parte de los "criticos" y analistas de cine de hoy en dia se quedan con la frase de Gene Hackman en La Noche Se Mueve "¿Rohmer? una vez vi una pelicula suya. Era como ver crecer la hierba"

  18. Saludos, John "facha" Space. Perdona el mote cariñoso que te he improvisado, pero es que me pareces un verdadero facha disfrazado de otra cosa. Espero que no te moleste, te lo digo cariñosamente. No me interesa trabajar para EEUU pero gracias por el consejo; he tenido amigos que lo han hecho porque así lo han querido, cosa que me parece perfecta. Por cierto, ¿estás sugiriendo que los muchos dibujantes españoles que han "emigrado" (aunque estén dibujando desde sus casas en España) para trabajar para el mercado de EEUU "sólo ven las artes como dinero, dinero y dinero"? Contéstanos, oh, John, fino analista, no nos dejes en la duda…

  19. "Sólo estaba hablando de preferencias"

    Vale, Toño, pues entonces sí que no hay más que hablar. Personalmente no es que prefiera Avatar en concreto al cine que representa Rohmer (aunque Avatar no me ha parecido una mierda precisamente), porque creo que cada película tiene su momento y su sentido, y que tampoco son comparables, creo que ya me has entendido antes. De todos modos, el tema era Rohmer (y no Avatar), así que aquí lo dejo. Uun saludo.

  20. Otro saludo para ti

  21. koki on 13 enero 2010 at 0:36 said:

    Qué vergüenza, discutiendo sobre galgos o podencos con el cadáver todavía fresco de Rohmer. Qué vergüenza.

    "¿Lady Di, Lady Di?…. ¡Renoir!" (Amélie)

    Vamos a lo que importa. Ahí va otro fragmento. Esta vez de

    "L'amour l'après-midi" (Rohmer, 1972), con subtítulos en español:

    http://www.youtube.com/watch?v=W8Hj3nI53qA

    Saludos

  22. Cómo convertir una rodilla en oscuro objeto del deseo o una amistad imposible en conversación de alcoba… Ya le echamos de menos.

  23. Mt on 13 enero 2010 at 0:45 said:

    ¿Qué demonios ocurría en aquella conversación del parque en La mujer del aviador?

  24. Alfred Holanda on 13 enero 2010 at 23:25 said:

    Que salga un fotograma de Rohmer en la misma frase que Avatar ya es de pérdida de tiempo. No estamos hablando de la misma cosa, pertenecen a mundos diferentes (por no decir opuestos).

    Sigo sin comprender la referencia al principio de algo como un valor. Si el cine, al principio, era una atracción de feria ¿eso justifica una operación financiera como Avatar? No hay necesidad de justificar nada, es un espectáculo de feria y punto. Rohmer es cine. Avatar no. Eso sí, ningún problema en cuanto a gustos o millones. Pero sí en cuanto a creatividad (y no hablo de despliegue técnico).

    En fin, suscrivo Vive le rayon vert…

  25. Alfred Holanda on 13 enero 2010 at 23:27 said:

    Desliz en el teclado (de verdad). "suscriBo"

  26. JUANCA on 13 enero 2010 at 23:51 said:

    ME ENTUSIASMA COMPROBAR QUE EN UNA PÁGINA DE CÓMICS SE APRECIE EN SU JUSTA MEDIDA EL BUEN CINE Y QUE LOS LECTORES DE TANTAS AVENTURAS SEPAN APRECIAR EL VERDADERO ARGUMENTO, EL QUE NOS PERMITE PENETRAR EN LA HISTORIA POR SIMPATÍA CON LOS PERSONAJES, DE AQUEL QUE SIRVE A NUESTRA DISTRACCIÓN NECESARIA, A NUESTRA EVASIÓN. UN APLAUSO A TAN ILUSTRADOS LECTORES. YA PUEDE ESTAR CONTENTO ÁLVARO DE TENER ESTA AUDIENCIA?.

  27. John Space on 14 enero 2010 at 0:28 said:

    "el Cine es Arte (…) Lo que ocurre específicamente con el Cine es que al estar determinado por una base industrial tremendamente corrupta, espectacularmente corrupta, y por unos profesionales de psicología harto pintoresca, todo ello desde siempre y me temo que a perpetuidad, no puede alcanzar la respetabilidad cultural que, en esencia, sin duda merece."

    http://esbilla.wordpress.com/2010/01/13/%C2%A1no-

  28. César on 14 enero 2010 at 14:50 said:

    "Si el cine, al principio, era una atracción de feria ¿eso justifica una operación financiera como Avatar? No hay necesidad de justificar nada, es un espectáculo de feria y punto. Rohmer es cine. Avatar no."

    Ambos son cine. Son buenas representaciones de las dos concepciones del cine: Espectaculo de Masas y Arte.

    En cuanto a los millones gastados en Avatar…. Cuando el cine era un espectaculo de feria, el personaje de la puerta atraia a la gente diciendo aquello de "pasen y vean la octava maravilla del mundo" y el publico disfrutaba con el panico que le daba ver un tren directamente hacia la camara. Ahora se invierte esa porrada de pasta para que James Cameron pueda decir "pasen y vean la nueva concepcion del cine y como con los años sigo sin tener sentido de la mesura ni se contar algo en 100 minutos sin estirarlo innecesariamente"

    Por otra parte, creo firmemente en que el cine tiene que ser un equilibrio y una equidistancia entre concepciones tipo Avatar o Transformers (espectaculo sin mas profundidad que abrir la boca del espectador) o concepciones tipo Luis Rosales (que solo hace Arte y otras concepciones del cine son hacer "tebeos")

  29. César on 14 enero 2010 at 14:54 said:

    Tambien añadir que el cine, como industria, esta obligado a intentar atraer espectadores a las salas y competir con otros formatos o medios de ver el cine… No me parece mal que se gaste (o malgaste) millones en Avatar para dar una nueva vuelta de tuerca al cine como no me molesta que en su momento, para competir con la television, se hiciesen superproducciones en las que reunias a Steve McQueen, James Coburn, Richard Attenborough, Charles Bronson, James Gardner y demas y lo llamases La Gran Evasion…

  30. No acabo de pillar ese dualismos entre arte-industria. Me parece capcioso: el colmado de la esquina esta tan inmerso en en el sistema de mercado como el corte ingles.

    Pero en el corte ingles,para mantener esa maquinaria tan descomunal, tiene que haber de todo. Y lo mismo pasa en Avatar: tiene que haber de todo para todos, con lo que al final no hay nada de nada: la historia que cuenta tiene que ser arquetipica, por no decir ramplona.

    El espectaculo de luces y colores podria tener sentido hace 100 años, cuando

    el cine era una industria en pañales, todavia indefinida, buscando su sitio entre el barracon de feria y el folletin. Pero hoy en dia, con la sofisticacion

    adquirida como lenguaje, y como espectadores, el cine-espectaculo-puro, la pirueta por-que-si, el minimo comun denominador con el que nos quieren hacer comulgar,

    me parece una perdida de tiempo. El equivalente en sala Imax al hilo musical de supermercado: una nada inocua que te mantiene con el carrito en marcha y lo demas en pausa.

    Yo prefiero ver la hierva creciendo que ver como generan hierva por ordenador. Nadie me va a convencer de que

    una soplapollez como Avatar es el siguiente eslabon de nada; o al menos de nada importante. (y perdonen la ausencia de tildes)

  31. Tengo en mi casa todo lo editado en DVD de Rohmer (incluída la versión pixelada de Cuento de Verano). También tengo todo lo editado de Cameron. Y me compraré AVATAR. Qué discusiones taaaaan antiguas.

    Eso sí, y me remito a cierta discusión anterior: Cameron y Rohmer funcionaban en ligas diferentes, y lo tenían bien claro desde el principio (o no: si Cameron se cree un autor, Rohmer se formó admirando a los directores comerciales del cine americano clásico, Hitschcock el primero). Lo que no soporto es el que va de creador de cine-arte y en realidad sólo realiza comedietas o melodramitas costumbristas más bien tópicos. Entre el cine de Rohmer y cierto cine español ensalzado por la industria/administarción nacional, media un abismo mucho más grande que el existente entre el camionero y el jacobino.

  32. "Tengo en mi casa todo lo editado en DVD de Rohmer (incluída la versión pixelada de Cuento de Verano). También tengo todo lo editado de Cameron. Y me compraré AVATAR. Qué discusiones taaaaan antiguas"

    La verdad es que sí. Por eso no entendí lo de "menos Avatar y más Rohmer". Además de la posiblidad de disfrutar de todo lo disfrutable, es que, lo siento pero es la realidad, si no hubiera Avatar(es), hace tiempo que no quedarían salas de cine donde poder ver también las de Rohmer, y más en el tiempo de internet. O la nueva de Haneke, que se estrenó ayer en España.

  33. A todo esto, espero que quienes arremeten con esa saña contra el cine industrial (de Cameron o de Lucas, porque para mí hay un paralelismo muy evidente entre Avatar 2009 y Star Wars 1977) entiendan que el equivalente industrial en cómic de ese cine es (o ha sido) lo siguiente: Marvel. DC. Dargaud. Etcétera. Es decir: Lee y Kirby, Lee y Ditko, Born Again, Dark Knight, Watchmen, Blueberry, Asterix, Valerian, Isaac el pirata, etc. Todo eso lo publicó, y produjo, la gran industria del cómic, no el cómic indie, underground, alternativo o de "arte y ensayo", por comparar de nuevo con el cine. Me flipa Crumb y los Hernandez Bros., pero menos mal que no sólo puedo leer sus tebeos y que hay muchas otras cosas. Si tuviera que ver siempre únicamente cine en plan Tarkovski (y mira que me gusta), madre mía que monotonía de vida.

    Los que sí agradecen que exista esa diversidad en el mercado del cómic, os lo aseguro, son los distribuidores y libreros, que si tuvieran que vivir de las ventas de La educación de Hopey Glass (maravilloso tebeo), iban apañados. Así es nuestro mundo, el de la sociedad industrial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation