Ken Games (y 3)

Pese a que la primera entrega me gustó bastante, reconozco que escondía muchas dudas sobre el posterior desarrollo de Ken Games. La apuesta de Robledo y Toledano por unir aparentes inmiscibles como el boxeo y las matemáticas, enmarcarlo todo en un escenario de mentiras que, a su vez, forma parte de una trama de mafias, asesinos profesionales y timadores y, para colmo, narrar una historia de amistad era una apuesta más que arriesgada, suicida. Cierto que en la primera entrega los autores medían al milímetro las hechuras de este complejo traje y que, sorprendentemente, aguantaban el tirón obligado de todos los opuestos metidos ahí, pero mantener ese equilibrio inestable durante tres álbumes parecía una tarea imposible. Tanto o más que darle un final creíble a la historia, todo sea dicho… Muchos retos para autores debutantes que podían pagar su exceso de ambición, aplastados por la recurrente razón de ese refrán que anuncia que “quien mucho abarca, poco aprieta”.
Pero mire usted por dónde, el segundo asalto de este combate entre ambiciones y autores se saldaba con victoria a los puntos de los autores. Pese a las dificultades, pese a que el traje comenzaba a rasgarse por algunos sitios, los autores conseguían mantener la verticalidad del conjunto y que la historia siguiese siendo entretenida e interesante. Verdad es que me chirriaron algunos giros argumentales y que, en general, la segunda entrega me pareció inferior a la primera, pero era indudable que el interés seguía intacto y, para qué negarlo, aumentado por la vía más morbosa: ¿aguantarían los autores el tercer asalto? Una tercera entrega que tenía que lidiar, además, con la necesidad de un final coherente que podía ser transformarse fácilmente en su peor enemigo. Demasiados peros para unos autores que, parecían salir tocados y agotados de la segunda entrega de la serie.
Pero no contaba yo con que estábamos ante una historia de tahúres y engaños y que, como tales, se estaban comportando Robledo y Toledano, engañando al crítico contendiente para amagar un uppercut directo a la mandíbula en forma de tercer álbum de la serie, Ciseaux. Ya no sorprenden en su uso brillante de la narrativa, en ese trabajo minucioso de composición y de la atmósfera cromática, pero lo hacen componiendo un final tan sorprendente como autoreferencial y, paradójicamente, tan lógico como inesperado.
(¡Atención, sigue un pelín de spoiler!, seleccionar para leer)
Un final que es de nuevo un monumento de engaños, que reviste la apariencia de felicidad de amargura y dolor. Reconozco que en un momento dado me decepcionó que el argumento discurriera por el acontecimiento más esperable, pero me sorprendió la manera de resolverlo y dar un golpe de timón inesperado.
(Fin de spoiler)
Una trilogía que gana muchos enteros en su lectura completa (¡a ver ese integral!…aunque perderemos la excelente composición de las tres portadas, probad a colocarlas juntas) que demuestra el buen pulso de unos autores que saben conjugar calidad con una historia que sabe traspasar los límites de los géneros para crear una historia tan entretenida como eficaz (3-).

14 Comentarios en “Ken Games (y 3)

  1. Un prodigio de tebeo.

  2. JL Munuera on 17 noviembre 2010 at 12:39 said:

    EStos dos son una verdadera revelación. A ver qué hacen más adelante, pero de momento, menudo nivel!

  3. Mucho ha tenido que mejorar el tercero para que sea como dices.

    Tras unas muy notables primeras veinte paginas en el primer numero ,la historia se ha ido convirtiendo a medida que avanzaba en un pseudo señor y señora smith para adolescentes con ganas de visceras.

  4. David Cuadrado on 17 noviembre 2010 at 14:56 said:

    Totalmente de acuerdo Álvaro. Grandísimo debut.

  5. ximoabadia on 17 noviembre 2010 at 15:22 said:

    estos van a dar mucha guerra. ;D

  6. Toledano on 17 noviembre 2010 at 15:54 said:

    Muchas Gracias !!!

  7. Un abrazo y muchas gracias por la reseña ;)

  8. Jesús Cuadrad on 17 noviembre 2010 at 16:53 said:

    Menos mal.

    Parece que acerté.

  9. El cómic es una maravilla. Ya nos gustaría a muchos poder encarar una obra de género con ese empaque, ese ritmo y esa cantidad de lecturas. Y sólo es la primera! Me muero por ver qué vendrá luego!

  10. KEN GAMES es excelente. El guión es preciso, la puesta en escena sobresaliente y el dibujo y color soberbios.

    Apuesto por una carrera profesional llena de buenos trabajos:-)

  11. Mocito Feliz on 17 noviembre 2010 at 20:59 said:

    Estoy con Ángel (aunque me parece una obra mucho mejor que algunas películas de Hollywood del estilo). Para unos autores que empiezan está muy bien y, sobre todo, demuestran que en un futuro la cosa va a mejorar porque se ve en el trabajo que han realizado: todo medido y analizado, buscando encuadres e intentando encontrar en cada situación los planos y expresiones más adecuadas. Querían hacer algo de calidad y, aunque es la primera obra, demuestran que si siguen por este camino, al final conseguirán una obra perfecta, tanto al guión como en el apartado gráfico. Ojalá vaya el tema en aumento en los próximos trabajos.

    PD: lo que me ha encantado han sido esas iluminaciones que de tanto en cuanto aparecen en algunas viñetas, me ha parecido muy innovadoras y acertadas dotando al "décor" de una mayor verosimilitud.

  12. ilde bd on 17 noviembre 2010 at 22:03 said:

    Estos juegan con ventaja. Si lo proximo les sale mal, siempre les quedara intentarlo en el poker.

  13. Gabriel on 18 noviembre 2010 at 19:22 said:

    Mmmmh, a mi me decepcionó bastante ya el primero, con la irrupción de la trama de asesinatos, me pareció que no pintaba nada y que se cargaba completamente todo el (excelente) trabajo anterior. Por eso ya no quise leer ela segunda parte, era una obra que me había defraudado. Pero si realmente saben mantener el tipo y acabarlo de forma digna le daré otra oportunidad…

  14. Pingback: Y terminó el 2010 | MONITOCÁDAVER Blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation