Mon Fiston

Si tuviera que elegir un tebeo de la gigantesca lista de títulos que he leído en los últimos meses, el honor, me temo, no recaería en ninguna obra editada en España. Muchos son los libros, pero ninguno me ha impresionado tanto como Mon Fiston, de Olivier Olivier Schrauwen, un breve álbum editado primorosamente por Editions de l’An 2 y que me ha parecido absolutamente fascinante. El joven Scharuwen firma una obra de admiración rendida hacia los clásicos de la historieta de finales del XIX y principios del s.XX, abordando una historia absolutamente surrealista sobre la relación entre un padre y su hijo recién nacido, del que se tiene que hacer cargo en solitario tras la muerte en el parto de la madre. Gráficamente, consigue a la perfección una mescolanza de estilos narrativos y gráficos que van de Winsor McCay y Feininger hasta Christophe y Caran d’Ache. Sin embargo, su argumento parte del humor surrealista del McCay de Little Sammy Sneeze para proyectarse en nuestro tiempo, dotándo a la relación entre padre y el extraño hijo de una sutil esencia de crueldad que, en algunos momentos, es más próxima al David Lynch de Eraserhead (con el que comparte el mismo efecto inquietante). El resultado es una obra sugerente como pocas, una chirriante pesadilla que se nos aparece con la piel de cordero de la ingenuidad de aquellos maestros de los orígenes de la historieta.
Personalmente, me ha parecido fascinante. Ahora falta que algún editor español se atreva con ella, aunque personalmente lo veo complicado, es una obra difícil y muy poco comercial. Si os atrevéis con el francés, no lo dudéis.
En la página web de Editions de l’An 2 se puede ver un avance de cuatro páginas: 10 y 11, 26 y 27