Sigo reflexionando…

spideySe acaban las vacaciones y la televisión se llena de anuncios de coleccionables. Las cosas cambian, eso sí. Uno recuerda de los tiempos de la tele en blanco y negro que eran de enciclopedias en miles de fascículos y ahora son de todo tipo de adminículos inútiles con la única condición de no llevar más letras que las de PVP. Al caso: uno de esos coleccionables será una serie de figuritas de plomo de personajes Marvel (que lleva incluso un árbol genealógico de Marvel). Nada que objetar, hay que aprovechar a los frikis, los coleccionistas de figuritas de plomo (que los hay) y el empuje de las películas. Y me apuesto con ustedes y ustedas a que tiene campaña de televisión con precioso anuncio en technicolor. Ahora bien, me pregunto: ¿por qué una figurita de plomo es contemplada como una oportunidad de negocio que merece una inversión publicitaria… y un tebeo no? Digo yo que habrá más aficionados a los tebeos originales que a las figuritas de plomo de los personajes que salen en esos tebeos. O los mismos por lo menos ¿O no?
Por pensar, vamos, que con el verano, los calores y el tiempo libre, las neuronas patinan un poco, ya se sabe…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation