Viernes.01.Agosto
Lecturas de otros veranos I. El verano del 80.

Por esas épocas servidor apenas tenía 14 años, es decir, era un hervidero de infantilismo y hormonas en un peligroso cóctel. Y aficionado a los tebeos. Para terminar de jibarla, vamos. No contento con el tremendo estado de confusión mental que proporcionaba ver a una Jean Grey vestida únicamente con unos harapillos que a duras penas tapaban lo que tenían que tapar o las finas cintas tapapezones que Pepe González le ponía a Vampirella, llegó a mis manos el 1984. Exactamente el número 22, inicio de una de las sagas más influyentes del cómic USA: Den, de Richard Corben. Imaginad por un momento la extrema paradoja de sensaciones que producía sentirse alegre ante las hiperdesarrolladas glándulas mamarias de sus protagonistas femeninas y vilmente humillado ante el miembro que se arrastraba casi hasta el suelo del protagonista. Una explosiva mezcla que dejó nuestras psiques tan destrozadas que, aún hoy, seguimos leyendo tebeos.
Pero a lo que iba, Den es un gran ejemplo de hasta dónde podía llegar Richard Corben. Ya no es sólo la deslumbrante técnica pictórica que conseguía un color fantástico, de otras dimensiones, o su dominio impresionante del dibujo, de la composición. Era ese hábil argumento que exageraba hasta la saciedad las más perversas ensoñaciones calenturientas de adolescente: un mundo de bellas y exuberantes mujeres que esperan ser salvadas por nosotros, émulos del mejor Schwartzeneger. Corben plasmó en sus bellos dibujos una aventura onírica que está incrustada dentro de los corazones masculinos adolescentes, una rocambolesca parodia de las mejores aventuras para jovencillos imberbes que, en el fondo, se ríe de todo un mundo de historias basadas en la testosterona.
Pero además, Corben nos deja en Den todo un ejercicio de narrativa brillante, espléndido, que bebe por igual de los grandes clásicos y del underground más rompiente de la época. Escenas como la salvación del sacrificio o la presentación de los personajes son de una espectacularidad apabullante.
Más de veinte años después de su concepción, Den sigue siendo una obra maestra del tebeo, una espectacular saga que se alargó (quizás innecesariamente), pero que supo reírse de sí misma en sus últimas entregas, pero que marcó el inicio del mito Corben, un dibujante que debe recuperarse y reivindicarse. Afortunadamente, parece que Norma publicará una de sus mejores últimas obras junto a Simon Revelstroke, The House on the Borderland, que se une al aluvión de Cage, Banner o Hellblazer. No estaría mal que en esta época "revival" que vivimos, se viera una reedición de las obras completas de este autor.
Bienvenido a casa Rich.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


Sábado.02.Agosto
Avance de Novedades de PdA Salón del Manga
- El Lobo Solitaio y su cachorro #1, de Kazuo Koike y Gosekei Kojima. ¡Por fin! y en volúmenes de 436 páginas que favorecen que en apenas 10 meses tengamos la serie completa.
- Scion: La construcción de un santuario. Marz y Cheung
- Ruse: La amenaza de Lightbourne, de Waid y Guice
- El anillo del nibelungo #4, de Craig Russell
- Usagi Yojimbo: Cabra solitaria y su hijo, de Stan Sakai
- Promethea #3, Moore y Williams III
- El decálogo #7: Los conjurados, de Giraud y Gillon. Sólo por ver a Gillon de nuevo, valdrá la pena. Espero.
- Alias #11, de Bendis y Gaydos
- Capitan Marvel #3, David y Cross
- Murena #3:La mejor de las madres, de Dufaux y Delaby
- Fanhunter classic, de Piñol
- Fanhunter essential, de Piñol
- Max: Destellos de gloria, de Ostrander y Manco
- Max: Viuda Negra, de Rucka y Kordey
- Lobezno/Hulk, de Kieth
- Powers: muertes insignificantes, de Bendis y Avon Oeming
- Bastard Samurai, de Avon Oeming, Gunter y Shannon
- Fenix vol. II, El pájaro de fuego #1. Osamu Tezuka
- Tokio Babylon #1, de CLAMP
- Gen 13:Así acaba la historia, Warren y Mays
- Manos entrelazadas #1, de Miho Obana
- Los exiliados #1, de Winock y Mckone
- X-Men 2 precuelas: Lobezno y Rondador Nocturno, de Vaugan y mandrake
- Leave it to chance #1 (de 3), la LLuvia del Chaman, de Robinson y Smith
- The League of the extraordinary gentlemen Vol II, #1 (de 6), Moore y O'neill

Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Lecturas de otros veranos II. El verano del 81

En 1981, la costumbre de las editoriales era prepublicar series en revista para luego publicarlas en álbum. Una costumbre heredada del mercado francobelga que tenía en revistas como Pilote, Circus o Asuivreia pilares absolutos de su industria. Sin embaro, la editorial Nueva Frontera solía desmarcarse con sus excelentes colecciones de TOTEM Extra Color o Biblioteca TOTEM, a la que se unió en ese año la colección Vértigo, que debutaba con Los pasajeros del viento, del entonces desconocido para nosotros François Bourgeon.
Lo único que sabíamos era que era un tebeo histórico, ambientado en los finales de XVIII y que trataba el comercio de esclavos de la época. 'Uno más histórico', pensé, maravillado en aquella época con El Cid de Hernández Palacios, así que no le dí mucha importancia y no me lo compré. Me tuve que esperar hasta que mi buen amigo Vicente se lo comprara y me lo dejara para descubrir lo equivocado que estaba. Era bastante más que un simple tebeo histórico. Era la reivindicación de la libertad, de la espontaneidad. Isa, la protagonista era un duende juguetón que desafiaba con su libertad a una sociedad entera, a un mundo.
Los cinco álbumes que componen la saga son un prodigio, una obra maestra en todos los sentidos que se pueden considerar. Desde el punto de vista gráfico, Bourgeon es un virtuoso que, sin embargo, se modera y deja su trazo al mando de la narración. Su precioso estilo se complementa a la perfección con el rigurosísimo trabajo de ambientación, concienzudo, estricto. Cada página de los álbumes de la serie se podría calificar de lección de historia sin mucho problema. Y por otra parte, Bourgeon es un consumado narrador, excelente dosificador de silencios, de elipsis, con un sentido del dramatismo novelesco, pero contenido. Desde la visión histórica, Bourgeon hace un retrato fiel, comprometido, de un comercio que floreció durante esa época para vergüenza de la humanidad.
Pero por mucho que lancemos loas al Bourgeon narrador o al Bourgeon dibujante, nada tendría sentido sin la maravillosa historia, sin los excepcionales personajes que surcan la saga. En Los pasajeros del viento se siente una fresca sensación de libertad, de necesidad romper las cadenas de reglas y tradiciones, un sentimiento que generan las protagonistas femeninas, verdaderos centros de la trama. Isa y Mary son las cómplices del lector en la rebeldía contra lo establecido. Lo llevan de la mano en una búsqueda de la libertad que arrastra. Es difícil no sentirse atraído por ellas, por su fortaleza, por sus ideales. Cuando menos te los esperas, estás completamente enamorado de Isa y no puedes dejar de leer, de admirar su vida. Te emocionas con sus alegrías, lloras sus tristezas.
En suma, Bourgeon te ha conseguido hechizar.
No estaría de más que en la supuesta línea de integrales que va a editar Norma, Los pasajeros del viento tuvieran un lugar relevante, el mismo que tienen dentro de la historia del tebeo como una de las obras más importantes de todos los tiempos.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 5 comentarios


56
Mare de Deu, senyor... Imagen vista en El País de hoy: un termómetro marcando 56º grados en Sevilla. Y yo me quejaba de los 40 de aquí. ¡Si casi estamos a la fresca!
Mis condolencias más sentidas a los carcelarios sevillanos (y andaluces en extensión). No sé, leeros la biografía del Hombre de Hielo o algo así. O declarad la nevera zona protegida y levantar una tienda de campaña dentro.
Si es que se derriten hasta las ideas a esas temperaturas.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Domingo.03.Agosto
Lecturas de otros veranos III. Verano del 82

"Un héroe del recto camino abocado al sinuoso zig-zag del desconcierto". Así se pueden resumir las aventuras de Taxista Cuatroplazas, el ¿héroe? que protagonizó las historias de Martí en El Víbora a partir del número 28. Con una aperiodicidad irritante, se fue compeltando la historia de este taxista reaccionario, ultrarreligioso, enemigo de la chusma y amante del orden establecido. Martí compuso la historia de Taxista a forma de un melodramón radiofónico de los años cincuenta, con personajes exagerados y situaciones retorcidas que completaban un fresco de la situación de las bajas clases sociales de la Barcelona de principios de los 80. Martí conseguía simultáneamente una cínica visión de la élite (y no tan élite) reaccionaria post-franquista y una denuncia de la dura situación que se vivía en una España todavía convulsa por la transición, recién salida de un intento de golpe e inmersa en los fastos de la "movida".
Sin embargo, en aquél Víbora inicial, plenamente identificado con la línea "chunga" de los Pamiés, Gallardo, Nazario y demás, el trabajo gráfico de Martí sobresalía especialmente. Su admiración por el Chester Gould de Dick Tracy se veía no sólo en el diseño de personajes o en el estilo de dibujo. La narrativa de las aventuras de Taxista tiene mucho que ver con la de las del detective de los años 30, llegando al punto de plantear la acción a modo de tiras diarias que incluso podrían ser leídas como tales. Las páginas de la serie se estructuraban en tres tiras de tres viñetas que, en muchos casos, tenían la concepción de primera viñeta recordatoria, segunda de acción, tercera de "cliffhanger" hasta la siguiente. Un atrevimiento formal que a mi entender nunca ha sido suficientemente valorado.
Desde Taxista, Martí nos ha dado pocas posiblidades de gozar de su talento. Tras la segunda entrega de la serie, apenas lo vimos en historias cortas (recopiladas en los álbumes "Monstruos modernos" e "Historias de realismo sucio") y en la hipnotizante "Dr. Vértigo", uno de los mejores tebeos españoles que uno recuerda.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Los Harvey
Ya se ha hecho pública la lista de los Harvey's, los complementarios a los Eisner que suelen fijarse más en el indie. Aún así, el nombre en mayúsculas es el de Alan Moore, que se lleva 3 Harvey. Y habrá que ponerle un ojo a Rubber Necker, la serie de Nick Bertozzi que lleva pegando fuerte por los mentideros desde hace un tiempo.


BEST WRITER: Alan Moore - PROMETHEA
BEST ARTIST: Eduardo Risso - 100 BULLETS
BEST CARTOONIST: Jeff Smith - BONE
SPECIAL AWARD FOR HUMOR: Evan Dorkin - DORK
SPECIAL AWARD FOR EXCELLENCE IN PRESENTATION: KRAZY AND IGNATZ - Fantagraphics
BEST NEW SERIES: RUBBER NECKER, by Nick Bertozzi - Alternative
BEST CONTINUING OR LIMITED SERIES: LEAGUE OF EXTRAORDINARY GENTLEMEN, by Alan Moore and Kevin O'Neill - ABC
BEST SINGLE ISSUE OR STORY: LEAGUE OF EXTRAORDINARY GENTLEMEN, Vol. II, #1, by Alan Moore and Kevin O'Neill - ABC
BEST GRAPHIC ALBUM OF ORIGINAL WORK: CARTOON HISTORY OF THE UNIVERSE, VOL. 3, by Larry Gonick - W.W. Norton
BEST GRAPHIC ALBUM OF PREVIOUSLY PUBLISHED WORK: 20TH CENTURY EIGHTBALL, by Daniel Clowes - Fantagraphics
BEST ANTHOLOGY: COMICS JOURNAL SUMMER SPECIAL 2002 - Fantagraphics
BEST INKER: Jaime Hernandez - LOVE AND ROCKETS
BEST LETTERER: Todd Klein - PROMETHEA
BEST COLORIST: Dave Stewart - HELLBOY
BEST SYNDICATED STRIP: MUTTS, Patrick McDonnell
BEST BIOGRAPHICAL/HISTORICAL OR JOURNALISTIC PRESENTATION: B. KRIGSTEIN VOL. 1 - Fantagraphics
BEST PRESENTATION OF FOREIGN MATERIAL: LONE WOLF AND CUB - Dark Horse
BEST DOMESTIC REPRINT PROJECT: KRAZY AND IGNATZ - Fantagraphics
BEST NEW TALENT: Nick Bertozzi - RUBBER NECKER
BEST COVER ARTIST: Adam Hughes - WONDER WOMAN
Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Lunes.04.Agosto
Avance de Azake
Los de Azake siguen en la línea de sorprendernos con sus noticias. Después del acierto de la edición de El Zorro de Toth, ahora apuestan por Age of Bronze, la extensa saga histórica de Eric Shanower que narra la guerra de Troya usando elementos históricos y fantásticos, pero siempre con una rigurosa documentación. Y como ya es habitual, acompañan de una cuidadísima web, de inexcusable visita.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


T3, 4, 5 ....
Iba a decir algo sobre T3, que me ha gustado y que me parece una consistente...segunda parte, que no tercera. Que cierra el ciclo de una manera interesante, etc, etc. Pero alguien que escribe bastante mejor que yo (y que sabe de todo esto bastante más que yo) se me ha adelantado y no puedo más que suscribir al 100% sus sabias palabras. Le cedo la palabra al señor Rafa Marín.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Lecturas de otros veranos. Verano del 82 (y sigue).
Portada de la edición catalana de Tritón
Un apunte inicial: que nadie se piense que estoy haciendo una serie cronológica. Es puñetera casualidad que los primeros me hayan salido así y en modo alguno era mi intención. Eso sí, quedaba bonito.
Dicho esto, sigamos en esos convulsos inicios de los años 80, unos años de boom del cómic, con decenas de revistas en el mercado, a cada cual mejor. A las clásicas TOTEM, 1984 o CIMOC se le comenzaban a sumar una marea de cabeceras que hacía temblar nuestra economías. Vertigo, TOTEM CAlibre 38, Rambla, Comix Internacional, Blue Jeans, El Víbora, Creepy, Cairo, Aventuras Bizarras, KO Comics, Metropol, Mogambo, Totem aventuras y viajes, Blue Jeans, Bumerang, Thriller, Makoki, Madriz, Sgto.Kirk, Saloon, Vilan, Tumi...la saturación del mercado era brutal. Para colmo, tanto Nueva Frontera como Toutain y Norma inundaban de álbumes el mercado. Era el orgasmo tebeístico llevado a su máxima expresión, y ni siquiera nos imaginábamos que el final de la utopía se encontraba a la vuelta de la esquina.
Eran momentos de discusiones bizantinas entre partidarios del tebeo clásico y los de la línea clara, supuestamente descendientes de Hergé y posiblemente más hijos de la línea Atom que tenían en Cairo y en la mal llamada nueva escuela valenciana sus estandartes.
La verdad, todo sea dicho, es que Cairo supuso un soplo de aire fresco necesario. Sus autores tenían libertad absoluta y en sus páginas encontramos extraordinarias firmas europeas que darían paso a toda una serie de jóvenes que salían de la cantera, curiosamente casi todos valencianos, y entre los que destacaba con luz propia Daniel Torres.
Su primera obra larga en color en Cairo, Tritón, Las aventuras siderales de Roco Vargas, era toda una declaración de intenciones de una generación. Lejos de las influencias hergianas que tanto se proclamaban, Torres seguía fielmente al maestro Calatayud, uno de los grandísimos del tebeo que descubrió nuevas formas expresivas por su cuenta y lejos de los tormentosos debates que se sucedían. Absolutamente fascinado por el autor de "Peter Petrake", Torres nos dio una versión particular de Flash Gordon que se seguía los pasos folletinescos de su anterior obra, Opium (por cierto, el primer héroe de comic-book español, pero eso es otra historia). Si bien Torres se veía influenciado gráficamente por Calatayud (hasta en la rotulación), su narrativa era totalmente deudora de los clásicos de la Editorial Valenciana o Maga, consiguiendo una paradójica suma de influencias que funcionó sorprendentemente bien.
La serie fue un éxito fulminante que se prolongó en otras cuatro entregas (que mejoraron a cada entrega, sobre todo en la fundamental "La estrella lejana") y que se convirtió en ejemplo de la nueva estética que inundaba el cómic español. veinte años después, la vigencia de las aventuras de Roco Vargas es total y sigue siendo igual de divertido leer las desventuras del intrépido aventurero y de su alter ego, el galán Armando Mistral.

Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


¡Lo tero ya!
No podré esperar, no podré esperar. !Una edición recopilatoria de los mejores episodios de Looney Tunes! Y así a priori, con lo mejor de Chuck Jones y Tex Avery. Incluyendo mi amadísimo, idolatradísimo episodio "Feed the kitty".
Lo quierooooooooooooooo.
P.D.: Aquí tenéis la lista de episodios incluídos. Es canela en rama, os lo aseguro.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 6 comentarios


Martes.05.Agosto
Lecturas de otros veranos. Verano del 81

Encantados como estábamos en aquella época con las nuevas revistas (el CIMOC, el COMIX Iternacional, etc), casi se nos pasó que Norma iniciaba la colección de álbumes CIMOC Extra Color con El demonio de la torre Eiffel de Tardi, un autor del que recordaba alguna excelente historieta corta en TOTEM. Pese al importantísimo desembolso que suponía el álbum (creo recordar que 250 pesetas de la época), ahorré y me dispuse a entrar en el mundo de Adele Blanc-Sec.
Y que flechazo, señores, que flechazo. La mezcla de descaro, intriga, drama, humor e irónica parodia que Tardi había creado en su personaje estrella me sedujo de forma irreversible. Había sido convertido en un zombie adolescente adeleblancsec-adicto. El problema es que el flechazo se mantuvo con el tiempo. El resto de los álbumes (“Adele y la Bestia”, “Momias enloquecidas” o “El sabio loco”) que salieron en breve plazo de tiempo, seguían siendo excelentes. Esa mezcla de intriga, de ambiente parisino de principios del siglo XX, de terribles horrores paranormales mezclados con científicos locos contrastaba con la descreída postura de Adele, siempre arrastrada muy a su pesar a aventuras que bebían de fuentes tan variadas como Julio Verne (recuperando su obra inicial, «El demonio de los hielos») o los clásicos de la novela negra francesa.
El universo de Adele engloba prácticamente todas las obsesiones y creaciones de Tardi, desde Brindavoine, su otro gran personaje, a su fijación en la primera guerra mundial o sus adaptaciones de novelas de Leo Malet.
Pero se diga lo que se diga, lo fundamental de esta serie es la capacidad de Adele de seducir al lector, de hacerlo cómplice de las desventuras y acontecimientos a los que asiste casi perpleja.
Tardi creó en Adele a uno de los iconos del tebeo francés y, por extensión, a uno de los grandes personajes del tebeo. Y todo sea dicho, se convirtió en uno de mis autores preferidos.

Enviado por Álvaro :: [+] :: 4 comentarios


Miércoles.06.Agosto
Avance de Novedades de Norma Septiembre
-El Señor Jean #2: Noches en vela, de Dupuy / Barberian
-Gipsy #6: La risa azteca, de Smolderen / Marini.
-Ken Parker: Lily y el cazador, de Berardi / Milazzi.
-Hellboy: El tercer deseo, de Mike Mignola
-El Asco #2, de Grant Morrison
-Lucifer: Escarceo con los condenados, de Mike Carey / Peter Gross / Dean Ormston
-Wonder Woman: Hiketeia, de Greg Rucka / J.G. Jones
-Batman: El señor de la noche #10, de Greg Rucka / Shawn Martinbrough / Rick Burchett
-Las aventuras de Superman #10, de Varios autores
-Chobits #6, de Clamp
-Louie, el guerrero de las runas #4, de Ryo Mizuno / Jun Sasameyuki
-Monster Collection #3, de Sei Itoh
-Macross 7 Trash #8, de Haruhiko Mikimoto

Pues la verdad es que las novedades son suculentas, sobre todo por ese Ken Parker que tanto se había anunciado y que supone la vuelta a nuestro país de uno de los mejores westerns de todos los tiempos. Todavía se pueden encontrar en muchas librerías los números que editó Zinco de saldo (creo recordar que por 10 euros o menos) y los CIMOC donde se publicaron algunas historias, como aquella maravillosa historia muda a color que conmovía y emocionaba. Os lo recomiendo fervientemente, al igual que el segundo volumen de Mr.Jean, una divertida serie que se va transformando poco a poco en brillante e imprescindible, llegando a un cuarto volumen sencillamente espléndido.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 4 comentarios


Espesuras
Resulta curioso que, tras los fastos y eventos de la San Diego Comicon y la riada de exclusividades en DC "robadas" a Marvel, parece que las cosas sean un pelín diferentes a lo que nos habían contado. Según comentó el lunes Rich Johnstin en su columna de rumores y después se hizo eco Journalista, pudiera darse el caso de que muchos de los rumores de contrataciones en exclusiva viniesen directamente desde Marvel. Una política que tendría como objetivo provocar tensiones en la Distinguida Competencia, que los fans agobien y que los autores involucrados, sabiéndose objetivos de contrato, aumenten sus emolumentos.
Lo que me lleva a dos o tres pensamientos locos de esos que sólo se pueden tener cuando las meninges han alcanzado una temperatura tal que sólo tienen una opción: explotar soltando una riada de mejunjes químicos que exciten las neuronas a lo bruto.
Así que pensemos sobre el punto al que han llegado estas editoriales, que se dedican ya a prácticas más propias de clubes de fútbol o multinacionales de esas que hacen que la globalización sea un juego de niños. Claro que yo me pregunto, una vez hayan llegado a esos extremos ¿qué queda para la creatividad? Siento mucho ser portador de malas noticias, señores de Marvel y DC, pero el tebeo, por suerte o desgracia, es una forma de arte y, por tanto, debe tener una componente creativa. No dudo del carácter de cultura popular del tebeo y de su necesaria industrialización para poder llegar a esa consideración, pero eso no quita que se pueda seguir exigiendo que el producto que se vende tenga algo más que unos ingredientes químicamente puros controlados por ordenador. Cuando los autores se ven metidos en la maquinaria de hacer dinero, sometidos a los mandamientos de la ley del mercado, suelen dejar la creatividad de lado y tirar de oficio y fórmulas. Y eso afecta directamente a los lectores.
Es evidente que las grandes editoriales no pueden dejar absoluta libertad, iría en contra de sus principios más profundamente asumidos, me temo, pero si que pueden marcar unos límites que será el autor el que acepte libremente y, a partir de ahí, dejar que sea el autor el que dé vida al tebeo.
Lo dije hace poco, la Marvel de Quesada está dejando un mínimo espacio vital a los autores y eso se ha traducido en excelentes resultados económicos y, sin duda, de mayor calidad.
Sin embargo, también se está dando otro problema que, posiblemente, no tenga solución. Internet y la manía de deificar está consiguiendo que los fans se vuelvan locos ante cualquier producto de sus autores estrella, elevándolos a los olimpos del frikismo con rapidez increíble. Por ejemplo, el Supreme Powers de J.M. Stracynski ha vendido ya 100.000 ejemplares. Un verdadero hito dentro la línea MAX (y de Marvel) y más en los tiempos que corren, todo sea dicho. Y, precisamente, uno de los autores que se habían rumoreado en la órbita de DC. ¿En qué puede afectar a los autores este proceso de mitificación? ¿Hasta qué punto los autores encumbrados son los que más calidad tienen...o los que las editoriales tienen más interés en encumbrar? Me resulta sospechosamente curioso que los autores más venerados últimamente (y más promocionados), son precisamente los que destacan por su capacidad de trabajo, no en tanto en cuanto hacer buenos tebeos, sino en resultar rentables para las editoriales. Bendis, Stracinsky, Busiek... son autores que anteponen el oficio de guionista a las ideas, escritores que a partir de una nimia idea son capaces de construir un guión, por vacia que la idea fuese. Y eso gusta a las editoriales, al igual que los dibujantes currantes que se hacen sus 24 páginas sin rechistar. Las estrellas incumplen fechas de entrega y no son buenas para las dosis mensuales de los adictos.
¿Qué es primero, el huevo o la gallina? ¿Los autores estrella son encumbrados por los fans o éstos sencillamente siguen bondadosamente las guías que les marcan las grandes editoriales?
Buff ... que espeso estoy hoy.

Enviado por Álvaro :: [+] :: 3 comentarios


Jueves.07.Agosto
Lecturas de otros veranos. Verano del 93.

Es Nochevieja y estamos aislados por la nieve. Solos, con la única compañía de una cerveza y una televisión que emite un reportaje que nos llevará de nuevo a nuestros recuerdos, a esa memoria que muchas veces nos mira amenazante. El teléfono suena y es alguien que dice llamar al azar para no sentirse sola.
Tan sugestivo punto de partida es el inicio de Saigon-Hanoi, de Cosey, un álbum de la extraordinaria serie Aire Libre de Dupuis (en España Grijalbo publico algunos bajo el nombre de Trazo Libre). Cosey bordó en este álbum un guión sorprendente, distinto, en el que una conversación telefónica infantil es el hilo conductor de una segunda narración, el pasado del protagonista en Vietnam, que se nos va mostrando a modo de imágenes mudas, entrelazadas con las de un documental llamado, precisamente, Saigon-Hanoi. La arriesgada pirueta narrativa consigue unos resultados asombrosos y Cosey logra casi lo imposible, hablar de los veteranos del Vietnam sin apasionamiento, con el filtro del paso del tiempo. Pero lo más sorprendente es, si cabe, la capacidad del autor de trasladarnos los pensamientos de Homer, el protagonista: casi podemos leer unos bocadillos inexistentes que el lector debe imaginar, conectando las imágenes que Homer ve, sus silencios, con la conversación telefónica con una niña de once años que mantiene.
Saigon-Hanoi es uno de esos álbumes que demuestran hasta dónde puede llegar la narrativa en una historieta, una narración que nos deja a los lectores la responsabilidad de la reflexión, de pensar sobre lo que hemos leído y sacar nuestras propias conclusiones.
Por desgracia, un álbum que terminó saldado, junto al resto de una colección que tenía otra obra brillante de Cosey, el Viaje a Italia recomendabilísimo aunque no llegue a la maestría de este álbum.

Enviado por Álvaro :: [+] :: 4 comentarios


Uno más en la lista
Si Derek Martínez y Alan David Doane lo dicen por algo será, o sea, que servidor amplía la lista de reyes del Previews de este mes a Mother Come Home, del inclasificable Paul Hornschemeier, el creador de las Forlorn Funnies. Edita Dark Horse.
P.D.: No estaría de más que os leyéseis esta entrevista con el bueno de Paul.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


Viernes.08.Agosto
Lecturas de otros veranos. Verano del 85.

Durante un tiempo estuve absolutamente fascinado por una historia contada en un tebeo. Su mezcla de misterio, de leyenda, de intriga me tenía hipnotizado, maravillado, me sorprendía con nuevas lecturas cada vez que habría sus páginas. Casi veinte años después, todavía logra fascinarme el universo creado por estos dos autores, personal e intransferible, con una capacidad única de recuperar el espíritu moralista del cuento y, a la vez, su sencillez de planteamiento.
Realmente, si uno analiza el ciclo de las Ciudades Oscuras creado por Schuiten y Peeters, los autores parten de una premisa absurda, increíble o incluso absurda, pero consiguen tejer a su alrededor una historia tan coherente y compleja que consiguen que lo que inicialmente era absurdo se troque en realidad.
En 1985 la colección Negra de Metal Hurlant publicaba el título más carismático de la saga,La Fiebre de Urbicanda. Su premisa es sencilla: el arquitecto de la majestuosa ciudad de Urbicanda, Robick, descubre un extraño objeto. Un cubo de material desconocido que comienza a crecer y tejer una red cúbica alrededor de la ciudad. A partir de ahí, Schuiten y Peeters comienzan a hacer crecer paralelamente la historia de la ciudad, divida en dos zonas: la oscura, olvidada y sucia, y la luminosa, brillante, solemne y próspera. Una ciudad donde la aparición de la red cambia por completo la vida de los habitantes de la ciudad, influye en la política, en las costumbres, en todo aspecto del comportamiento humano. La introducción de lo imprevisible, de lo inesperado se va asumiendo poco a poco como inevitable, como normal y al final, como perenne.
Desde que leí esta obra me entusiasmó la facilidad de los autores de hacernos creíble lo increíble, pero sobre todo, su capacidad de analizar el comportamiento humano a partir de su enfrentamiento a los extraño, a lo incomprensible. El desarrollo que Schuiten y Peeters imprimen a los personajes es realista, descarnadamente humano. A poco que reflexionemos nos daremos cuenta de lo paradójico que resulta lo que nos fascina lo oculto lo raro y, sin embargo, la facilidad con que aceptamos lo que no comprendemos, asimilándolo como parte de nuestras vidas.
Toda una parábola que se extendió al ciclo de Las Ciudades Oscuras, una serie de álbumes de obligatoria lectura que ha dado lugar a toda una mitología propia fascinante. Si navegáis por la red encontraréis todo tipo de referencias a este ciclo y a las ciudades imaginarias de Samaris o Urbicanda, que van de la locura gráfica al ensayo más sesudo sobre arquitectura o geometría.

Enviado por Álvaro :: [+] :: 3 comentarios


Los Ignatz 2003
Después de los Harvey y los Eisner, quedaban por saber los premios más indie o alternativos, los Ignatz. Pues nada, ya tenemos de momento la lista de nominados, que es como sigue:

Outstanding Artist: Reneé French, Dean Haspiel, Jason Little, Lorenzo Mattotti, Scott Mills

Outstanding Graphic Novel or Collection: Beg The Question, de Bob Fingerman; Epileptic, de David B; The Frank Book, de Jim Woodring; Nightmare Alley, de Spain Rodriguez & William Lindsay Gresham,; Three Fingers, Rich Koslowski

Outstanding Story: "30,000 Hours to Kill" en Love & Rockets #6, de Gilbert Hernandez; Black Hole #10, Charles Burns;
Fleep, de Jason Shiga; "Hipman" en Mystic Funnies #3, de R. Crumb; Untitled second story, en Sshhhh!, de Jason

Promising New Talent: Marc Bell, Ray Friesen, John Hankiewicz, Derek Kirk Kim, Raina Telgemeier

Outstanding Series: Black Hole, de Charles Burns; Fred the Clown, de Roger Langridge; Fuzz & Pluck in Splittsville, de Ted Stearn; Patty Cake, de Scott Roberts; Strangehaven, de Gary Spencer Millidge

Outstanding Comic: Aprendiz Book 1, de Adam Suerte; Black Hole #10, de Charles Burns; (Fantagraphics Books)
Collier's Vol. 2 #2 de David Collier; Rubber Necker #2, de Nick Bertozzi; Urban Hipster #2, de David Lasky & Greg Stump

Outstanding Minicomic:I Am Going to Be Small, de Jeffrey Brown; Josh Comics, de Josh Sullivan; Lo-Horse #1, de David Lasky and Jesse Reklaw; Take Out, de Raina Telgemeier; That Thing You Fall Into, de Diana Tamblyn

Outstanding Online Comic: American Elf, James Kochalka; Bell's Home Journal, de Gabrielle Bell; Jazz Age Chronicles, de Ted Slampyak;
The Salon, de Nick Bertozzi; Slow Wave, de Jesse Reklaw

Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Moore again
Las editoriales "pequeñas" (a este paso se comerán a las grandes, ya sabéis, te fías de David y cuando menos te lo espera te endosa un pedrazo...) siguen dándonos buenas noticias. Le toca el turno a Alecta-Recerca, que publicarán el libro Alan Moore: Portrait of an Extraordinary Gentlemen (Alan Moore: Retrato de un Extraordinario Caballero). El lanzamiento está previsto para el 18 de Noviembre de 2003, lógicamente, ya que ese día el de Northampton cumplirá cincuenta añitos. A destacar que el libro es una edición no lucrativa y que todos los beneficios de su venta irán destinados a tres asociaciones que luchan contra el Alzheimer.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


Sábado.09.Agosto
GROC y Brubaker

Hablando de pequeñas, GROC comics ya tiene fecha para el lanzamiento de Lowlife, de Ed Brubaker. La primera obra de Brubaker que él mismo dibujó (siguiendo fielmente el estilo de su admirado Chester Brown) y en la que ya se comienzan a ver las dotes del ahora famoso guionista. Será el próximo 22 de Agosto. La distribución la hacen ellos mismos desde la librería Gotham Comics y como son amiguetes, os doy sus datos por si queréis pedirles ejemplares o comprarlo directamente:

Gotham Comics
Telf.: 963959716
email: gothamcomics@ono.com
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Mosca cojonera

Si uno se estruja un poco el cerebro en buscar una definición acertada de Ted Rall, posiblemente caerá en el tópico de denominarlo "enfant terrible". Y se equivocará, me temo, porque la definición más correcta se aleja de esta poética expresión tan propia de las intelectualidades de la revolución de Mayo del 68 y se acerca más a la muy castiza de "mosca cojonera".
Me explico: la habilidad innata de Ted Rall es molestar. Su opinión, ya sea escrita o dibujada tiene la desagradable consecuencia de irritar las neuronas que dormían apacíblemente el sueño de la ignorancia. Una irritación molesta, porque suele despertar esa cosa tan poco usada que es la conciencia, que suele volverse en contra nuestro a poco que la dejemos libre. En los USA, Ted Rall es un famoso comentarista político y humorista gráficos, con columnas que se leen en más de ciento cuarenta periódicos, supongo que con bastante enfado por parte de la clase política dominante.
Salvo las tiras que se veían en su página web, poco sabíamos en España de este autor hasta que ECU, la editorial que se está especializando en autores 'extraños' publicase el álbum "Lo peor que he hecho nunca", una colección de anécodtas reales que fue recopilando Rall por los medios más variados y que recogen las peores acciones que ciudadanos anónimos habían hecho en su vida. Si realmente es cierto que lo que nos cuenta Rall es real, la lectura de este álbum es demoledora, terrible. Y me despeja una duda que siempre había tenido: la sociedad americana está enferma. Pero hay algo peor: es desasosegante comprobar como el comportamiento de la sociedad yanqui es tan sólo un reflejo macroscópico de la realidad individual. Historias como 'Chuck/Mausoleo' podrían haber sido protagonizadas por grandes multinacionales, por ejemplo. Pero lo más horroroso es la mirada de Rall, que toma una postura neutra, tan sólo expone, con una frialdad aterradora que hiela la columna vertebral. Si al principio creemos estar ante una obra humorística, en pocas páginas habremos entrado en una obra de terror angustiosa de la que es difícil evadirse porque, sencillamente, es la realidad.
El mal dibujo de Rall es lo de menos. Eso sí, este es uno de esos álbumes que deberían advertir eso de que "puede herir la sensibilidad del lector". Imprescindible si queremos entender la sociedad que nos viene.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Domingo.10.Agosto
Algunas lecturas de este verano

Muy poco hay que leer en verano, pero de vez en cuando la visita a ese maravilloso lugar donde los viciosos de esto desarrollamos algunas de nuestras experiencias místicas más íntimas es fructífera. En este caso las compras fueron pocas pero variadas y jugosas.
En primer lugar, un spin-off de X-Statix, la excelente serie de Milligan y Allred que no me canso de recomendar. Wolverine & Doop supone aprovechar uno de los team-ups más bizarros que pueden salir de la mente de un guionista, al mezclar al duro Lobezno con la patata volante de X-Statix. Semejante pareja se merece un argumento a la altura, y qué mejor que hacer una revisión de El halcon maltés, sustituyendo la mítica figura hecha con la materia de los sueños por un visón rosa mágico que parece estar moldeado con la materia de la lujuria. Milligan construye una excusa divertida para presentar a los personajes, que se lee con agrado aunque esté a años luz de la serie principal, sobre todo gracias al excelente trabajo de Darwyn Cooke, uno de los dibujantes que más me está gustando del actual panorama USA (sobre todo si no está entintado por Allred) y que ha sido encumbrado gracias a Catwoman.
La segunda lectura no se puede considerar como tal, sino como experiencia visual. La distribución de tebeos argentinos en España se está normalizando gracias a HistorietasArgentinas y nos llega ahora un sketchbook de Alberto Breccia de la editorial Ancares completísimo y fundamental para todos los amantes del historietista uruguayo-argentino (todo sea dicho , ser amante de del trabajo de Breccia debería ser obligatorio para cualquier aficionado al tebeo). Una edición completísima donde encontramos multitud de borradores y trabajos previos de obras tan fundamentales como El Buscavidas, Perramus, Lope de Aguirre... y en los que se puede apreciar la absoluta genialidad del dibujante, capaz de dotar a sus lápices de una fuerza brutal y contundente con apenas unas rayas, unas manchas. Posiblemente, el dibujante que ha sido capaz de transmitir más expresivo que ha existido y, sin duda, el que mejor sabe provocar sensaciones en el lector.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 4 comentarios


Navegando

Cosillas encontradas navegando un domingo por la mañana de Agosto, bien refugiadito en casa al fresquito del aire acondicionado mientras fuera la ira del Dios-Sol se desata con toda su fuerza y hace sufrir a los mortales los más terribles males:
- Que Goscinny es una pieza clave del tebeo francés no hace falta que se diga (bueno, a lo mejor sí, que mucha gente sólo lo relaciona con Asterix y no con las casi 20 series que guionizó o con la fundamental etapa al frente de Pilote, la revista de Dargaud), así que tampoco debería ser necesario recomendar un libro que aparecerá en Septiembre y que recoge todos los personajes que creó, anécdotas, historias y datos necesarios para entender la biografía de este hombre. El libro se llama, muy lógicamente, el Diccionario de Goscinny y será editado por la editorial J.C.Lattes.
- Mi muy admirado A.D.Doane le hace una larga e interesante entrevista a Mark Millar que no tiene desperdicio, no os la perdáis. Para los fanáticos de Pacheco, anuncia proyectos con él para el próximo año...
- Tengo la mala pata de que me emosione si me tocan la vena nostálgica, qué le voy a hacer. El caso es que el señor Howard Chaykin, autor al que se debe seguir sin concesiones, ha anunciado que va a hacer una miniserie de uno de los grupos clásicos de la DC, The Challengers of the Unknown. Y digo lo de la vena nostálgica porque Los Temerarios era una de mis series favoritas en aquella joya de la Novaro llamadas Titanes Planetarios (y que también incluían historias de Adán Luna -Adam Strange-, El Guardián del Espacio -Space Ranger- o Los caballeros atómicos -The Atomic Knights ) que llenaban mi casa cuando era pequeñito y que deglutía con fervor en su lucha con los más extraordinarios y extraños fenómenos. Lo malo es que seguro que traducen los nombres de los protagonistas a sus originales y qué queréis que os diga, yo me sigo acordando de los Uriel (químico y buen buzo), Efrén (sabio y exclente piloto), Lino (campeón de lucha) y Mauro (alpinista y técnico de radio). ¡Joder, con lo que me costó reconocer que mi admirado Bruno Díaz era Bruce Wayne y que el perverso Comodín era el Joker!
Enviado por Álvaro :: [+] :: 4 comentarios


Lunes.11.Agosto
Atentado contra Spirit

Averganzado por lo ajeno hállome. Acabo de ver la entrega del coleccionable de El Mundo dedicado a Spirit y se me ha caído el alma a los pies. En mi vida he visto algo tan mal impreso y con tanta desagana. Escaneados terribles, horrorosos, no hay ni un solo fondo tramado sin moiré, hay rateados por todas partes, líneas blancas, aspecto sucio... Parece como si el escaneado se hubiese hecho desde el comic-book directamente con un escaner de mano encontrado de regalo en un paquete de Phoskitos.
Vergonzoso por muchas razones, pero fundamentalmente por dos: la primera, que Norma siempre se ha destacado por una calidad impecable en las ediciones (ya sé que alguno recordará los infaustos mangas de hace años, pero en general, su calidad es sobresaliente). Sin ir más lejos, la edición de comic-book de Spirit de la que parte el coleccionable era excelente. Incomprensible además, cuando las otras entregas dependientes de esta editorial han tenido una impresión más que digna para la relación calidad-precio.
Y la segunda, que estamos ante una de las obras más sublimes de toda la historia de los tebeos. Eisner reinventó el lenguaje del tebeo en Spirit y sentó las bases de la historieta moderna, sólo por eso, su obra se merece un respeto casi reverencial.
Una verdadera lástima, porque la primera ocasión en la que Spirit ha llegado al gran público de forma masiva se ha empañado con este fallo de principiante que hace que parezca más un fanzine fotocopiado que lo que realmente es.

Enviado por Álvaro :: [+] :: 7 comentarios


Martes.12.Agosto
Lecturas de otros veranos. Verano del ¿?

A mediados de los 70, la bande desinee fue sacudida de tal manera que nunca más sería lo mismo. Jean Giraud se veía definitivamente recluído dentro de su personalidad de Moebius y comenzaba una de las obras más extrañas y, simultáneamente más influyentes de la historia del tebeo. Las primeras páginas de El garage hermético de Jerry Cornelius eran una inmensa farsa, una diversión de Moebius para ensayar con diferentes estilos de dibujo y narrativa que se fue convirtiendo poco a poco en una larga historia.
Sin nigún tipo de guión previo y buscando deliberadamente que no existiese cohesión entre las entregas, Moebius fue construyendo una historia presuntamente caótica que fue demostrando que el caos microscópico se puede ver como orden macroscópico. Resulta increíble como una historia que se improvisaba, que cambiaba el rumbo al mínimo sentido de coherencia, que se dejaba durante unos meses y se retomaba después, puede llegar a tener la coherencia que tiene El Garage Hermético. Al final, las aventuras del Mayor Grubert y de Jerry Cornelius (guiño personal a Moorcock), que debían ser un antifolletín pasado por el surrealismo, resulta en un viaje onírico en busca de la realidad.
Pero independientemente de los valores intrínsecos de la obra, lo fundamental es su innegable influencia en el comic europeo de los 70. El garage hermético, junto con Arzack es sin duda el estandarte del movimiento humanoide, la perversión o ruptura de las reglas establecidas, la búsqueda de nuevas fronteras expresivas que se desató de una forma explosiva durante esa década en Francia. Se podría afirmar sin exagerar mucho que prácticamente toda la obra que se hace a partir de ese momento en Francia recibe de una manera u otra la influencia de Jerry Cornelius.
Y no sólo eso, porque esta obra supone el encuentro del estilo propio de Moebius, del que hoy conocemos, que se prolongará en todas sus obras siguientes y que será una influencia decisiva en cientos de autores posteriores (de Bilal a Del Barrio, pasando por casi todos los dibujantes de los 80) e incluso de la forma de concebir la ciencia-ficción en la literatura y el cine a partir de The Long Tomorrow, su importante historia con Dan O'Bannon.

Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


¡¡¡Ayuda!!!
A ver si algún informático tebeoadicto me apuede ayudar. Llevo un par de días con el ordenador jodido. Se resetea cada dos por tres, apareciendo un mensajillo que me da 1 minuto para guardar y que dice que se cierra por orden de NT AUTHORITY/SYSTEM por haberse realizado una llamada inválida a un procedimiento remoto RPC. He pasado antivirus y de todo y nada. Me pasa fundamentalmente si estoy conectado a internet (via modem cable de ONO).
¿Alguna idea?
HELPPPPPPP!!!!!
Enviado por Álvaro :: [+] :: 3 comentarios


Entervista a Gaiman
Sacada de la web de Journalista, una entrevista a Gaiman. La podéis encontrar aquí
Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Una nota
Y también sacado de la web de Journalista, la interesante anotación que hace Morrison sobre la evolución del comic en los USA. Está sacada de una entrevista en Newsarama:
"The rise of the teenage manga audience is very heartening to me, however, and suggests a future for new work which moves away from the storytelling clichés and endlessly recycled images of traditional, mainstream superhero books. The last time I was in a comic store, I smelled a stale, dread-inducing fog of middle-aged smugness from the monthly comics on the racks. With a few exceptions, they seemed old and creepy and out of touch, like relics from some war or other. In crushing contrast, the shelves of beautiful toys, shiny manga and big, sexy euro albums radiated health, youth and vitality. I’m definitely much more interested in what's happening on the fringe where comics cross over with general pop culture and I find myself resonating strongly with the super sci-fi, hyper-realist and fantastic elements which teenagers are absorbing again via comics and via artifacts which owe very little to the weird reiterations of the superhero books."
Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Miércoles.13.Agosto
¿Será que soy rarillo?

Vale que los premios Wizard tienen menos interés que un discurso sobre la introspección del calamar en tiempo de cría, pero se puede hacer algún que otro análisis sociológico de los resultados, partiendo de un premio en principio normalillo como el de "Talento emergente" o "Nuevo talento" o como se le quiera llamar. En mi ingenuidad, servidor piensa que este tipo de premios se deben dar a chavalines recién llegados (o no tan chavalines, pero que debutan) que dejan ver ramalazos de calidad escondidos entre toneladas de errores de principiante. Lógico, digo yo.
Pero no, el premio se lo han dado a Bruce Jones, un señor que tiene las partes pudendas de su cuerpo peladas a base de hacer guiones como máquina de churros. Y no malos precisamente, porque entre las montañas de guiones que hizo para Warren hay más de una historia que merece ser recordada. Y no sólo eso, sino que ha demostrado muchas veces su gran capacidad para hacer guiones bien tejidos y entretenidos, aunque servidor se decanta por los sensacionales tándem que formó junto a Rich Corben o Russ Heath, firmando historias sencillamente inolvidables. De hecho, todavía es posible encontrar un albumcito que editó Toutain con algunos de sus mejores guiones (que incluye el imborrable "Jennifer" con Wrightson). Incluso no es necesario irse fuera de Marvel, ya que se encargó durante bastante tiempo de los guiones de Ka-Zar y de bastantes Conan y Kull.
Lo que sólo se puede entender suponiendo que los fans de Wizard se sabran al dedillo la vida amorosa de Cíclope y el nombre, apellidos y teléfono de todos los aporreados por Lobezno, pero que de tebeos, no tienen ni puñetera idea. O lo que es peor, que en los USA se da el mismo fenómeno que nos ocurre por aquí: el olvido. Por desgracia, la falta de industria ocasiona la imposibilidad absoluta de acceder a antiguos tebeos y ya no sólo del montón, sino las obras maestras necesarias e imprescindibles para entender le tebeo. ¿Os podéis imaginar que no se reeditara el Quijote o Hamlet? Pues eso es, por desgracia, lo habitual en el mundo del tebeo. Y si aquí es patético, en los USA, país que inventó el tebeo tal y como lo conocemos hoy, es patológico. Buscad una buena edición americana de Little Nemo, de Polly & her Pals, de Prince Valiant, de Terry y los piratas... casi todos los intentos han fracasado estrepitosamente. El problema es que el referente de las nuevas generaciones de autores no son los clásicos, a los que no conocen, sino su generación inmediatamente anterior, a la que mimetizan con sus errores. Si los Neal Adams, Toth, Heath, Kubert, Robbins y demás echaban la vista atrás y miraban todo lo que se había hecho hasta el momento, empapándose de influencias que comenzaban en 1900, los autores actuales a lo sumo que aspiran es a parecerse a Humberto Ramos. Y eso influye en los aficionados, que desconocen esas obras maestras y no saben donde poner el listón mínimo de exigencia.
Pero esto, me temo, es predicar en el desierto.
Eso sí, si podéis, haceros con clásicos del tebeo. Y comparad. Pero no lloréis, que luego el papel se jode y me echaréis la culpa.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 5 comentarios


Weblogs
Nada, que hoy toca echarle flores a otras weblogs que me voy encontrando por ahí y que cada vez me gustan más. Y como de bien nacidos es ser agradecido, ya que me hacen pasar tan buenos ratos, yo lo digo y anuncio:
- Una web que me sorprendió el primer día que entre es nosoysuperwoman. Entradas densas y bien documentadas, siempre interesantes y sorprendentes. Es un fijo en mis visitas (lo tenéis ya en preferidos).
- Siguen naciendo weblogs que tratan de tebeos o, por lo menos, lo tocan. Y si esa weblog viene con el antecedente de una página tan interesante como Noveno-arte, pasa a ser una obligación. Para mi envidia, es capaz de introducir la literatura al mismo nivel que el tebeo sin problemas, cosa que yo no he sido capaza de hacer.
- Alguna vez la he referenciado indirectamente, pero se merece un enlace directo y con mayúsculas. La bitácora de Rafa Marín es tan interesante como la personalidad de este guionista, teórico y, sobre todo, aficionado irredento.
A ver si tengo dos minuto y los agrego a preferidos....
Enviado por Álvaro :: [+] :: 5 comentarios


Jueves.14.Agosto
Lecturas de otros veranos

Si pensamos en "slice of life", seguro que nos vendrá a la memoria un buen puñado de autores americanos de finales de los 80 y los 90 que se dedicaron a tebeos semiautobiográficos, etc, etc. Pero por desgracia, muchos olvidan que el verdadero origen de esta expresión es francés, y que tiene nombre propio: Gerard Lauzier. Fue a mediados de los 70 cuando se comenzó a publicar en Pilote su serie "Tranches de vie", relatos basados en personajes cotidianos, que contaban episodios urbanos del día a día con una potente carga de ironía (e, incluso, de crueldad). La serie fue un éxito y pronto su nombre llegó a ser sinónimo de un género dentre de la BD, una forma distinta de abordar el tebeo y de contar cosas. Personalmente, la historia que creo mejor refleja el espíritu de Lauzier es "La carrera de la rata", una acidísima visión de las relaciones sociales, de la búsqueda del éxito a cualquier precio. Un retrato bastante cruel y despiadado de un tipo de escala social que busca de cualquier forma el éxito económico y el "prestigio social". No hay el más mínimo amago de consideración hacia los protagonistas, Lauzier descarga su vitriolo generosamente y no deja títere con cabeza.
Aunque, la verdad, cualquier álbum de este autor es destacable: desde las recopilaciones de "Cosas de la vida" a "La cabeza entre las tetas" o "Diario de un joven", todas sus obras son inexcusables. Ironía a toneladas que todavía se puede encontrar en las ediciones que Grijalbo hizo hace algunos años.
Por desgracia, Lauzier se alejó del mundo del tebeo para adentrarse en el del teatro y el cine, donde se ha asentado como guionista y director.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


Viernes.15.Agosto
Breccia, siempre Breccia o Lecturas de otros veranos, el verano de Breccia


Me vais a permitir que, en día de fiesta, me anarrosee a mí mismo. Lo que sigue es parte de un artículo sobre Breccia que habrá aparecido estos días en La Guía del Cómic publicada en el Salón de A Coruña. Sitúense en 1979, y la lectura, el álbum de El Eternauta de Breccia publicado por Nueva Frontera en su colección Biblioteca TOTEM.
Cuando un servidor era un tierno adolescente, casi un niño, tenía la ingenua arrogancia de pensar que sabía mucho de tebeos. Muchas lecturas de clásicos americanos, un corto pero intenso paso por los tebeos de Vértice y un reciente descubrimiento de los “tebeos adultos” de Toutain, con el 1984 a la cabeza me hacían suponer que mis conocimientos eran casi enciclopédicos. Entre semejante cúmulo de despropósitos, era incluso capaz de enunciar los que yo consideraba un “buen dibujante”, identificándolo con aquellos que siguieran los cánones más clásicos de dibujo académico.
Y justo entre tal desbordamiento de autocontemplación y arrogancia, llegó a mis manos un tebeo de Biblioteca TOTEM: «El Eternauta». Recuerdo perfectamente que mi primera impresión fue mala. “Qué mal dibujo”, pensé, suponiendo que lo que estaba viendo era uno más de los autores injustamente sobrevalorados. Aún así, ahíto de espíritu crítico ya en esos tiernos años, leí las historias. Las primeras, correspondientes a la serie «Sherlock Time» me parecieron muy interesantes, distintas a los usuales relatos fantacientíficos de Warren que tanto me gustaban leer. “Sin duda, ese tal Oesterheld era un buen guionista, lástima que los dibujos de ese desconocido Alberto Breccia fueran tan malos”, analizaba yo con profundidad mal entendida.
Hasta que llegué a las tres historias centrales: «Miedo», «El corazón delator» y «La gallina degollada». El impacto de la primera lectura me desbarató todos los esquemas mentales que hubiera podido construirme. Su lectura me produjo desazón, nerviosismo...miedo. ¿Cómo era posible que un dibujante que yo consideraba malo me pudiese provocar esas sensaciones? ¿Qué era lo que había tras ese dibujo? Todavía recuerdo una página en la que apenas había sombras, en una cuidada disposición que te transmitía el pánico del protagonista.
¿Y qué decir de la desasosegante presencia de la policía en «El corazón delator»?, en dos páginas Brecia había conseguido que yo mismo me delatase, asustado, agobiado por la repetitiva y angustiosa presencia de esas tres caras con gafas redondas oscuras.
De repente, descubrí que el dibujo podía ser algo más que la representación fidedigna de la realidad, que la historieta podía ser el vehículo de las emociones, de los sentimientos. Breccia me estaba descubriendo en apenas unas pocas páginas que el tebeo podía ir mucho más allá de lo que yo nunca habría imaginado. Pero lo peor estaba por llegar, porque la adaptación del cuento de Horacio Quiroga movía a la reflexión, a no quedarse ni con el dibujo, ni con la historia, sino con la necesidad de recapacitar sobre lo que había leído. «La gallina degollada» es una paradoja sobre la inocencia, la obsesión, la diferencia. Un duro relato que era imposible que dejara indiferente al lector.
Gracias al uruguayo, había conseguido transformarme de verdad en un lector adulto, que sacaba algo más que un rato de entretenimiento de la lectura y que podía buscar respuestas a preguntas o encontrar preguntas que necesitaban respuesta.

[...]
Me queda, ya no como lector, sino como devoto, la espina de saber que el maestro vivió cerca de mí, en mi ciudad, que posiblemente se cruzó conmigo y que no pude acercarme a él y decirle que lo que sé de tebeos se lo debo a él. Tan sólo me quedó la posibilidad de hablar largo y tendido con su amigo y anfitrión, Brocal Remohí. Que en charlas de café me hablara de su carácter tiernamente huraño, de discutidor que a regañadientes admitía que no tenía la razón y de su gran corazón. De la humanidad de un autor que me descubrió que la historieta era y es uno de los medios de transmisión de conocimiento, sentimiento y sensaciones más fuertes que se han creado nunca.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


Sábado.16.Agosto
Extrañas lecturas de este verano

Martin es ilustrador, principiante posiblemente. Sus trabajos se centran en dibujos para libros infantiles, pero él sabe que podría hacer mucho más. Pero un día, la suerte está de su lado y recibe una de esas becas que permiten a un artista dedicarse durante unos meses a plasmar todo lo que tiene en su cabeza. No es una gran beca, pero le permitirá hacer una serie de estudios sobre el erotismo que tenía pensado.
Sólo tiene un problema, necesita una modelo. No una modelo de pasarela, no. Quiere una mujer con curvas, con celulitis, una mujer real, no las que nos intentan vender desde los anuncios de yogur. Buscó, buscó... y encontró a Tina.
Tina es gorda, indiscutiblemente fea... pero no tiene otra modelo y, a fin de cuentas, no le interesaba el ideal de belleza que venden las películas.
En su primera sesión, Martin pinta algunas poses del natural de Tina vestida y después, le pide que se desnude.
Y ocurrió.
Quizás fue sólo "una reacción química", pero ocurrió.

Así comienza Ripple, a predilection for Tina, una recopilación de la historia publicada en los números 1 al 5 de Weasel, la reconocida publicación de Dave Cooper. No sabría muy bien como calificar el resto de la historia: ¿la historia de una atracción loca?, ¿una relación que se aboca a una espiral insalubre?...Posiblemente valgan todas las descreipciones y ninguna sea la adecuada, pero lo cierto es que la misma capacidad mesmerizante que Tina provoca sobre Martin es la que Cooper desata sobre el lector. Ripple es una historia de sexo, de amor, que bordea ese lado salvaje por el que no se debe andar sin miedo a no poder volver, pero que, a la vez, demuestra la cruel naturaleza de lo asquerosamente real.
Personalmente, Dave Cooper es uno de los autores que más me interesan en los últimos años precisamente por esa capacidad de atraer al lado extraño de lo insano, ese camino que ya anduvieron Joel Peter Witkin, Cronenberg o Burroughs.
Un autor completo e inquieto, que experimenta en cada una de sus obras y que es capaz de mezclar un dibujo casi infantil con influencias del cartoon con las historias más sórdidas, siempre logrando un efecto especial, distinto, que atrae la lectura irremediablemente.
Por desgracias parece ser que Cooper es ya historia en el tebeo y que lo ha abandonado para dedicarse a otros menesteres. Por desgracia, el lector español apenas ha podido contemplar la obra de este autor en unas mínimas condiciones, sobre todo después del desastre de la edición de Dan y Larry. Espero que si La Cúpula se decide a publicar este tebeo, lo haga fuera de la colección Brut y respetando el bitono y color de papel, para que podamos gozar de este autor en toda su extensión.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Lunes.18.Agosto
Tebeos a juicio

Parece ser que el enfrentamiento entre Juventud y Casterman pasará a mayores. La cosa viene de antiguo y más o menos se puede resumir como sigue: hcae muuuuchos años, la editorial francesa Casterman decide publicar su principal franquicia en castellano, con fracaso considerable porque en ese momento las andanzas de Tintin no tienen ni el más mínimo éxito. Conclusión, que deja el asunto por imposible y le da los derechos de la publicación en español a una pequeña editorial española pensando que ya puestos a hundirse, que lo haga otro. La pequeña editorial comienza la edición y poco a poco va consiguiendo introducir al personaje en España, llegando a tener importantes ventas, para desesperación de la casa madre. Años después, Casterman decide que ya va siendo hora de volver a mirar hacia el mercado español (sin duda, viendo que las ventas de Tintin empiezan a bajar alarmartemente) y decide publicar directamente de nuevo las aventuras de Tintin en formato mini, aduciendo que es una nueva edición y que, por lo tanto, no está sujeta a los derechos vendidos en su día.
Juventud va a los tribunales, gana y la justicia obliga a Casterman a retirar su colección de Tintin en formato mini.
Hasta aquí, todo legal y evidente, pero parece ser que Casterman hace oídos sordos a la petición judicial y sigue con la venta de esta edición, parte de una estrategia más grande que implica la entrada paulatina de la editorial en nuestro país, de la mano de Panini.
Lo que está claro es que Casterman quiere desembarcar en España y apuesta fuerte, incluso a nivel judicial. La editorial gala sabe perfectamente que si quiere que sus cuentas sean saneadas en nuestro país necesita el salvavidas de su personaje estrella, pero también sabe que una irrupción como elefante por cacharrería sería contraproducente. De hecho, su inteligente alianza con Panini es una buena muestra de lo pensada que debe tener su estrategia. No olvidemos que Panini tiene una excelente infraestructura de distribución a quioscos y librerías y que, además, tiene gran experiencia a nivel internacional como editora de tebeos. De hecho, publica a las grandes Marvel y DC en Francia, Italia, Alemania, UK y otros países.
Lo que, por otra parte, lleva a ver con expectación este movimiento editorial que se ha hecho casi con disimulo. Dos grandísimas de la edición de tebeos, juntas para editar tebeos en España, aunque por el momento sólo han publicado Natalia y Caroline Baldwin pero que nos dejan con la mosca tras la oreja de hasta dónde pueden llegar.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 3 comentarios


¿Wolverine twinky pinky?
Experiencia de cátedra: leánse ustedes el último número de Ultimates, reténgalo en la memoria y luego encuentren las diferencias con la siguiente imagen...


Vamos que los chicos de Marvel atacan por todos los flancos y si es necesario hacer unos teletubbies marvelosos, los veremos.
Y la verdad es que me encantaría verlos, carcajadas garantizadas. Todo esto viene a cuento de una nueva línea de juguetes para tiernos infantes. Podéis Debéis ver el resto en Lying in the gutters.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Je vulé etré francé
En Francia se están apuntando también a la moda de adaptaciones cinematográficas de tebeos y a las ya conocidas de Asterix (por cierto, que al final no habrá Asterix en Hispania...¡qué lástima más lastimosa!) o de Corto Maltés (que, a este paso, sólo veremos en DVD y comprándolo en Francia) y la a punto de estrenarse versión de Blueberry, se apunta ahora una de La Marca Amarilla, que se unirá al cúmulo de celebraciones que llegan con el centenario de Jacobs. De momento, además de la películas está anunciada una megaexposición y un par de libros de estudio de la obra de Jacobs.
Aquí, como siempre, ni nos enteraremos.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Más buenas noticias

Hace poco os dije que era una lástima que no se pudiera acceder a los clásicos americanos, etc, etc. Pues bien, me trago mis palabras a lo bruto y con gusto, porque de nuevo una "pequeña" vuelve a dar buenas noticias. Y extraordinarias en este caso, porque Alecta/Recerca van a publicar ni más ni menos que el Steve Canyon de Milton Caniff, siguiendo la edición de Checker Books. Lo que, de paso, me lleva a casi un silogismo: si Checker está publicando Steve Canyon, Flash Gordon y las historietas pre-Nemo de McKay...¿veremos estas obras en castellano de la mano de los chicos de Recerca/Alecta?
Por cierto, que además anuncian tapa dura, como San Eisner manda. Y es que los mallorquines se están poniendo las pilas a velocidad de espanto, porque este anuncio se debe unir al del libro de Alan Moore, al siguiente arco argumental de Supreme y al Red Rocket 7 de Allred. Casi ná.
Mmmm, me da en la nariz que va aumentar la delincuencia en España y que el número de atracos a sucursales bancarias alcanzará cotas preocupantes...
Espero que no sean alucinaciones debidas al calor, pero este verano está dando de sí...
Enviado por Álvaro :: [+] :: 10 comentarios


Martes.19.Agosto
Jornadas del cómic de Avilés
Ya se confirman fechas, actividades e invitados de las jornadas de Avilés:

Se celebrarán del 9 al 13 de septiembre y los autores confirmados son: Tery Dodson, Mike Carey, Vittorio Giardino, Duncan Fegredo, Victor Santos, Marcos Martín, Brian Azzarello, Crisse, Antonio Pérez García – Carr (Carrillo), Mark Buckingham, Mike W. Kaluta, Jordi Bernet y Scott Hampton.
Exposiciones dedicadas al color de Miguelanxo Prado (Tangencias, Trazo de Tiza, Quotidiania Delirante) y a recorrer las trayectorias de Barry Kitson (Batman, Superman, L.E.G.I.O.N.) y Esteban Maroto (Cinco por Infinito, Alma de Dragón, Crónicas de Atlantis). Todos estos autores estarán presentes y, como otros años, guiarán una visita por sus exposiciones.
También se realizará un curso de cómic dedicado a la creación de personajes, que será impartido Esteban Maroto, Víctor Santos, Félix Vega y Horacio Altuna y coordinado por Lorenzo Díaz.

Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Useful comics

¿Pensábais que los tebeos no sirven para nada? ¿Vuestros padres están convencidos de que su hijo/a está realmente abocado a una espiral de degeneración? ¿Los compañeros os miran con desprecio?
¡Pues llegó el momento de decir basta! Más allá de una forma de cultura, más allá de una expresión artística, ¡los tebeos son útiles!
Y si no me creéis, sólo tenéis que pasaros por la web de Corporate Comics y comprobarlo. Los tebeos usados como argumento de venta, como forma de aleccionar trabajadores y clientes.
Coñas aparte, es un buen ejemplo de cómo la historieta es algo más que un medio de entretenimiento y puede ser usado como un medio de comunicación de cualquier concepto. Lo que llevaría a retomar el eterno debate sobre el uso didáctico de los tebeos, desgraciadamente en desuso, etc, etc.
De momento, reíros un rato en Corporate Comics. Bueno, y si os gusta, os podéis pedir uno a medida...
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Lecturas de otros veranos. Verano del 91

Los tópicos están para derrumbarlos. Eso debían pensar Makyo, Letendre y Dodier cuando crearon al detective privado más alejado de los clichés que se pueda uno imaginar. Jovenzuelo, inexperto, ni ha sido policia ni es un durezas, es ingenuo, no bebe, no fuma, no va con mujeres...incluso es pelín mastuerzo, el pobre. Pero pese a todo, Jerome K. Jerome Bloche protagoniza una serie que sigue al pie de la letra los cánones del género negro con historias inteligentes, perfectamente construidas. LeTendre y Makyo, guionistas de reputación sobrada con series como La Búsqueda del pájaro del tiempo o la Balada del fin del mundo, pasaban del género fantástico a uno de los géneros más queridos por el público francés (conocido entre ellos como polar) con esta serie arriesgada y atípica, en la que conseguían un perfecto balance entre las historias y el protagonista, creando historias frescas, distintas. Una serie que en Francia ha gozado de gran éxito y ya cuenta con dieciseis entregas en Francia (y anuncia otra octubre). Por desgracia, en España sólo se llegaron a editar cinco álbumes de esta serie de la mano de la incursión en los tebeos de Anaya (que llegó a publicar tebeos tan extraordinarios como el Satí de Yann y Edith). Pocos, pero suficientes para ver con qué acierto los autores iban haciendo evolucionar al protagonista, que maduraba con cada historia, con su relación con unos personajes perfectamente definidos y perfilados. Jerome fue creciendo con el paso de los años y, veinte años después, el personaje ha cambiado, pero manteniendo su personalidad propia. Y no sólo él, es espectacular ver la evolcuión artística de Dodier, que tiene en el personaje prácticamente su única obra y que siguió una maduración paralela a la de su creación.
No estaría de más que alguien se diera por aludido y se decidiese a continuar esta serie por aquí....
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Miércoles.20.Agosto
Contacto con los lectores
Ya se sabe que el contacto con el lector es fundamental, así que los increíblemente activos chicos de Alecta/Recerca (no por nada, pero es que con esta canícula, cualquiera mueve un dedo, joer) se han montado un foro y lo estrenan con un concurso para elegir la portada del siguiente número de Luther Arkwright. Sortean tebeillos y dibujo del Talbot, al loro.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Avance Dude
Nueva entrega de las aventuras de Bone, pero esta vez recopilando historias cortas del "Universo Bone" del propio Smith y de Stan Sakai. Ribblet se llama el proyecto y es la antesala de tebeos como los esperados "Stupid, Stupid Rat Tails" y "Rose".


Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Lecturas poco recomendables para el cerebro (pueden hacerte pensar)

Después de una buena maratón de lecturas, por fin he acabado de leer dos interesantes publicaciones teóricas que me llegaron el otro día. En primer lugar, el número inicial de la nueva etapa del Comic Book Artist, esta vez de la mano de TopShelf y con un arranque espectacular: entrevistas a Neal Adams, Alex Ross, Art Spiegelman, Bill Griffith, Skecthbook de Craig Thompson...vamos, un número de lujo que, además, se acerca cada vez más en formato, estética e intenciones al Comics Journal, una revista a la que siempre ha aspirado. Pero el Journal es mucho Journal y los 25 años de experiencia se notan. Por un lado, los contenidos del CBA siempre han tenido una mayor tendencia al mainstream e incluso el fandom más duro (sin llegar, por supuesto, a los excesos del Wizard), mientras que el Journal se ha decantado siempre por la defensa de las editoriales alternativas, en cierta medida complementándose mutuamente. Por otra parte, las entrevistas del CBA siempre han sido menos elaboradas que las de su competidor, con una peligrosa tendencia al caos y a la charla informal. Si bien esta característica hacía muchas veces más entretenida su lectura, también es cierto que les restaba bastante utilidad. Para este primer número, sin embargo, se nota un intento de enmendar este problema y las entrevistas parecen bastante mejor preparadas. Veremos la evolución que sigue de esta revista.
La segunda lectura es bastante más profunda: el Comics Journal Library dedicado a Frank Miller, recopilando todas las entrevistas que se han hecho a este autor a lo largo de casi dos décadas en la revista. Un número de lujo, editado a gran formato y que es tan recomendable como el especial de Jack Kirby o los especiales estacionales de la revista.
No puedo evitar tener una relación de amor-odio con Frank Miller, una relación que me confirma sobradamente la lectura de estas entrevistas. No voy a negar el genio de Miller, sus tebeos han supuesto una revolución en la forma de entender la historieta y su estilo consigue una asombrosa mezcla de influencias que tiene una fuerza arrebatadora. Su Daredevil es un ejemplo de experimentación continuada, de lecciones de storytelling al precio de un comic-book. Aunque su dibujo sigue siendo igual de malo que por aquellas épocas (e incluso peor), su narrativa es sorprendente y poderosa. Las escenas que Miller cuenta son capaces de aumentar nuestra adrenalina, de conmovernos, de sorprendernos. Todo esto es indudable y no seré yo el que lo niegue. Pero también tiene su "lado oscuro", lo que en las primeras entrevistas vemos que es un interés por volver a un modelo de héroe clásico, ligado con los clásicos de Raymond o Foster, con el paso del tiempo ha derivado hacia un modelo de héroe mucho más peligroso, el superhombre de tonos fascistoides. Si en las primeras entrevistas Miller defiende el héroe que antepone sus moral, que tiene principios y que es seguido por sus valores, poco a poco vamos viendo como esa concepción se transforma en la de un héroe-líder que impone sus valores porque son superiores a los de la mayoría, en una concepción bastante próxima al fascismo de libro (pero que está perfectamente a tono con la actual política americana). Un giro lento pero constante que cada vez se ha visto más en sus tebeos, abocados a ese héroe al margen de la sociedad que sólo puede imponer sus valores por la fuerza y que es superior a los demás porque sí y que se reflejaría claramente en Sin City o 300 y que se atisbaban en DK.
Paradójico, además, al comparar la recién leída entrevista con el lúcido Adams o el vitriólico (y pelín egomaniaco) Spiegelman y compararla con Miller, todos grandes experimentadores del medio, pero con ideales en direcciones opuestas.
Queda, al menos, la increíble capacidad creadora de Miller, que demuestra en sus entrevistas un conocimiento enciclopédico de los clásicos del tebeo, de los que se ha nutrido y aprendido, buscando dar un paso más que sus maestros siempre. Por desgracia también nos queda que su influencia ha sido mayor a nivel de contenidos que a nivel creativo. Supongo que porque es más fácil eso que ser verdaderamente bueno.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 4 comentarios


Jueves.21.Agosto
El maligno Zé me posee

Hoy me vais a permitir una recomendación cinéfila absolutamente frikoide. Sabido es (y si no, os lo digo), que me suelen entusiasmar las películas de terror y que, para deshonor mío, me encanta ver películas de terror casposo. Si os consideráis dentro de este subgnéro humano, no os perdáis por nada del mundo el ciclo de películas de Ze de Caixao que emite Calle 13.
Ze do Caixao (Zé del ataud) es uno de los personajes más alucinógenos que ha proporcionado el cine brasileño (de por sí, bastante curioso). Películas casposas hechas con cuatro duros en las que el propio director, José Mojica, interpretaba las aventuras de este personaje deleznable, uno de los villanos más malosos de la historia del cine (a larga distancia de los Hermanos Malasombra) y que, por extraño que parezca, es el antecedente directo de Freddy Krueger y otros mitos actuales del cine de terror. Las películas que está emitiendo Calle 13 (de momento À Meia Noite Levarei a sua Alma y Esta Noite Encarnarei no Teu Cadáver) nos presentan un perverso enterrador obsesionado con procrear y extender su semilla para poder inmortalizarse a través de la sangre mientras siembra el terror con sus terribles actos ateos (aquí hay que hacer un paréntesis, en un país tan sumamente católico como Brasil, escenas como el malvado Zé comiendo carne en pleno Viernes Santo frente a una procesión son casi escatológicas). Se podrían considerar como películas de gore naif que el inclasificable José Mojica (que llegó a identificarse incluso físicamente con su personaje dejándose crecer unas largas uñas) ha llevado a categoría de culto en su país, donde el personaje es todo un mito popular.
No os lo perdáis. Ah! y ojito que el próximo miércoles se emite El despertar de la Bestia, una de las películas más prohibidas y censuradas de Jose Mojica.
Joder, estoy enfermo...

Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


Avance Astiberri
¡Qué difícil es enamorar a una jovencilla! Sobre todo, si eres la momia de un faraón en pleno final del siglo XIX.
La solución, en breve de la mano de Astiberri, que abre la publicación en nuestro país del indispensable Emmanuel Guibert (del que se supone que veremos también en breve La Guerre d'Alan) con La hija del profesor.
Indispensable.



Enviado por Álvaro :: [+] :: 3 comentarios


Viernes.22.Agosto
¡Despierta manga!

Curiosa la polvoreda reflexiva que se está desatando en los USA sobre el manga, motivada fundamentalmente por la irrupción lenta pero segura de los tebeos japoneses en la lista de ventas de graphic novels. En los últimos meses los "analistas" del tebeo han podido comprobar como el TOP 50 se va llenando de más y más tomos con personajes de ojos rasgados en sus portadas. Precisamente hace poco Grant Morrison hacía una reflexión al respecto y le toca ahora a Sean T. Collins en Attentiondeficitdisorderly Too Flat, que desarrolla toda una teoría abstante próxima a la realidad.
Básicamente coincido en varios puntos, pero fundamentalmente en dos: uno, el manga atrae a más público que el cómic mainstream americano al uso gracias a su variedad de temáticas, que permite que cualquiera pueda leer un tebeo casi a su medida. Y dos, los lectores de manga pueden pasar fácilmente a cualquier otro tipo de tebeo de temática variada más próximo al espíritu de "tebeo europeo" que al tebeo americano de superhéroes.
Ambos puntos los he comprobado personalmente: no sólo es que el manga venda más por las series de televisión, es que la variedad de lectores jóvenes que llega a él por el boca a boca es impresionante, logrando incluso que las mujeres, ese colectivo tradicionalmente alejado del cómic, se acerque de forma natural (fundamentalmente porque encuentran tramas que no van dirigidas a machos adolescentes con las hormonas batidas ya a punto de nieve, creo). Pero es que también he podido comprobar como el lector de manga da el salto a otro tipo de tebeos. Recuerdo mi sorpresa en la Burjassotaku, una reunión de mangakas en la que me esperaba encontrar una caterba de seguidores locos de Saint Seiya y lo que descubrí es un público ávido de nuevas lecturas, abierto a todo tipo de tebeos y, generalmente, con buenas referencias.
La equiparación tebeo=género de superhéroes se está demostrando como terrible, tal y como vemos en países como España o USA, clónicos en sus comportamientos de mercado, algo que no ocurre donde la variedad es la norma en las estanterías de librerías especializadas o no (Japón o Francia).
No es ya sólo la archicriticada continuidad, es el agotamiento de las ideas y la imposibilidad de acceder mediante este género a toda una panoplia de temáticas lo que posiblemente está hundiendo el tebeo. Porque el éxito del manga demuestra que si que existe un espacio para los tebeos en la cultura popular. Lo único es que hay que darle al publico tebeos que traten temas que les interesen: ¿que te gusta el futbol? Ahí tienes a Oliver y Benji, ¿o prefieres las historias románticas al estilo más fotonovelero?, acude al sojo manga. Terror, ciencia ficción, policiaco, porno, homosexual, humor, escolar, surrealista... todo es tratado en el manga. Verdad es que en Japón esta tendencia tiene mucho que ver con estrategias comerciales (que parece ser que han detectado que se deben hacer mangas para la tercera edad, un nicho de no lectores a conquistar), pero posiblemente y vistos los resultados...¿no será que es la estrategia correcta?
Enviado por Álvaro :: [+] :: 8 comentarios


Sábado.23.Agosto
Cosas de gúguel
A ver, el que ha entrado aquí buscando en Gúguel "cual es mi numero de la suerte para la loteria nacional este 15 de septiembre" que me diga si le ha funcionado, porque como sea así, mando a la mierda los tebeos(en el mejor estilo fernángomeziano) y transformo la Cárcel en la mejor página rappeliana del planeta. Y a forrarme, que uno es millonario vocacional, pero no tenía numerus clausus para entrar en la carrera.
Y a lo mejor hasta me toca a mí la primitiva... ¿Será que tengo que jugar al número de visitas o algo así?
Enviado por Álvaro :: [+] :: 3 comentarios


Domingo.24.Agosto
Lecturas de otros veranos. Verano del 91

El otro día, cuando os hablé de Jerome K. Jerome Bloche comenté de pasadilla la edición en España de Satí, un sensacional tebeo de Yann y Edith que se publicó sin pena ni gloria en la colección Grandes Aventuras de Anaya. Satí pertenece a la serie Les Aventures de Basil et Victoria, una saga que se podría enmarcar dentro de las aventuras infantiles tan gratas al público francés pero que apenas unas páginas de lectura nos dejarán claro lo mucho que se alejan de ese concepto. La culpa de todo la tiene Yann, uno de los guionistas más interesantes del panorama galo, autor de series tan importantes como Sambre (bajo el seudónimo de Balac), Lolo y Succette (publicada por estos lares en Kiss y El Víbora), Pin-Up (publicada por Norma) y la fundamental Les innomables, con Conrad, desgraciadamente inédita en España. En Basil et Victoria el guionista recreó el universo victoriano de una forma espeluznante, a través de la visión de dos niños de la calle que subsisten como pueden durante el día por el barrio de White Chapel y duermen en hogares de acogida. Un guión durísimo que la presencia de los niños no dulcifica, al contrario, consigue amargarlo todavía más. En España sólo se llegó a publicar la primera de las aventuras, de gran calidad, pero que todavía estaba demasiado ocupada en la presentación de los personajes. Por desgracia, no pudimos llegar a ver el impresionante Jack, justamente premiado con el Alpha-Art de ese año. Una revisión del mito de Jack El Destripador (que sigue las teorías marcadas por Alan Moore, por cierto) que narra los acontecimentos de White Chapel desde la mirada de los dos niños. Un álbum imprescindible que posiblemente hoy quedaría demasiado marcado por la lectura de From Hell, pero que su diferente perspectiva lo hace muy distinto.
Recientemente Los Humanoides han reeditado Satí, así que supongo que en breve estarán de nuevo disponibles (en la lengua de Asterix, por supuesto) Jack y Zanzibar, los dos álbumes que componen la trilogía soberbiamente dibujados por Edith.
Aunque ya puestos a pedir, alguna "pequeña" se podía fijar en Les Innomables, una de las mejores series francesas de la última década.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 3 comentarios


Dividís... ¿y tibidís?
En mitad de una turbia disputa sobre el estado real de las finanzas de CrossGen (una editorial nacida estrictamente como un experimento de mercado por parte de un millonario de dinero fácil), perfectamente resumida en Journalista! y que se podría resumir en que varios dibujantes reciben largas a la hora de cobrar, supuestamente por problemas de liquidez debida a las grandes inversiones que realizaba la compañía.
Aún partiendo de un punto interesante como la recuperación de la temática basada en los géneros clásicos (fantasía, ciencia-ficción, terror..) y la elección clara de un segmento de público juvenil, Crossgen ha caído rápidamente en los errores y vicios que tanto han sido criticados en las grandes: el mantenimiento de la continuidad, el uso de universos "propios" cerrados, etc.
Sin embargo, e independientemente de estos puntos y de su dudosa calidad, lo cierto es que la editorial acaba de dar la campanada con un anuncio que, por lo menos, puede dar lugar a curiosidad por sus resultados. Si todo va bien, CrossGen será la primera editorial en editar DVDs de tebeos. Como lo oís, tebeos trasladados al soporte digital, que podrán ser visionados en televisión mediante animaciones viñeta a viñeta (al estilo de los ultimates que marvel serializó en internet, supongo), incluyendo, por supuesto, multitud de extras y demás. Cada DVD incluirá seis números de las series de CrossGen por 10$, lo que supone un ahorro de casi 8$, aunque en principio, el mayor interés es recuperar el sector del público que es incapaz de abrir algo hecho de papel y letras y, sin embargo, puede permanecer horas y horas delante del televisor.
No es la primera vez que se intenta algo parecido, ya que editoriales como Malibú o Dark Horse habían intentado el salto al formato CD con bastante poco éxito y revistas de tronío como MAD han editado recopilatorios en CD de todos sus números.
Personalmente, debe reconocer mi absoluto fetichismo del tebeo en papel, con olorcito a tinta recién impresa, y por ello no puedo dejar de tener cierto recelo con esta iniciativa, pero lo que es indudable es que puede dar nuevas vías de distribución a la historieta o lo que sea, ya que el problema seguirá siendo el de siempre: ¿seguirá siendo eso historieta?
Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


Lunes.25.Agosto
Dos cositas

Dos recomendaciones que tendréis esta semana en vuestras librerías especializadas preferidas:
- La primera, la cuarta entrega de la Biblioteca de la EC comics que publica Planeta de Agostini. Todas son bienvenidas, pero en este cuarto volumen aparece la primera de las historias que Bernard Krigstein realizaría para esta editorial. Posiblemente no es la mejor en cuanto a guión, pero avanza algunos de sus conceptos gráficos. Y en el próximo volumen, dos historias a falta de una, a la espera de los recopilatorios de historias de crimen en los que aparecerán sus mejores historias. Y si no podéis esperar, ya sabéis que en Septiembre aparece el segundo volumen de la obra dedicada a este autor en Fantagraphics. Un autor del que nunca sabremos hasta dónde habría llegado en el mundo de la historieta si no se hubiese retirado. Sus cómics en la EC son obras maestras, comenzando por Master Race y The Fliying Machine, dos de las historias publicadas en el primer volumen de la obra de Fantagraphcis, centrada en la biografía de un autor tremendamente interesado en estudiar las posiblidades narrativas y gráficas del medio.
- La segunda, radicalmente distinta, es el recopilatorio de las historias a color de Ken Parker que publica Norma. Un personaje creado para Bonelli por Berardi y Milazzo y que se puede considerar como uno de los grandes westerns de la historia del tebeo. En este álbum se verán la que es considerada como una de als mejores historias de toda la serie. Lo que es decir mucho, porque las historias de este personaje son preciosas no sólo por el virtuosismo gráfico de Milazzo, sino por la profunda y desbordante humanidad que desprenden sus páginas. Son verdaderos cantos a la vida, emocionantes e incluso poéticos. Un tebeo fundamental que debería ser reeditado en condiciones, ya que la edición de Zinco, de bastante mala calidad, quedó cortada y se saldó finalmente. Quizás ahora que PdA está sacando el Tex de Bonelli sería el momento de plantearse editar las aventuras que se editaron bajo este sello.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 3 comentarios


Martes.26.Agosto
Perversión para nuestros indefensos niños

Una noticia bastante habitual por desgracia en los USA me ha recordado una de esas reflexiones que uno tiene en momentos de debilidad y que suelen terminar con cara de sorpresa ante el espejo y un rotundamente humillante "joder, qué viejo estoy!". Pero creo que es conveniente hacerla aquí.
Resulta que los yanquis tienen esa extraña moral que les lleva a prohibir a los niños cualquier cosa que muestre algo parecido a un jamón femenino y atacan, incluso legalmente, a los pobres libreros, culpables del terrible crimen de hacer llegar al futuro de América perversos tebeos que intentan llevar a los jóvenes a terribles pensamientos obscenos o ¡peor!, autodestructivas prácticas onanistas. El que haya tebeos que alaben muertes por descuartizamiento, asesinatos impunes y demás no es tan importante, que a fin de cuentas, si tienen que garantizar la democracia y el mundo libre, eso no se hace sin romper algún huevo, ¿no?
Doy por sentado que todo el mundo estará de acuerdo que la única respuesta lógica a este tipo de sociedad es traducir la frase de Asterix a un "están locos, estos yanquis", pero me recuerda una lúcida reflexión que leí hace tiempo en una crítica de Authority y que tenía que ver con el cambio producido en los tebeos USA, que habían pasado de dirigirse a los lectores infantiles y juveniles a otro tipo de lector más adulto. Un cambio que afecta a los contenidos, pero no a la realidad, porque en los USA (y aquí sin ir más lejos), los tebeos siguen siendo objetos considerados como infantiles. Si os fijáis, los tebeos de los 40-50 de superhéroes tenían un cierto criterio formativo, defiendendo unos valores "clásicos": los fuertes defienden a los débiles, la justicia debe preservarse, el respeto mútuo, los malos pierden y los buenos ganan. Lo que todo sea dicho, no me parece del todo mal (joder, que fachoso me estoy volviendo, debo volver urgentemente a mis rojerio progresistoide), pero que no debe confundirse con el hecho de que los tebeos actuales se crean pensando en un público claramente adulto, con critero suficiente como para juzgar lo que lee. Un problema claramente provocado por la pérdida de lectores infantiles del tebeo, que se decantan por otro tipo de entretenimiento. De nuevo, la gran cuestión: no existen tebeos para niños, con contenidos infantiles adecuados pero que no caigan en la insultante corrección política que supone que los niños tienen el desarrollo neuronal de una ameba (quizás lo que mejor podría encajar en esta definición es el Little Lit de Spiegelman, un honroso intento de recuperación del tebo infantil muy inteligente).
Sin embargo, la situación se me antoja como un el caldo de cultivo extrañamente similar a lo acontecido a finales de los 50 con los tebeos de la EC: tebeos dirigidos a adultos contemplados por una sociedad que piensa que son leídos por niños. Un explosivo precedente en una sociedad tan puritana como la americana, que es capaz de hacer del rezo en las escuelas un problema nacional y que puede dar lugar a resultados absolutamente impredecibles. Sólo es necesario que algún nuevo Wertham, renacido esta vez en estrella televisiva, aspirante a gobernador o presidente con cerebro de protozoo sea el que comience la campaña.

Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Avance de Norma Editorial
Los chicos de Zona Negativa se lo han currado y han conseguido un avance de novedades de Norma durante los próximos seis meses. La lista completa es bastante larga, pero destaco las cosas que me interesan más;

Octubre:
La legión de Superboy TPB, de Davis y Farmer. No es ninguna maravilla, pero el dibujo de Davis siempre vale la pena.
Y, el último hombre, una de las series revelaciones de la temporada.
Hellblazer: Buenas intenciones, de Azzarello y Frussin
Noviembre
El as enemigo: Guerra en el cielo, de Ennis, Weston y Alamy. Miedo me da lo que puede hacer Ennis con este personaje clásico...veremos.
La casa en el confín de la Tierra, de R. Corben y Simon Revelstroke. Sobre un cuento de Hogdson, una impresionante obra de terror, indispensable.
The Sandman: Estación de nieblas. ¡Mi saga preferida de Sandman! Indispensable
Diciembre
Catwoman: El gran golpe, de Darwyn Cooke. Aunque sólo sea por admirar el trabajo de Cooke, vale la pena.
Fábulas: Leyendas en el exilio. Una serie entretenida, aunque en exceso sobrevalorada. Eso sí, se lee dignamente.
Enero 2004
Batman: Luz de gas. Un bonito Mignola, poco más, pero bonito.
The Sandman: Un juego de ti
Gotham Central, un interesante intento de llevar el género negro al mainstream. El simple hecho de que esté Brubaker detrás, es suficiente.
Hellblazer: Congelados

Lo más interesante, desde luego es que ¡por fin! Norma se pasa al TPB, incluyendo completa una serie y no rompiéndola en dos prestigios innecesariamente. Un avance que se pedía a gritos desde hace tiempo. Por lo demás, recuperación acelerada de series como Sandman o Hellblazer, que aceleran su ritmo, y publicación de series que han pegado fuerte como Catwoman, Y, Fables o Gotham Central. Lo más interesante a mi entender será la edición de Gotham Central, una serie que ha despertado muchísimas buenas críticas y, sobre todo, La casa en el confín de la tierra, una de las mejores obras en mucho tiempo, indispensable.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 6 comentarios


Miércoles.27.Agosto
Lecturas de otros veranos

En la sección Remember ésta que me está saliendo le toca hoy turno a un autor: Miguel Calatayud. Yo tuve la suerte de descubrirlo en la recordada Trinca, donde ilustró dos series sorprendentes y vanguardistas: Peter Petrake y Los doce trabajos de Hércules. Dos series que rompían con el estilo de la revista y que derivaban directamente de la psicodelía de finales de los 60, que ingresaban en el grupo de series pop que los franceses Pellaert o Devil habían iniciado con Pravda, Jodelle o Saga de Xam. Los dibujos de alegres colores y fina línea de Calatayud eran un soplo de aire fresco, algo nuevo que se diferenciaba radicalmente de lo que se estaba ahciendo en este país. Posiblemente tan adelantado a su tiempo que fue ignorado. Durante mucho tiempo, la única noticia que se tenía del autor eran las portadas que semanalmente hacía en la Cartelera Turia (paradoja del tiempo, donde hoy colaboro). Imaginativas, distintas, vanguardistas, las portadas de la Turia eran un referente obligado todas las semanas, descubrir la nueva maravilla de un autor que, por desgracia, parecía ya alejado de los tebeos. Sin embargo, la aparición de Cairo y el auge de los dibujantes mal llamados de "línea clara" consiguió lo imposible: recuperar a Calatayud. Curiosamente, siempre se ha dicho que los dibujantes de la escuela valenciana de los 80 eran seguidores de Hergé. Un tremendo error, porque los Torres, Sento o Micharmut a quien tenían como guía espiritual y artística era precisamente a Miguel Calatayud. Primero fue la preciosa editorial Arrebato (un intento serio de introducir la línea Atomium en España), que editó esa joyita que es La Pista Atlántica, introducción de su investigador Gili Lacosta. Después vendría El proyecto Cíclope y sus historias para la extinta Rumbo Sur (con la
preciosa La Diosa Sumergida al frente) y, más tarde de nuevo el silencio. Silencio que desde entonces sólo se ha roto dos veces, la primera en el 92 con la edición de La desaparición de Gonzalo Guerrero, un precioso álbum de la colección conmemorativa que sacó Planeta (posiblemente, uno de los mejores), en el que Calatayud despliega todo su saber. Un álbum donde la composición no sólo espacial, sino también cromática, están estudiadas hasta el último detalle. Posiblemente, Calatayud haya sido uno de los pocos autores que haya comprendido en profundidad la capacidad emotiva y narrativa del color, investigando sobre ella profundamente y logrando siempre una cromaticidad de una belleza insuperable. La segunda ruptura fue apoteósica, de la mano de Edicions de Ponent,que se atrevió con El pie frito, una arriesgada obra a medio camino entre el cuento ilustrado, la historieta y el auca que le valió el premio del Salón de Barcelona, no sin controversia.
Un autor que ha tenido una influencia fundamental en el tebeo español y que, por desgracia, es hoy casi un desconocido. Siempre nos quedará su labor como ilustrador, indispensable.
Por si a alguien le interesa, os dejo una entrevista que le hice ya hace un par de años.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Sin comentarios


Jueves.28.Agosto
¿Es esto lo que espera a los superhéroes?






Instalación "Nursing Home", dentro de la exposición de Gilles Barbier, "The American Effect" en el Whitney Museum.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios


Viernes.29.Agosto
Cahiers
Una excelente noticia para los aficionados a la BD. A partir del próximo Enero, reaparece una de las revistas míticas sobre historieta, precursora de prácticamente todas las que después han sido: Les Cahiers de la bande dessinée. Una revista que marcó un antes y un después en la información, divulgación y crítica del tebeo por la calidad de sus colaboraciones y la rigurosidad y seriedad con que se planteba su función. La dirigirá otro histórico del estudio tebeístico, Henri Filippini, autor del Dictionnaire encyclopédique de la BD, entre otras muchísimas obras.
Una revista que reaparece en plena efervescencia de las publicaciones teóricas en Francia, uniéndose a las BoDoï, Bang! (¿será verdad que veremos una versión en castellano?), Neuvième Art, DBD (Les Dossiers de la BD) o La Lettre de Dargaud, y que contrasta con el agónico panorama español, donde apenas sobreviven las revistas de información, excepción hecha de Trama.
Enviado por Álvaro :: [+] :: Un Comentario


Sábado.30.Agosto
Llega el demoníaco Septiembre

Salen las primeras novedades postvacaciones, en este caso las de Norma. De momento, lo único leído es el nuevo tomo de Hellboy y el segundo de El Asco.
Respecto a Hellboy, poco que decir que no se haya dicho ya. Una serie progiosamente dibujada, un estilo elegante y que siempre, siempre sorprende. La historia, también como siempre, un pastiche entre las historias de aventuras más tópicas del pulp, la mitología y el humor. Una mezcla que despierta tanto pasiones como indiferencia. A mí personalmente las historias de Hellboy me suelen divertr, aunque entiendo perfectamente las argumentaciones de sus detractores. En este volumen, eso sí, un "extra" de lujo: la historia de Screwhead que le reportó a Mignola el Eisner a la mejor historia de humor. Casi una autoparodia divertida (aunque, seamos sinceros, no mucho), pero que está dibujada con una maestría insultante.
Respecto a la serie de Morrison, mantengo la misma opinión que hasta ahora. Divertida y provocadora (con bastante más inteligencia que Ennis u otros), pero la avalancha de ideas es tan desbordante que se queda en eso, una avalancha. Me sigue cargando su cripticismo y su maniaco-compulsión conspiradora. Por lo menos, la trama central de este tomo se aleja algo de su temática recurrente, centrándose en la historia del supersemental de semen negro, bastante divertida.
A destacar la buena labor de Weston y que por fin Norma dé el paso de publicar tomos recopilatorios y no prestigios de dos numeritos. En el caso de Morrison, la lectura seguida de todo el arco argumental hace que gane bastantes enteros.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 5 comentarios


Tres eran tres

A ver, por orden: en primer lugar, destacar el artículo publicado en La Guía del Cómic sobre la BD portuguesa, un largo repaso que complementa el que en su día se publicó en Tebeosfera y que de nuevo nos pone los dientes largos sobre un tebeo completamente desconocido en nuestro país pese a ser vecinos. Afortunadamente, la proximidad ha conseguido que algunas de las ediciones se puedan ver en nuestro país, así que armándose de un poco de valor y un buen diccionario, leer las obras en su portugués original no es tan complicado.
Aunque Devir está poco a poco editando obras tan fundamentales como La peor banda del mundo (que debéis comprar y admirar sin falta), todavía hay mucho camino que andar. Precisamente el artículo de La Guía me ha recordado el excelente Mr. Borroughs de David Soares y Pedro Nora, una profunda y arriesgada reflexión sobre la creatividad literaria y la motivación del escritor, usando como protagonista una figura tan carismática como la William Borroughs. Un tebeo pleno de referencias a la vida del escritor (su pasión por el arte abstracto, sus obras, sus colaboraciones con músicos de rock...) que da una vuelta de tuerca al por qué de la creación. A destacar el crudo dibujo de Pedro Nora, desgarrado y sucio como la propia historia.


Dos. Una lecturita que se me había pasado y he recuperado: Vertigo Pop! Tokyo. Un extraño pero sugerente tebeo de Jonathan Vankin con dibujos de Seth Fisher que hace un repaso al impacto de la cultura americana en el Japón actual. Vankin es un activo periodista especializado en contracultura, bastante famoso en los USA, que aprovecha su estancia de tres años en Japón para analizar las posibles influencias, creando una histérica historia que junta estrellas de la música, sojo manga y yakuzas en una mezcla tan aberrante como curiosa. Una excusa para tener una línea argumental que le permita mostrar desde cómo ha cambiado la cultura juvenil al chirriante encaje entre tradicionalismo nipón y cultura de comida basura. Todo acompañado con el sorprendente dibujo de Seth Fisher, que combina un estilo sintético para la figura humana con un detallismo exacerbado en los fondos y ambientaciones, a medio camino entre Geoff Darrow y Love Hina. No pasará a la historia del tebeo, pero aunque cumple la premisa de la serie y sorprende, lo mínimo que se le puede exigir.


Y tres, otra novedad, que en este caso me viene de más lejos (porque hace mucho que lo leí, no por otra razón) pero que hay que resaltar: Mr. Jean, Noches de Insomnio, el segundo álbum de la serie (por fin reanudada) de Dupuy y Berberian, recomendabilísimo como todos. Con una estructura similar de historias sueltas, pero con un hilo argumental central, este álbum se centra en el simbólico cumplimiento de los 30 años, una fecha crítica en muchos hombres y que, evidentemente, no podía dejar de serlo en Mr. Jean. Historias en las que es fácil verse reflejado, gracias a la habilidad de sus autores en trasnmitirnos los sentimientos encontrados, las sensaciones de su protagonista. A destacar el capítulo que transcurre en Lisboa, no sólo por la rigurosidad de ambientación y documentación (algo en lo que Dupuy y Berberian siempre han destacado y que se puede ver en sus "carnets"), sino por la bella historia plena de referencias a Pessoa no sólo literales, sino en el espíritu de lo que se nos cuenta. Un álbum de obligatoria lectura.
Además, reflexiona sobre el insomnio, desagradable problema que me está atacando desde hace unos días (supongo que debido al síndrome postvacacional y pretrabajil), por lo que me identifico todavía más.
Enviado por Álvaro :: [+] :: 2 comentarios







Weblog
Preferidos
Foro
Artículos
Día de visita
Enlaces
Sobre el autor